Enlaces de accesibilidad

Comicios en México podrían ser apretados


La mayor parte de las encuestas siguen dando el primer lugar al candidato del PRI, Enrique Peña Nieto.

Firmas encuestadoras señalan que aunque el candidato del Partido Revolucionario Institucional mantiene la delantera su ventaja se ha ido reduciendo.

La mayoría de las firmas encuestadoras en México destacan la gran “poralización” política que se vive en el país cuando sólo restan poco más de dos semanas para las elecciones presidenciales, y no descartan que los resultados de la votación sean muy cerrados.

Casi todos los sondeos de intención de voto dan hasta ahora preferencia al candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Enrique Peña Nieto, pero el último mes se redujo la ventaja que le llevaba a Andrés Manuel López Obrador, postulado por un frente de izquierdas encabezado por el Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Al menos hay siete encuestas que dan una diferencia superior a diez puntos para Peña Nieto, y tres más que la recortan, pero siguen otorgando la delantera al candidato del PRI.

Sin embargo, según analistas, podría repetirse lo que pasó en las elecciones de 2006, cuando la campaña dio inicio con una diferencia de nueve puntos porcentuales de López Obrador y terminó prácticamente empatada con el candidato del Partido Acción Nacional (PAN), Felipe Calderón, quien a la postre resultó electo presidente.

De acuerdo con el director de la firma Consulta Mitofsky, Roy Campos, "formalmente hablando tendríamos que decir que hay un candidato con más probabilidades de ganar, pero no tiene la certeza de ganar. Y de los otros dos hay uno que empezó más abajo (López Obrador) y hoy aparece con mayores probabilidades".

Pocos dan hoy posibilidades de triunfo a la candidata del PAN, Josefina Vázquez Mota, que figura en tercer lugar en las encuestas, aunque es difícil predecir con exactitud qué giro pueden dar a última hora los votantes. Lo único cierto es que los días que restan hasta el 1ro. de julio prometen ser los más intensos de la campaña electoral.

Según la encuestadora Ana Cristina Covarrubias, de Demotecnia, es normal que a estas alturas el electorado "sienta cierto desconcierto", y si la actual tendencia continúa Peña Nieto y López Obrador pudieran llegar al día de la votación con sólo una diferencia de 5 o 6 puntos porcentuales, que no es, dijo, "estadísticamente significativa".
XS
SM
MD
LG