Enlaces de accesibilidad

Costa Rica mide a Cuba y China con el mismo rasero

  • Martinoticias.com

Los ministros de Exteriores de Cuba y Costa Rica, Bruno Rodríguez (c) y Enrique Castillo Barrantes (i), respectivamente, en la sede del ministerio de Relaciones Exteriores en La Habana (Cuba), poco antes de sostener una reunión oficial

El canciller costarricense Enrique Castillo afirma que aunque hay diferencias ideológicas con Cuba, la mejor opción no es la confrontación, y de ahí el acercamiento de los últimos meses al Gobierno de Raúl Castro

El canciller de Costa Rica, Enrique Castillo, declaró al diario La Nación, poco después de haber visitado La Habana la semana pasada, que él no quiere calificar a Cuba, “porque es un caso como el de China”.

Es la primera vez desde que los hermanos Fidel y Raúl Castro llegaron al poder en 1959 que un canciller costarricense visita la isla caribeña.

Los periodistas del diario calificaron a Cuba como una dictadura y le preguntaron a Castillo si no le incomodaba haber viajado a la isla en esta condición, a lo que el funcionario costarricense respondió: “Es un régimen político con condiciones que no compartimos, pero eso no debe inhibirnos. Son actores importantes y es una realidad que debemos reconocer”.

¿Por qué Costa Rica tiene que acercarse justamente a Cuba?

Señaló que “tenemos diferencias ideológicas con Cuba y otros del ALBA, pero la mejor opción no es la confrontación. Tenemos semejanzas y beneficio mutuo. En este caso es Cuba, pero puede ser otro país del ALBA. El ALBA es una realidad que se debe reconocer y con la que hay que trabajar. No está bien sustraerse por las discrepancias”.

Castillo dijo que “tenemos características distintas, pero no los descalificamos (…) Es bueno estar informados de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos en este momento. En la cooperación, queremos intercambiar experiencias en turismo y en comercio. En comercio, Costa Rica y Cuba tienen apenas $24 millones anuales y revisando con el ministro de ellos, vimos que es insignificante. Podríamos acrecentarlo, porque tenemos gran complementariedad. Por ejemplo, Cuba importa sus alimentos y es buen mercado”.

La Nación le preguntó a Castillo: ¿Ahora sí buena paga?

A lo que el canciller costarricense respondió: “Eso tenemos que verlo. Aunque tienen la dificultad del embargo, ellos tienen sus fuentes de ingreso propias, sobre todo en turismo, que le permitiría pagar importaciones. Manifestó que un tratado de libre comercio (TLC) con Cuba es una posibilidad abierta, aunque eso le toca al ministerio de Comercio de Costa Rica evaluarlo”.
XS
SM
MD
LG