Enlaces de accesibilidad

Infraestructura turística en Cuba no aguanta la "invasión" de estadounidenses


Turistas abordan un autobús turístico en La Habana. (Archivo)

Reporte reciente de la consultora The Havana Consulting Group documentó que esta avalancha está afectando la infrestructura turística de Cuba, que se encuentra "al tope de su capacidad".

Si está o no Cuba lista para recibir a miles de estadounidenses es una de las tantas incógnitas por resolver a un año del deshielo con Estados Unidos, un hecho histórico que ha destapado interés creciente por el país caribeño de Gobierno comunista.

El portal digital Yahoo Noticias, que aborda esta semana el tema, alude a que la isla estaría “al borde” de una invasión pero de turistas estadounidenses, en aparente broma que recuerda el viejo diferendo político y las hostilidades entre las dos naciones durante más de medio siglo.

El cuestionamiento llega en momentos en que La Habana y Washington celebran el primer aniversario del histórico anuncio sobre el restablecimiento de las relacione diplomáticas, que agarra a la isla con una dilapidada economía y sin infraestructura para hacer frente a la avalancha turística que encara.

“Cuba está al borde de una invasión de Estados Unidos, (pero) no de parte de un ejército conquistador, sino por una ola de turistas estadounidenses, de la industria de viajes, y de numerosas empresas que están a punto de convertirla en el próximo gran sitio de vacaciones para turistas estadounidenses”, dice Yahoo Noticias.

Informes recientes de la agencia de noticias Reuters indican que desde que Obama restableció las relaciones diplomáticas con la isla a mediados de este año, el turismo hacia Cuba se disparó. Solo en el tercer trimestre de este año llegaron unos 106.000 estadounidenses aterrizaron en Cuba, una cifra que supera el total de visitante del 2014.

Cuba fue en el 2014 el segundo destino más popular en el Caribe después de Republica Dominicana, con la llegada de más de 3 millones de visitantes extranjeros.

"Cuba está de moda", dijo a Yahoo Travel Michael Holtz, director general de la agencia de viajes de lujo SmartFlyer. "No pasa una semana en nuestra oficina de Nueva York sin que alguien reserva un viaje o pregunte sobre Cuba. La gente quiere ir a ver lo que está pasando allí”, explicó.

El sitio digital señala como notable el hecho de que esta avalancha ocurre pese a que sigue vigente la prohibiciónde viajes turísticos a Cuba.

Hasta ahora los estadounidenses pueden viajar con permisos otorgados de acuerdo a 12 categorías autorizadas entre otros por motivos familiares, labores periodísticas, religiosas, culturales, humanitarias y académicas.

Expertos consultados opinaron sobre los plazos en que la isla se convertiría en el primer destino del Caribe si fueran levantadas las restricciones de viaje a la isla.

"Probablemente una semana después de que sea levantada la prohibición", dijo Tom Spagnola, ejecutivo del sitio de reservas CheaOpair.

"La fascinación de poder ir a un lugar que los estadounidenses no han podido viajar provoca una increíble la demanda”, explicó.

Pero un artículo reciente publicado por la consultora The Havana Consulting Group documentó que esta avalancha está afectando la infrestructura turística de Cuba, que se encuentra "al tope de su capacidad".

Emilio Morales, presidente del grupo basado en Miami, dijo que en la isla existe déficit habitacional y escasez de productos.

Otros reportes han indicado que el sector turístico carece de suficientes buses y hasta guías que sirvan al cúmulo de turistas que llega cada semana a la isla.

XS
SM
MD
LG