Enlaces de accesibilidad

Escándalo Odebrecht: Exfiscal dice tener detalles que inculpan a Maduro


Foto Archivo. 15 de enero de 2009, Luiz Inacio Lula Da Silva y Nicolás Maduro en "La Chinita" de Maracaibo.

Exiliada en Colombia, Luisa Ortega aseguró que este hecho "los tiene muy preocupados y angustiados porque saben que tenemos la información y el detalle de todas las operaciones y montos".

La exfiscal ahora exiliada de Venezuela, Luisa Ortega, reiteró este viernes que el gobernante de su país, Nicolás Maduro, está involucrado en el escándalo regional de sobornos que tiene por centro a la gigantesca constructora brasileña Odebrecht, y dijo tener evidencias del caso.

Ortega, quien ha obtenido asilo político en Colombia después de salir clandestinamente del país vía Aruba, atribuyó la "persecución sistemática" del Gobierno de Maduro hacia ella y el personal del Ministerio Público a su investigación de los sobornos de la multinacional brasileña a funcionarios del área.

"Es el mayor hecho de corrupción en la región y eso los tiene muy preocupados y angustiados porque saben que tenemos la información y el detalle de todas las operaciones, montos y personajes que se enriquecieron, y que esta investigación involucra al señor Nicolás Maduro y a su entorno", afirmó la jurista en un enlace telefónico con la Cumbre de Procuradores y Fiscales de América Latina que concluyó ayer en la ciudad mexicana de Puebla.

please wait

No media source currently available

0:00 0:00:23 0:00

Advirtió que “cualquier información que remitan en este momento al Ministerio Público va a ser utilizada para fines contrarios a los previstos. Sería destruir la evidencia, aprovecharían la información para atentar contra la fuente".

El pasado 5 agosto, día en que fue destituida de su cargo entre las primeras medidas de la ilegal Asamblea Nacional Constituyente, la Guardia Nacional de Venezuela le impidió a Ortega entrar a las oficinas del Ministerio Público. En esa ocasión, la fiscal aseguró: "¿Tu sabes qué quieren con esto? Esconder las pruebas de Odebrecht. Quieren también esconder las puebas de la corrupción que hay en Venezuela (...) Muchos funcionarios del gobierno están involucrados".

La ex funcionaria tuvo que eludir desde entonces la persecución del gobierno, que ahora la vincula con una supuesta trama de extorsión por la que ya fue emitida una orden de captura contra su esposo, el diputado Germán Ferrer. Ferrer llegó a Colombia junto con ella la acusa por todas las muertes ocurridas en las protestas.

Como parte de esa campaña de desprestigio, similar a las que suele orquestar el gobierno cubano contra sus críticos, también acusan a Ortega por la violencia desatada durante la oleada de manifestaciones que comenzó en abril y se saldó con más de 120 muertos, en su mayoría, manifestantes opositores; y hasta de haber ejercido "supremacía blanca" durante los casi 10 años que estuvo como titular de la acción penal en el país.

Ortega criticó además duramente la actuación de la fuerza pública venezolana para contener las manifestaciones en contra de Maduro, señalando que en Venezuela "las instituciones se han degenerado, se han apartado de la legalidad" y que se "han convertido en auspiciadores y promotores de un gobierno totalitario".

A bordo de una lancha rápida, la exfiscal salió en la madrugada del viernes de la península venezolana de Paraguaná, en el noreste del país, hacia Aruba. Desde allí se trasladó en avión hasta el aeropuerto Eldorado de Bogotá, acompañada de su esposo, el diputado oficialista Germán Ferrer, y otras dos personas: su jefa de despacho, Gioconda del Carmen González Sánchez, y Arturo Vilar Esteves.

(Redactado por Rolando Cartaya con información de El Espectador, CNN en Español y EFE)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG