Enlaces de accesibilidad

Represión contra opositores acalla llamados al diálogo en Venezuela


Marcha para protestar contra el Tribunal Supremo y para enfrentar el proceso constituyente.

"No hay nada que negociar, absolutamente nada", dijo el influyente político chavista Diosdado Cabello, cerrando la puerta a cualquier opción alternativa a la Asamblea Constituyente. Muchos manifestantes portaban banderas o gorras tricolores y entonaban cánticos como "¿Quiénes somos? ¡Venezuela! ¿Qué queremos? ¡Libertad!"

Varias personas resultaron heridas hoy en Venezuela al interceptar la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, Policía militarizada) marchas ciudadanas de apoyo a los nuevos magistrados del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) designados este viernes por el Parlamento, de mayoría opositora.

El incidente más grave se produjo en la ciudad de Barquisimeto del estado occidental Lara, donde el fotógrafo Luis Díaz, del periódico "La Prensa Lara", "fue salvajemente golpeado por la GNB, que incautó su cámara y memoria con material fotográfico", según informó el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP).

El sindicato difundió en su cuenta de Twitter una imagen de Díaz hospitalizado, junto al mensaje: "Presenta fractura de 2 costillas
del costal derecho tras golpiza que le dieron funcionarios de la
GNB".

La misma fuente informó que otros cuatro trabajadores de la prensa habían sufrido lesiones por disparos de perdigones mientras cubrían una marcha, también convocada por la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), en el este de Caracas.

En medio de estos hechos ya habituales en Venezuela, donde casi
cuatro meses de protestas han dejado 100 muertos, miles de heridos y
más de 4.000 detenidos, políticos del Gobierno y la oposición se
siguen expresando sobre una posible salida dialogada a la crisis que
vive el país.

El diputado opositor y expresidente del Parlamento Henry Ramos Allup contempló la posibilidad de negociar con Maduro siempre que este "suspenda inmediatamente" el proceso Constituyente activado por el chavismo y "convoque elecciones libres para cambiar de Gobierno".

A medida que se acerca la elección de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) -prevista para el 30 de julio- para redactar una nueva Carta Magna, dirigentes oficialistas y opositores han hecho públicas opiniones discordantes sobre nuevas conversaciones, sin que ninguno de los dos bandos haya revisado sus posturas encontradas.

En estas circunstancias, el chavismo se movilizó hoy en Caracas y algunos estados del país para promover las elecciones del 30 de julio.

"La ANC le pertenece al pueblo de Venezuela, no a ustedes, y no hay nada que negociar, absolutamente nada", dijo en uno de estos eventos dirigiéndose a la oposición el influyente político chavista Diosdado Cabello, cerrando la puerta a cualquier opción alternativa a la Asamblea Constituyente.

Miles de personas respondieron este sábado al llamado de la coalición opositora de movilizarse en Caracas y otras ciudades del interior para arreciar las presiones contra la Asamblea Constituyente a ocho días de la elección de sus miembros.

Muchos manifestantes portaban banderas o gorras tricolores y entonaban cánticos como "¿Quiénes somos? ¡Venezuela! ¿Qué queremos? ¡Libertad!"

Un grupo que intentó ocupar la autopista principal de Caracas fue dispersado por la Guardia Nacional mediante gases lacrimógenos. El grupo se replegó para volver a concentrarse en una avenida del este de la ciudad.

Como parte del denominado plan "Hora 0", los opositores intentaban llegar a la sede del Tribunal Supremo de Justicia, en el centro de la ciudad, que fue tomada desde el amanecer por guardias nacionales que bloquearon los accesos al lugar con el apoyo de camiones antimotines.

En los choques resultó herido Wuilly Arteaga, un manifestante opositor que se ha hecho famoso en Venezuela por tocar su violín frente a la primera línea de funcionarios de seguridad durante los violentos enfrentamientos.

El líder opositor Henrique Capriles llamó a sus seguidores, en su cuenta de Twitter, a unirse a la marcha para protestar contra el Tribunal Supremo y para enfrentar el proceso constituyente, que denominó "fraude".

En la víspera, la mayoría opositora de la Asamblea Nacional (congreso) nombró y juramentó a 13 magistrados y 20 suplentes del máximo tribunal en abierto reto al Tribunal Supremo _ controlado por el oficialismo_ que declaró nulo el acto de los congresistas e instruyó a las autoridades civiles y militares a tomar medidas de coerción contra los implicados en ese proceso.

Designación de magistrados.
Designación de magistrados.

"La activación de la Constituyente nos va a dar la suficiente energía, fuerza legal, moral e institucional, para que se restituya la paz de Venezuela", afirmó el viernes el presidente Nicolás Maduro al ratificar la continuidad del proceso para reescribir la constitución, que se da en medio de una creciente tensión política y las amenazas de sanciones estadounidenses.

Maduro desestimó el paro cívico nacional de 24 horas que se realizó el pasado jueves contra su gobierno y el proceso constituyente, y dijo que 95% de la industria privada operó ese día y que sólo la mitad del comercio se sumó a la acción de la oposición.

Los opositores sostienen que el paro cívico se cumplió en 85%, pero la cifra no se pudo contrastar con una fuente independiente.

Durante el paro opositor fallecieron cuatro personas en medio de disturbios callejeros que se registraron en tres estados del país, con lo que se elevó a 97 la cifra de muertos que han dejado los más de cien días de protestas antigubernamentales.

(Con información de Efe y AP)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG