Enlaces de accesibilidad

Alarcón promete una reforma migratoria


El presidente del Parlamento cubano Ricardo Alarcón.

El presidente del Parlamento cubano declaró a un sitio digital que van a proceder a una reforma migratoria "radical y profunda" y agregó que favorecerá también a los cubanos emigrados quienes "no tienen ahora el mismo perfil" que los que se marcharon en los primeros años del régimen comunista.

Cuba pondrá en marcha "una reforma migratoria radical y profunda en los próximos meses" que pondría fin a las restricciones que le han impedido a los cubanos durante décadas viajar al exterior, informó este viernes el presidente del Parlamento, Ricardo Alarcón, según publica la agencia de noticias France Press.

"Uno de los temas que estamos debatiendo actualmente al más alto nivel del Estado concierne la cuestión migratoria. Vamos a proceder a una reforma migratoria radical y profunda en los próximos meses con el fin de eliminar este tipo de restricción", declaró Alarcón al sitio digital rebelion.org, sin dar más detalles al respecto.

"La cuestión migratoria… siempre se ha usado como un arma de desestabilización contra Cuba desde 1959 y como un elemento de distorsión de la realidad cubana", agregó.

Los cubanos residentes en la isla enfrentan desde hace medio siglo restricciones para viajar al exterior, requieren un permiso de salida que, a un costo de 150 dólares, se otorga por 30 días prorrogable 10 veces, luego deben regresar sino pierden el derecho a residir en su país.

Alarcón señaló que "existe también otra explicación a esas restricciones: la necesidad de proteger nuestro capital humano. La formación de médicos, técnicos, profesores, etc., cuesta muy caro al Estado cubano y Estados Unidos lo hace todo para privarnos de estas riquezas humanas".

Agregó que la reforma favorecerá también a los cubanos emigrados -- que necesitan un permiso de ingreso a su país--, quienes no tienen ahora el mismo "perfil" que los que se marcharon en los primeros años del régimen comunista, detalla el informe de AFP.

"Desde entonces otros cubanos emigraron a Estados Unidos y no presentan el mismo perfil que el exilio histórico. Se trata ahora de una emigración económica cuyo interés fundamental es mantener un vínculo pacífico con su país de origen".

"Las cosas han cambiado mucho… cerca de medio millón de cubanos instalados fuera de nuestras fronteras nos visitan cada año. La inmensa mayoría de la emigración cubana tiene una relación normal con su patria de origen", declaró.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG