Enlaces de accesibilidad

Fundación de Derechos Humanos envía información a experta de ONU de visita en Cuba


Visita de experta de la ONU busca examinar de primera mano los elementos de la solidaridad internacional.

La organización señala que "gran parte de la colaboración internacional del gobierno cubano se realiza sobre la base de violar los derechos laborales de los trabajadores".

La Fundación para los Derechos Humanos en Cuba publicó el lunes una carta dirigida a la experta de la ONU, Virginia Dandan, de visita esta semana a la isla, en la que ofrece algunas recomendaciones.

Juan Antonio Blanco, director ejecutivo de la fundación basada en Miami, catalogó la visita de la experta como "de vital importancia" para los activistas de derechos humanos que monitorean el tema en Cuba.

La visita de Dandan tiene la intención de examinar de primera mano los elementos de la solidaridad internacional impulsados por el gobierno cubano, según un comunicado de ONU.

La carta firmada por Blanco hace referencia a que "gran parte de la colaboración internacional del gobierno cubano se realiza sobre la base de violar los derechos laborales de los trabajadores involucrados" en el proceso.

Dundan es experta independiente de la ONU desde el 2005. Su agenda en La Habana incluye reuniones con representantes del gobierno cubano y con miembros de la sociedad civil. Sus observaciones y recomendaciones finales serán entregadas al Consejo de Derechos Humanos en junio de 2018.

A continuación, algunos de los aspectos indicados en la misiva para ser atendidos por la experta durante su visita a Cuba:

  • Los contratos firmados por el gobierno cubano con otros gobiernos para la asistencia técnica y profesional en materia de asistencia médica, deportiva y cultural violan los Derechos Laborales de los cubanos y de las Convenciones 95, 87, 98 y 128 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) de la cual el gobierno es Estado parte.
  • Los cooperantes cubanos tienen confiscados sus salarios por el Estado entre un 67% y un 80% violando la Convención 95 de la OIT.
  • Los cooperantes cubanos están obligados a firmar contratos colectivos de trabajo sin contar con sindicatos independientes que representen sus intereses. Se violan los Derechos contenidos en las Convenciones 87 y 98 de la OIT.
  • Los cooperantes cubanos están obligados a entregar sus pasaportes a las autoridades cubanas que los custodian en países extranjeros, y pierden el derecho a la movilidad libre.
  • Las condiciones de albergue y comida para los cooperantes cubanos, en los diferentes países, no responden a los estándares internacionales que rigen la cooperación internacional y no pueden ser defendido por sindicatos independientes al estado.
  • Los cooperantes cubanos tienen prohibido establecer relaciones de pareja con los nacionales de los países adonde prestan sus servicios.
  • Los cooperantes cubanos si deciden contratarse de manera independiente en los países adonde ejercen su colaboración- y una vez finalizado el contrato con el gobierno cubano- son castigados 8 años a no poder entrar en su país de origen.
  • Las familias de los cooperantes cubanos sólo pueden encontrarse con los cooperantes tres meses al año. El resto del tiempo en que dura la cooperación quedan como rehenes en la isla para impedir que los cooperantes se contraten y elijan trabajar en condiciones de libertad individual.

(Redactado por Rosa T. Valdés, basado en carta de la Fundación para los DDHH en Cuba)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG