Enlaces de accesibilidad

Putin demanda enfoque pragmático


El presidente ruso, Vladimir Putin (c), comparece en una rueda de prensa durante la cumbre Rusia-UE.

Es la primera cumbre de Putin con la Unión Europea desde su regreso al Kremlin

El presidente ruso, Vladimir Putin, dijo el lunes que la Unión Europea debe erradicar los "estereotipos" sobre Rusia y pidió un rápido progreso en la eliminación de las visas para los viajes entre su país y el bloque, en una cumbre opacada por la crisis en Siria.

La postura de Putin en torno a Siria y el deseo de mantener relaciones cercanas con el principal socio comercial ruso fueron los temas centrales de su primer encuentro con la UE desde su regreso al Kremlin el mes pasado para un nuevo mandato de seis años.

Moscú ha rechazado los esfuerzos de Occidente por condenar al presidente sirio Bashar al-Assad y expulsarlo del poder desde que estalló la sangrienta revuelta en su contra hace 15 meses. Sus fuerzas han matado a al menos 9.000 personas.

Tanto Rusia como Europa dicen que aún apoyan el plan de paz del enviado de la ONU y la Liga Arabe Kofi Annan, pero las naciones de la UE quieren que Rusia presione más a Assad para que cumpla con el cese del fuego y que el mandatario quede excluido de la transición política.

Rusia dice que no está protegiendo a Assad, que ha dado a Moscú su principal pie de apoyo en Oriente Medio, pero que la salida del líder sirio no puede ser una condición previa para el diálogo político.

Putin se centró en la relación Rusia-UE al abrir los encuentros del lunes, diciendo que los cautelosos vecinos deben avanzar en un esquivo marco de trabajo que gobierne sus lazos después de cuatro años de conversaciones.

"Tenemos una buena oportunidad de fijar nuestras metas estratégicas en este documento y plantear un plan a largo plazo para la cooperación", dijo en el Palacio Constantine de la era imperial, en las afueras de su ciudad natal San Petersburgo.

Pero demandó un "enfoque pragmático, empresarial, sin estereotipos ideológicos o de otro tipo", en una velada advertencia a la UE para que trate a Rusia como un igual y se abstenga de darle lecciones sobre temas políticos.

Rusia y la UE están profundamente entrelazadas: Europa depende fuertemente de las exportaciones de energía rusas y Moscú compra una gran variedad de productos de la UE, desde autos alemanes hasta aceite de oliva italiano y muebles suecos para su creciente clase media.
XS
SM
MD
LG