Enlaces de accesibilidad

Analista: Culpar a Israel por patologías palestinas es más que una calumnia


Luis Fleischman en el Instituto Interamericano para la Democracia.

Martí Noticias conversó con el analista Luis Fleischman sobre el conflicto árabe/israelí y sus lecturas en la arena internacional.

"Desde un punto de vista Ideológico, para Cuba la lucha contra Israel es la lucha contra el imperialismo en nombre de una imaginaria igualdad. Los israelíes son los fuertes y opresores, y los palestinos son los débiles y oprimidos", dijo a Martí Noticias el sociólogo y politólogo uruguayo Luis Fleischman, director del Interamerican Institute for Democracy y un ​experto temas del Medio Oriente.

Egresado de Ciencias Políticas de la Universidad de Tel Aviv, Fleischman se doctoró en sociología por la New School for Social Research de Nueva York. Es autor de América Latina en la era Post Chávez: una amenaza para la seguridad de EEUU y coeditor de The Americas Report, del Center for Security Policy (CSP), donde se desempeñó como asesor principal.

El politólogo asesoró a la campaña presidencial de Mitt Romney en 2012 en política exterior y asuntos de America Latina. Ha escrito artículos académicos y periodísticos sobre política exterior, seguridad nacional, libertad, democracia, dictaduras en América Latina, radicalismo islámico y problemas del Oriente Medio.

Luis Leonel León (LLL): ¿Cuál es la realidad del conflicto entre Israel y Palestina?

Luis Fleischman (LF): Israel concedió negociaciones con los palestinos y estos rechazaron o no respondieron. Israel aceptó retirarse de la mayoría de los territorios, y ofrecer otros territorios a cambio por los de los que no se retiraría. Israel también ofreció dividir Jerusalén y darles la parte oriental a los palestinos. Israel también ofreció la creación de un Estado Palestino. Los árabes rechazaron incluso negociar bajo un presidente norteamericano como Barack Obama, amigo de la Autoridad Palestina. Los palestinos dejaron a Obama sin respuestas también.

Los israelíes votaron por Benjamín Netanyahu cuando vieron que no había socio con quien negociar la paz. Los palestinos rechazaron las ofertas de los primeros ministros Ehud Barak y Ehud Olmert y respondieron con violencia a la retirada israelí de Gaza. La Autoridad Palestina es débil e incapaz de gobernar un Estado Palestino sin que sea depuesto por las fuerzas disidentes como sucedió en Gaza. La verdad es que los palestinos no están preparados para tener un Estado normal. La Autoridad Palestina continúa difundiendo propaganda contra Israel dando honores a terroristas e incluso compensación monetaria. En el pasado, Israel logró acuerdos de paz con países árabes y se retiró de territorios ocupados a cambio de paz.

Soldados israelíes descansan en la frontera sur de la Franja de Gaza. (Archivo)
Soldados israelíes descansan en la frontera sur de la Franja de Gaza. (Archivo)

LLL: ¿Qué significan Israel y Palestina para el régimen cubano?

LF: El régimen cubano fue lacayo de la Unión Soviética por mucho tiempo. Puso tropas en Angola y otros lados del mundo en servicio de intereses soviéticos. Lo hizo también durante la guerra de Yom Kipur en 1973, donde Fidel Castro envió tropas a Siria. Cuba fue responsable de entrenar palestinos y de servir como mediador entre grupos latinoamericanos de guerrilla como los Montoneros (Argentina) y los palestinos. Muchos Montoneros y miembros de otros grupos pasaron tiempo en Beirut y en campos palestinos en el Líbano mientras la Organización de Liberación de Palestina (OLP) llevaba a cabo operaciones terroristas contra civiles israelíes.

Desde un punto de vista Ideológico, para Cuba la lucha contra Israel es la lucha contra el imperialismo en nombre de una imaginaria igualdad. Los israelíes son los fuertes y opresores, y los palestinos son los débiles y oprimidos. No importa el hecho de que Israel es hoy una pequeña potencia tecnológica gracias a los esfuerzos y laboriosidad de sus ciudadanos y no porque son fuertes por naturaleza. Tampoco parece importarle a Cuba el hecho que Israel fue amenazado de genocidio por los mismos árabes en 1948 y 1967, y que su accionar militar fue defensivo. Pero igual no hay razonamiento que los convenza. Esa es su lucha, su ideología. Espero que estas concepciones mueran con Raúl Castro, pero lo dudo.

LLL: El diario cubano Granma, que dirige el Partido Comunista, publicó lo siguiente: “Cuba condenó enérgicamente la agresión del Ejército israelí contra la población palestina, pues representa una grave y flagrante violación de la Carta de la ONU y del Derecho Internacional Humanitario”. Cuba, régimen de larga y cruel trayectoria violatoria, condena a Israel de violador. ¿Cuál es la relación y los beneficios de Cuba con Palestina?

LF: El doble estándar no es exclusivamente una costumbre del gobierno cubano. Lo hace también Siria, que tiene 600 mil muertos en su haber, arroja gases químicos sobre su población y ha causado el desplazamiento de millones de sus ciudadanos. Lo hace Irán, que ejecuta personas por crímenes menores y prácticamente con juicios sumarios.

LLL: La Conferencia sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) de la ONU realizó un informe el pasado año que desató no pocas discordias y hasta dimisiones, donde se acusaba a Israel de “apartheid” contra los palestinos. Cito el texto: “Israel tiene la obligación legal de compensar los costes económicos causados por 5 décadas de ocupación, ya sea por obstruir la actividad económica de los territorios ocupados o por impedir su progreso y desarrollo”. ¿Cuál es su opinión?

Franja de Gaza. (Archivo)
Franja de Gaza. (Archivo)

LF: La ONU ha sido objeto de manipulación por parte de los países árabes y lo que fue la Unión Soviética, particularmente desde mediados de los años 70 cuando la ONU adoptó su resolución equiparando al sionismo con el racismo. Esta tendencia continúa incluso después de la caída de la URSS y siguió siendo promovida por los países árabes con complicidad de muchos países del tercer mundo. Lamentablemente esta tendencia se vio alimentada por una posición de abstención por parte de la mayoría de los países europeos, quienes aún temen un boicot petrolero árabe como el que ocurrió luego de la guerra Arabe/israelí de Octubre de 1973, también conocida como La Guerra de Yom Kipur.

Las resoluciones de la Asamblea General de la ONU no son vinculantes como lo son las del Consejo de Seguridad. Ninguna resolución del Consejo de Seguridad ha reclamado compensación por la ocupación. Sin embargo, las resoluciones de la Asamblea General tienen un efecto propagandístico y nocivo que afecta a la opinión pública, particularmente a la izquierda.

Es importante recalcar que bajo la ocupación israelí, los residentes de los territorios en la Cisjordania podían continuar su relación comercial con Jordania, a la vez que se les abrió el mercado israelí. Esto significó que los palestinos tuvieron proliferación económica bajo ocupación israelí. Más aún, los territorios palestinos nunca tuvieron ninguna universidad antes de la ocupación. La primera universidad fue la Universidad de Bethlehem (Belén) y luego Bir Zeit, ambas fundadas bajo ocupación israelí. Hoy hay 7 universidades, 2 de ellas en Gaza y 5 en la Cisjordania. Las universidades son hoy todos bastiones de activismo palestino. Si los palestinos tuvieron pérdida económica fue a raíz del incremento de las actividades terroristas, donde los israelíes dejaron de comprar en los territorios palestinos, y a los trabajadores palestinos se les limitó el acceso a Israel por una cuestión de seguridad.

A partir de que se lanzó el proceso de paz de Oslo, los palestinos podrían haber alcanzado un desarrollo mucho mayor si no hubiera sido por el caos imperante dentro de la Autoridad Palestina y su imposibilidad de contener a grupos disidentes como Hamas. El Primer Ministro palestino Salam Fayad fue el único que intentó desarrollar económicamente a Palestina, pero ahora es un individuo marginado.

La Autoridad Palestina es percibida entre su población como una entidad corrupta y malversadora de fondos. No en vano perdió las elecciones parlamentarias frente a Hamas en el año 2006. Culpar a Israel por patologías palestinas no solo es una calumnia, sino que exime a la Autoridad Palestina de asumir responsabilidad. Los palestinos se perfilan como víctimas donde no se les puede exigir nada. Que la ONU endorse algo así es tan problemático como bochornoso.

CRISIS EN GAZA
CRISIS EN GAZA

LLL: La ONU, en aquel mismo informe, añadió que Tel Aviv debía “abrir una investigación sobre las represiones en la Franja de Gaza, en las que murieron al menos 17 palestinos y dejaron miles de heridos”. Avigdor Lieberman, ministro de Defensa israelí, dijo que sus tropas hicieron lo que tenían que hacer, que merecían un reconocimiento y que no habría investigación. ¿Cuál es la realidad?

LF: Mia Bloom describió muy bien la estrategia de Hamas. Según la académica, la idea de cometer actos terroristas está destinada a generar una reacción israelí violenta. Tal reacción acarrearía víctimas palestinas. Si hay víctimas palestinas, aquellos elementos más moderados serían marginalizados o se convertirían ellos mismos en terroristas. Así, el proceso de paz, al cual Hamas se opone, se derrumbaría también. Tal reacción israelí también sería duramente criticada, lo cual aumentaría el aislamiento de Israel en la arena internacional. En este juego han caído los europeos, que han definido cada respuesta israelí como desproporcionada, o han simplificado el problema hablando en clichés con palabras claves como “ocupación” o “asentamientos” judíos, como si Israel no se hubiera nunca propuesto acabar con la ocupación e incluso con los asentamientos.

En el caso de este último incidente en Gaza, conocido como La Marcha del Retorno, esta fue precisamente la intención de Hamas. Organizar una marcha pacífica en teoria y luego provocar a Israel para que haya muertos palestinos. En este momento, la Hermandad Musulmana está fuera del poder en Egipto. Arabia Saudita y Egipto están preocupados por asuntos domésticos y la expansión de la influencia de Irán en la región. Estos están cooperando con Israel en materia militar, en inteligencia y otros aspectos. La primavera árabe cambió la lista de prioridades en el mundo Árabe, y la causa palestina no es lo que era antes. Por eso Hamas está tratando de generar una nueva combustión.

En cuanto a la investigación, Israel tiene los medios para autoinvestigarse con un aparato judicial totalmente independiente, como corresponde en cualquier Estado de derecho normal. Lo curioso es que, en las manifestaciones del 30 de marzo, de los 16 palestinos muertos, 10 de ellos eran reconocidos terroristas. Eso indica la precisión de los francotiradores israelíes en apuntar hacia los que realmente causaron la violencia. Una semana después las manifestaciones quemaron gomas para generar un humo negro bien espeso, para que los francotiradores no puedan ser precisos. Su nefasto propósito era que Israel diera muerte a palestinos en forma indiscriminada, y el mundo reclama a Israel por muertes causadas intencionalmente por Hamas.

En la ONU, incluyendo su secretario António Guterrez, están siendo manipulados, pero al dejarse manipular están haciendo un flaco servicio no sólo a Israel, sino a nuestra civilización entera, ya que el terror y el sabotaje logran efectividad política.

LLL: Según la ONU, “la cruel represión armada israelí contra la pacífica manifestación palestina provocó la conmoción de la comunidad internacional y las críticas de países y ONGs que condenaron ‘el excesivo uso de la fuerza’”. ¿Es una reacción contra Israel?

LF: Israel intentó ser lo más preciso y humano posible en combatir la violencia palestina en Gaza. Israel ha sido objeto de “trato especial “desde hace mucho tiempo. En parte porque es un objetivo fácil. No es un país grande como Estados Unidos o una entidad grande como la Unión Europea. Los árabes nunca perdonaron a Israel el haber nacido como Estado. Para ellos Israel era un Estado soberano no árabe, y no musulmán, que se clavó como una espina en el medio del cuerpo geográfico árabe. Por eso la guerra no es sólo con los palestinos, sino que desde 1948 es con el resto de los países árabes.

Luego vendría la Guerra de los 6 días, donde Israel aplastó militarmente a los árabes, conquistó parte de sus territorios y acabó con las ambiciones del líder egipcio Gamal Abdel Nasser. Nasser creía en el panarabismo, la unificación de todos los países árabes bajo una unidad soberana extendida sobre un Medio Oriente contiguo. Israel no sólo representaba un obstáculo a tal contigüidad, sino que esta pequeña y despreciada nación los derrota militarmente. Una nación grande y orgullosa es derrotada por una nación compuesta por una minoría y con un ejército numéricamente inferior. Para una nación donde el honor es fundamental, como lo es para los árabes, esta humillación no tiene perdón.

Al no poder derrotar a Israel militarmente y borrarlo del mapa, tal como lo propuso Nasser y otros, recurren a la propaganda internacional acusando a Israel de usurpador. Así se crearon distorsiones como que Israel había desalojado a los palestinos de sus hogares para crear su Estado, cuando en realidad Israel tiene más sellos legales internacionales que cualquier otro país del mundo. No hubo otro Estado que pidió tanto permiso para existir como Israel. Pero estas declaraciones de vigencia legal internacional fueron desafiadas por las autoridades árabes y locales. Israel tuvo que ganarse en el campo de batalla lo que la ONU le concedió en 1947.

Los refugiados palestinos fueron una consecuencia de una guerra desatada por los palestinos mismos y apoyada por los ejércitos arabes. No fue una expulsión de una población pacífica, sino que fue el resultado de una guerra. En Siria hoy hay millones de desplazados como resultado de la guerra. Los hay en todo el Medio Oriente, pero los refugiados palestinos siguen siendo “los refugiados” del mundo. Lo peor es que la falsa narrativa palestina ha irrumpido en las puertas de la academia y el periodismo occidental. Hoy en día son muy pocos los intelectuales y académicos que saben que Israel ofreció concesiones importantes a los palestinos en varias oportunidades en la década de los 2000, y que estas fueron rechazadas por los palestinos.

No saben o no quieren saber que Israel se retiró de Gaza y desmanteló sus asentamientos allí hace más de 12 años. Todavía responsabilizan a Israel de bloquear a Gaza cuando en realidad Israel no lo hubiera hecho si Hamas no hubiera recurrido al terror luego de la retirada israelí. También ignoran que Egipto ha impuesto un bloqueo a Gaza. No saben que la mayoría de los asentamientos judíos se encuentran en un territorio relativamente limitado, sólo un 5% del territorio de la Cisjordania. Hablan del movimiento sionista como un movimiento colonizador, aunque los fundadores de este movimiento no disponían de un ejército y muchas tierras se adquirieron a precios exorbitantes.

También han ignorado que los judíos han aceptado la creación de un Estado árabe en palestina desde 1937. Para individuos como Jeremy Corbyn, líder del partido Laborista británico, Hamas es un grupo que reacciona a la ocupación, no un grupo que propone la desaparición física de Israel y se opone a la paz. La izquierda ha permitido dejarse manipular por esta distorsión total del conflicto y todavía no ha reflexionado. Es y seguirá siendo dogmática.

Cientos de seguidores de Hamás participan en el funeral de tres de sus comandantes más importantes, Muhamad Abu Shamala, Raed al-Attar y Mohmad Barhoum, en Rafah, al sur de la Franja de Gaza.
Cientos de seguidores de Hamás participan en el funeral de tres de sus comandantes más importantes, Muhamad Abu Shamala, Raed al-Attar y Mohmad Barhoum, en Rafah, al sur de la Franja de Gaza.

LLL: ¿Qué ocurre en la Franja de Gaza en el tema pesquero, Israel hace inaccesible la pesca a los palestinos?

LF: Israel ha limitado la pesca en las costas de Gaza a 6 millas náuticas luego de que Hamas ha tomado Gaza por la fuerza. Esto es debido a las actividades terroristas de Hamas que pueden utilizar y han utilizado los derechos de pesca para recibir barcos con armas de Irán y otros. Sé que Israel ha aliviado en algunos casos estas restricciones. Hamas ha usado Gaza para actividades militares. Si la población local sufre, la responsabilidad es de ellos. La comunidad internacional no puede culpar a Israel de tomar medidas en defensa propia. Cuando Hamas se pacifique, ahí sería más fácil para Israel eliminar restricciones. Pero mientras la ONU siga responsabilizando a Israel habrá más terror aún, y habrá menos chances de resolver el problema.

Es correcto que en cuanto a ciertas áreas hay cuestiones controvertidas. Israel ha impuesto regulaciones al acceso de palestinos a sus tierras en la zona que se encuentra entre la barrera de separación que Israel construyó para defenderse de ataques terroristas y la línea verde. Esto es un problema que está afectando a dueños de tierras palestinos. Pero entiendo que esto se está negociando entre la Autoridad Palestina e Israel.

LLL: ¿Israel impacta de manera negativa -como se le culpa- en la calidad médica de los territorios palestinos ocupados?

LF: Lo que sucede en los territorios palestinos es responsabilidad de la Autoridad Palestina, y tiene que ver con el tema de infraestructura del cual hablé anteriormente. Israel ha atendido a palestinos en sus propios hospitales particularmente cuando se trata de emergencias. La hija del líder de Hamas Ismail Hannyeh fue atendida ahí, y también la esposa del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas. Israel provee asistencia médica. Es cierto que las restricciones de seguridad han afectado el servicio médico también, ya que Israel controla el movimiento de palestinos y de productos que van y vienen de los territorios. Pero seamos realistas: la culpa no es de los israelíes por causar retrasos. Desde hace más de 25 años que la Autoridad Palestina está a cargo del sistema de salud y no ha desarrollado un sistema aceptable. No es claro cuánta prioridad el liderazgo palestino le ha dedicado al tema de la salud. No mucha, obviamente. Los escándalos de corrupción pública son horripilantes. En el caso de Gaza, el “gobierno” de Hamas ha invertido más en construir túneles clandestinos con propósitos terroristas que en desarrollar servicios médicos.

LLL: ¿Cómo funciona el tema de los impuestos en los territorios palestinos ocupados?

LF: Israel está supuesto a recoger impuestos pagados por palestinos y luego entregárselos a la Autoridad Palestina. Ese dinero llega a la Autoridad Nacional Palestina (ANP). La falta de desarrollo económico de los territorios palestinos es responsabilidad de la Autoridad Palestina. Ni qué hablar que aparte del dinero de impuestos, la ANP recibe dinero de la comunidad internacional. Como dije antes, Fayad intentó desarrollar los territorios palestinos económicamente, y lo ha logrado hasta cierto punto. Pero Fayad es hoy un individuo marginal.

LLL: También se acusa a Israel de robar agua a los palestinos. ¿Lo hace?

LF: Un informe del Estado de Israel, producido por expertos con lujo de detalles, muestra que la cantidad de agua recibida por los palestinos es abundante. Israel ha desarrollado una tecnología que hoy en día le permite desalinizar, reciclar y proveer agua sin problemas. Si hubiera paz, los palestinos se beneficiarían de la tecnología israelí. Israel no tiene que robar agua a los palestinos para responder a sus necesidades. El argumento es absurdo.

LLL: ¿Por qué organismos internacionales como la ONU atacan al Estado de Israel y victimizan a la Autoridad Palestina?

LF: Repito: la ONU esta corrompida por propaganda y lobby árabe. Los países del tercer mundo son básicamente antiamericanos y creen ganar puntos al difamar y aislar a un aliado de Estados Unidos. Se sabe que Estados Unidos es demasiado grande e importante como para boicotearlo de esta manera. Israel es una presa fácil, que no cuenta con suficientes aliados internacionales.

LLL: ¿Qué debe decírsele al mundo del conflicto árabe/Israelí?

LF: Yo le diría al mundo que comiencen a ver el conflicto árabe/Israelí con ojo crítico. Eso incluye también un ojo crítico hacia Israel. Pero deben aprender a distinguir entre los hechos y la propaganda.

  • 16x9 Image

    Luis Leonel León

    Periodista, escritor, productor de radio, cine y televisión. Después de residir en Venezuela y Colombia se exilió en Estados Unidos. Su columna semanal aparece en diarios de América Latina (El Nacional), España (Disidentia) y Estados Unidos (El Nuevo Herald, HispanoPost). Entre sus documentales premiados se encuentran Habaneceres, La gracia de volver y Coro de ciudad. Para televisoras del sur de la Florida ha producido programas de entretenimiento, opinión y debate. Libros y revistas han recogido sus textos. Fundó la Colección Fugas, proyecto editorial dedicado a la escritura de la diáspora. Es miembro del Interamerican Institute for Democracy, para el que ha realizado documentales, reportajes y entrevistas sobre libertad, democracia e institucionalidad en las Américas. Síguelo en Twitter en @LLLeon_enMarti.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG