Enlaces de accesibilidad

Lula anuncia que cumplirá el mandato: "No estoy por encima de la Justicia"


El expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, tras salir de la sede del sindicato metalúrgico de Sao Bernardo do Campo.

El expresidente brasileño Lula dice a partidarios que se entregará a la policía, insiste en su inocencia. No dijo cuándo ni dónde se entregará. Dirigentes de su Partido de los Trabajadores insinuaron que lo haría en las próximas horas.

Sao Bernardo do Campo - El expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva afirmó hoy que va a atender el mandato de prisión del juez Sergio Moro, durante un discurso ante simpatizantes que le acompañan en el sindicato metalúrgico de Sao Bernado do Campo.

Lula fue condenado a 12 años y 1 mes de cárcel por corrupción pasiva y lavado de dinero en un caso que involucra la cesión de un apartamento en un balneario del estado de Sao Paulo a cambio de contratos para una constructora con la petrolera Petrobras, empresa que está controlada por el Estado.

"Voy a atender el mandato de ellos", dijo Lula. "No estoy por encima de la Justicia. Creo en la Justicia, pero en una Justicia justa, con un proceso basado en pruebas concretas", insistió en sus primeras declaraciones desde que el juez Moro emitió la orden para su arresto el jueves.

El juez del Supremo Tribunal Federal de Brasil Edson Fachin rechazó el último intento del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva para suspender una orden de un juez que ordena al líder del Partido de los Trabajadores a empezar a cumplir la condena.

El equipo legal de Lula, que argumentó que no había agotado todas las instancias de reclamo antes de que un juez emitiera una orden para que se entregara a las autoridades, ya perdió un pedido de último minuto el viernes ante la principal corte de apelaciones del país.

"Soy un ciudadano indignado", agregó el expresidente, que denunció de nuevo que ha sido condenado sin pruebas y con falsas acusaciones, porque no posee el apartamento en la playa que, según la Fiscalía, habría obtenido a cambio de favorecer a una constructora con licitaciones públicas.

"Soy el único ser humano procesado por un apartamento que no es mío", afirmó Lula, que dijo sentirse víctima de una persecución judicial para truncar su carrera política y evitar que pueda repetir los logros sociales que alcanzó en sus dos mandatos.

El Partido de los Trabajadores insistió en que Lula, de 72 años, seguirá siendo el candidato de la formación para los comicios de octubre. Técnicamente, empezar a cumplir su condena no le obliga a abandonar la carrera electoral. La corte electoral brasileña, el Tribunal Superior Electoral, decidirá sobre las candidaturas en agosto. Se espera que vete al exdirigente en base a la ley que impide la elección de aspirantes con condenas confirmadas, aunque esa decisión podría ser recurrida.

[Agencias EFE y AP]

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG