Enlaces de accesibilidad

Valor potencial para Cuba de iniciativas de Obama supera lo que le paga Venezuela por profesionales


Según el Consejo Económico y Comercial Estados Unidos-Cuba los beneficios estimados del deshielo para La Habana, en ingresos y ahorros, ascendían en noviembre a $ 12.000 millones, más de lo que ingresó la isla en dos años por sus profesionales en Venezuela.

Un artículo publicado en las últimas semanas en su blog por el Consejo Económico y Comercial Estados Unidos-Cuba (USTEC) indica que el beneficio económico potencial reportado al Estado cubano por las iniciativas para la isla del presidente Barack Obama en casi dos años de deshielo asciende a unos $ 12.000 millones.

La cifra sólo sería inferior a lo que ingresa Cuba en un lapso similar de dos años por exportar servicios profesionales, su principal fuente de divisas, pero mayor que los generosos pagos de Venezuela por estos servicios. Para 2014 el plan de ingresos cubano por las exportaciones globales de servicios asistenciales era de poco más de $ 8.200 millones. En 2013 el economista cubanoamericano Carmelo Mesa-Lago calculó el valor de los servicios profesionales cubanos a Venezuela en $ 5.432 millones.

El USCTEC, que ha monitoreado las relaciones comerciales y económicas bilaterales desde que el Congreso aprobara en 2000 una excepción al embargo para la venta de alimentos a la isla, divide esa bonanza en ingresos y ahorros.

“La mejoría en los ingresos proviene principalmente de:

1) El incremento de las transacciones relacionadas con los viajes, tanto en los Estados Unidos (los ingresos brutos superan los US $ 900 millones) como en otros países.

2) El incremento en las remesas (para su uso en la creación de negocios independientes, la ampliación de los existentes, transacciones inmobiliarias, ayuda a amigos y familiares, etc; Cuba recibió en 2015 una cifra récord de 3.354 millones de dólares en remesas en efectivo, según la consultora The Havana Consulting Group).

3) Proyectos de Inversión Extranjera Directa (IED) (generación de energía, industria de la hospitalidad, fábricas, ensamblaje, etc.) – gran parte de la cual se ha anunciado, pero no se ha entregado; cálculos sobre el valor de los ya anunciados oscilan entre $ 1.000 y $ 2.000 millones”.

Un empujón al turismo

En el caso de los viajes, destaca que la cantidad de estadounidenses que han visitado Cuba desde diciembre 17 de 2014 se ha más que duplicado; el gasto diario individual se ha incrementado sustancialmente; la composición demográfica de los visitantes se ha diversificado, y los precios de hospedaje, comidas, transporte, excursiones etc. se han incrementado drásticamente.

Vista del hotel "Four Points by Sheraton", primer hotel en ser administrado por una cadena estadounidense en Cuba desde 1959.
Vista del hotel "Four Points by Sheraton", primer hotel en ser administrado por una cadena estadounidense en Cuba desde 1959.

La entidad anticipa que si el presidente Donald Trump no limita los viajes autorizados de los estadounidenses a Cuba la cantidad de estos que visitaría la isla en 2017 rondaría los 400.000, sin contar a los cubanoamericanos.

En este mismo sector de la economía, otro artículo firmado por el presidente del USTEC, John Kavulich señala que desde junio de 2016 hasta fines del 2017, los ingresos relacionados con viajes obtenidos por empresas basadas en Estados Unidos podrían llegar a $720 millones: aerolíneas ($300 millones), cruceros ($300 millones), hoteles ($40 millones), turoperadores / agentes de viajes ($80 millones). En cambio el aporte potencial de los viajeros y empresas de EE.UU. a Cuba sería de $1,000 millones.

Ingresos... y ahorros

El estudio señala por otra parte que los ahorros derivados para Cuba de las iniciativas de Obama surgen de una menor percepción de riesgo financiero gracias a:

1) El retiro de Cuba, por parte de EE.UU, de su lista de Estados Patrocinadores del Terrorismo.

2) La restauración de plenas relaciones diplomáticas

3) El impacto de la visita a Cuba del presidente Obama

4) La reanudación de los vuelos comerciales programados por las aerolíneas estadounidenses

5) La autorización de un contrato de gestión de hoteles (tres unidades) a una compañía con sede en Estados Unidos.

6) La eliminación de algunas restricciones en el uso del dólar estadounidense por Cuba para transacciones internacionales

7) La publicidad en torno a la mayor cantidad de visitas a Cuba por parte de empresarios de Estados Unidos

8) La mayor presencia en Cuba de compañías con sede en Estados Unidos (proveedores de servicios, en particular los bancos y MasterCard International, aerolíneas)

9) Menores tasas de interés

10) Ampliación de los términos para el comercio y

11) Reducción de la deuda externa.

Con relación a los acuerdos de renegociación de la deuda externa obtenidos por Cuba desde 2012, el USCTEC señala que el suscrito con el importante Club de París, si bien "puede haber sido negociado sin considerar las iniciativas de la administración Obama, la estructura (aplicación) del acuerdo sí sopesa el impacto positivo y negativo del acercamiento con Estados Unidos en el contexto de la capacidad cubana de cumplir con los planes de amortización".

Selectividad cubana afecta a empresas de EE.UU.

Otro artículo reciente que firma el presidente del USTEC, John Kavulich, indica que, mientras tanto, el beneficio para las empresas estadounidenses se ha visto limitado por la selectividad de Cuba hacia las medidas de Obama.

Fotografía de una oficina de la aerolínea American Airlines hoy, viernes 11 de noviembre de 2016, en La Habana (Cuba).
Fotografía de una oficina de la aerolínea American Airlines hoy, viernes 11 de noviembre de 2016, en La Habana (Cuba).

Por ejemplo, dice, La Habana no ha permitido a las empresas con sede en Estados Unidos entablar relaciones directas con entidades independientes (empresas o particulares), ni les ha dejado establecer oficinas en la isla (salvo a las aerolíneas), y no ha autorizado a las compañías estadounidenses a crear o participar en un mercado mayorista, una necesidad urgente del sector privado cubano.

Puntualiza que entre las 34 empresas de Estados Unidos que han anunciado que establecerán una presencia en la isla, solo se ha reportado una compra de una empresa cubana a una compañía con sede en Estados Unidos (equipos agrícolas) valorada en aproximadamente $140.000.

En el terreno de las exportaciones estadounidenses de alimentos permitidas por el Congreso, el USTEC calcula que su valor fue de unos $170, 5 millones en 2015, muy lejos de los $ 528,9 millones en 2009.En 2016, se registraría el primer aumento anual desde 2011/2012, ya que durante los primeros nueve meses del año se registraron 169,4 millones, un incremento de 16% con relación al año anterior.

En 2015 Cuba importó medicinas estadounidenses y otros artículos para la salud, bajo una excepción establecida por la Ley Torricelli de 1992, por valor de $4,48 millones, una cifra que probablemente caerá en 2016 ($2,17 millones hasta noviembre)

  • 16x9 Image

    Rolando Cartaya

    Rolando Cartaya (La Habana, 1952) Graduado de Periodismo, Universidad de La Habana 1976. Ha trabajado en la página cultural de Juventud Rebelde, la agencia UPI, el servicio Worldnet y como editor de las revistas “Newsweek”, “Discover” y “Motor Trend” en español. Ha traducido más de 20 libros para la editorial cristiana Thomas Nelson, Inc. Con Radio Martí desde 1989, ha sido editor, redactor, reportero, y director y guionista del programa “Sin Censores ni Censura”. Actualmente trabaja en martinoticias.com. Fue vicepresidente en la isla del Comité Cubano Pro Derechos Humanos.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG