Enlaces de accesibilidad

EEUU aboga en la OEA por crear grupo mixto para abordar crisis en Venezuela.


El Canciller de México, Luis Aldegaray, preside la 47 Asamblea General de la OEA.

Todavía no hay un texto definitivo de resolución, pero los puntos que sin duda estarían incluidos son la petición al Gobierno venezolano para que inicie un nuevo proceso de diálogo con la oposición, acompañado por un grupo de países u otro mecanismo, así como que abra un canal humanitario

Un grupo de países de la Organización de Estados Americanos (OEA) liderado por México negocia un proyecto de resolución sobre la crisis de Venezuela para aprobarlo en la 47 Asamblea General de Cancún, tras no lograr acuerdo ayer en una reunión de cancilleres.

Esas naciones, entre ellas las más potentes de la región como
EEUU, Canadá o Brasil, tratan de convencer por lo menos a tres países para que se sumen a los 20 que ayer apoyaron su propuesta y así lograr la mayoría necesaria de dos tercios, según explicaron a EFE varias fuentes diplomáticas.

Por su parte el subsecretario de Estado de Estados Unidos, John Sullivan, abogó hoy por que se vote en la Asamblea General de la OEA la resolución sobre Venezuela que ayer no prosperó en la reunión de cancilleres y que incluye crear un grupo de países para facilitar una salida a la crisis del país.

"La resolución no crea el grupo ni lo constituye, solo autoriza su creación, (...) propone un grupo equilibrado de naciones interesadas en contribuir a una resolución de la crisis de Venezuela", dijo Sullivan en una rueda de prensa en Cancún.

Estados Unidos considera que autorizar ese grupo es "lo mínimo que puede hacer" la OEA y que el que Venezuela lo haya rechazado de antemano no es óbice para que los países de la región "hagan todo lo posible" para contribuir a una solución para los venezolanos.

Sullivan señaló que esta autorización es un "paso modesto" porque no supone definir todavía los miembros, aunque sugirió que podría incluir tanto a un grupo "equilibrado" de naciones de la región como a "actores externos" como El Vaticano y la ONU.

De acuerdo con el reglamento de la Asamblea solo necesitarían 18 votos, pero quieren mostrar que tienen los apoyos que requería la reunión de cancilleres, dos tercios de los 34 Estados representados en ese encuentro.

El texto podría ser similar al que se votó el lunes sin éxito, aunque quizás menos estricto para lograr el apoyo de países antillanos para las que demandas como el cese de la Asamblea Nacional Constituyente o la liberación de los políticos presos son inasumibles.

Todavía no hay un texto definitivo de resolución, pero los puntos que sin duda estarían incluidos son la petición al Gobierno venezolano para que inicie un nuevo proceso de diálogo con la oposición, acompañado por un grupo de países u otro mecanismo, así como que abra un canal humanitario.

"La Asamblea puede retomar el tema venezolano y aprobar por mayoría simple, por 18 votos, esta resolución", dijo el lunes a los periodistas el diputado opositor venezolano William Dávila.

Una fuente de la oposición venezolana explicó que no lograron reunir los 23 votos porque algunos de los 14 países del Caricom, que se benefician del petróleo venezolano, se habían comprometido a votar a favor del nuevo proyecto, pero lo modificaron a último momento.

Para José Miguel Vivanco, director de la División de las Américas de Human Rights Watch (HRW), en el debate sobre Venezuela fue evidente la "debilidad de la OEA" y si no se aprueba un pronunciamiento, será un triunfo para Caracas.

"La OEA debe lanzar un ultimátum a Venezuela, que se le haga ver que es considerada como una dictadura y que se expone a ser aislada y ser tratada como un paria", advirtió Vivanco.

Maduro nombra nuevo jefe de la criticada Guardia Nacional

Mientras en la OEA se preparan a contar los votos, en las calles de Venezuela los manifestantes opositores siguen contando muertos, afirmó este martes en su cuenta de Twitter, la magistrada Cecilia Sosa, ex presidenta del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

Este martes, Maduro reemplazó al jefe de la Guardia Nacional, el mayor general Antonio Benavides, por el mayor general Sergio Rivero, sin explicar el cambio, en momentos en que el componente ha sido fuertemente criticado por la represión usada contra las protestas opositoras.

"A ganar la paz, que es nuestra meta", le dijo al nuevo encargado de la policía militar.

Además, el mandatario ratificó al general Vladimir Padrino como ministro de Defensa, quien también ha recibido críticas por ser responsable de las Fuerzas Armadas venezolanas.

El líder opositor, Henrique Capriles Radonski, gobernador del estado Miranda, señaló que con esta decisión “se impuso” el ministro de Interior Justicia y Paz, Néstor Reverol, ante Benavides.

Ante los cambios en el alto mando Militar, Capriles aseguró que el descontento ha aumentado en las fuerzas armadas.

“Maduro corre anunciando cambios FANB, pero el descontento crece”, escribió el gobernador en su cuenta en Twitter.

En la OEA, el grupo liderado por México mantuvo reuniones tanto el lunes como en la mañana de este martes para tratar de que la Asamblea General de Cancún, que termina el miércoles, no concluya sin un gran acuerdo regional con propuestas sobre la crisis venezolana.

Canciller: Venezuela nunca más volverá a la OEA

En el inicio de los trabajos de la Asamblea, el canciller peruano Ricardo Luna fue el primero en referirse a la espinosa cuestión de Venezuela, sacudida desde el 1 de abril por protestas opositoras con saldo de 75 muertos.

Luna llamó al gobierno de Maduro a dar marcha atrás en su convocatoria a una Asamblea Constituyente porque estaría "creando un poder paralelo a los establecidos" por la constitución bolivariana, reclamó la liberación de presos políticos, poner fin a la represión de las manifestaciones, establecer un calendario electoral y atender la crisis humanitaria que aqueja al país.

"Exijo a Perú respeto (...). Si ellos forman parte de la camada de perritos simpáticos para el imperio, Venezuela no", respondió la canciller.

Canadá respaldó el pronunciamiento de Perú al subrayar que el llamado a una Constituyente por parte de Maduro "degrada" los valores democráticos del país.

"Este tipo de posiciones alientan a esa oposición violenta que se niega a participar en un proceso democrático. ¿A qué están llamando, a la guerra? Les exijo respeto a los sumisos", cuestionó la canciller.

Después tuvo otra guerra de palabras con Manuel González, canciller de Costa Rica, quien dijo que la OEA no puede "permanecer silenciosa ante un gobierno que suspende a su antojo elecciones" y "actúa con total impunidad".

La canciller venezolana acusó a González de ser un "analfabeta político que no conoce nada sobre Venezuela" y que con su posición "llama a que se mantenga la protesta violenta en las calles".

A pesar de haber llegado con una nutrida delegación al centro turístico mexicano de Cancún, donde se desarrolla la reunión, Rodríguez dijo que su país no avala ninguna resolución de la asamblea, y aseguró que Venezuela nunca más volverá a la Organización de Estados Americanos.

(Redactado por Pablo Alfonso, con información de EFE, AFP, Reuters y redes sociales)

XS
SM
MD
LG