Enlaces de accesibilidad

Canciller español sugirió a Cuba cambios más rápidos y ratificación de pactos de DDHH


El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, realiza declaraciones a la prensa al concluir una visita de dos días a Cuba.

En una declaración antes de partir de La Habana, García-Margallo pidió también que se autorice a regresar a los presos políticos liberados en 2010-2011 y a viajar a 12 excarcelados bajo licencia extrapenal.

El canciller de España, José Manuel García-Margallo, pidió al término de su visita a Cuba que el gobierno de Raúl Castro avance "a un ritmo más rápido" en los cambios que tienen lugar en la isla, y ratifique los pactos internacionales de Derechos Humanos que Cuba ya ha firmado.

En su único encuentro formal, el martes, con la prensa nacional y extranjera, al finalizar su estancia de dos días en la isla, el titular español de Exteriores no permitió preguntas y se limitó a leer una declaración.

El Ministro pidió igualmente que los cubanos autoricen a España a abrir un consulado en Santiago de Cuba, segunda ciudad en importancia del país, debido al alto número de nacionales –118 mil 500– que cuentan con ciudadanía española por la denominada "Ley de nietos".

En un pliego de sugerencias sobre la situación de Cuba incluido en la declaración, García-Margallo se pronunció "por un margen mayor a la iniciativa privada y a la inversiones extranjeras en Cuba (…), y que se permita una descentralización en la toma de decisiones" lo cual, dijo, "redundaría en un mayor crecimiento económico".

Instó también al Gobierno cubano a que autorice a viajar al exterior a 12 opositores excarcelados bajo licencia extrapenal, la cual limita sus movimientos, y a que permita el regreso a la isla de los que fueron liberados entre 2010 y 2011 y se radicaron en España, tras gestiones de la iglesia católica cubana y el anterior Gobierno socialista español.

Igualmente pidió al Gobierno de Cuba que ratifique el pacto internacional de derechos civiles y políticos; y el de derechos económicos, sociales y culturales, que ya ha firmado; además del convenio 87 de la Organización Internacional del Trabajo sobre la libertad sindical.

El Canciller español consideró asimismo "importante" que Cuba tenga una presencia al "máximo nivel con su presidente Raúl Castro" en la próxima Cumbre Iberoamericana, que celebrará los días 8 y 9 de diciembre en Veracruz (México).

España y Cuba "mantienen una intensidad en las relaciones bilaterales en todos los planos", declaró el Ministro de Exteriores español, quien elogió además la labor de los médicos cubanos que luchan contra el ébola en Sierra Leona, Liberia y Guinea Conakry, y dijo que "hemos estudiado (con los cubanos) la posibilidad de aunar esfuerzos" en el enfrentamiento a la epidemia.

El ministro de Asuntos Exteriores de España, José Manuel García-Margallo (2d), se reúne con el canciller cubano, Bruno Rodríguez.
El ministro de Asuntos Exteriores de España, José Manuel García-Margallo (2d), se reúne con el canciller cubano, Bruno Rodríguez.

García-Margallo fue recibido el martes por su homólogo cubano Bruno Rodríguez y, más tarde, por el primer vicepresidente del Consejo de Estado, Miguel Díaz Canel, pero no se reunió con Raúl Castro ni tampoco con miembros de la oposición política.

Los medios oficiales cubanos dieron un bajo perfil a la visita del Canciller español, la primera de un alto cargo de España desde que el conservador Partido Popular (PP) asumió el poder en el país europeo.

España es el tercer socio comercial de Cuba. En el país caribeño operan más de 230 sucursales de firmas españolas, más otra treintena de compañías en la modalidad de empresas mixtas con el Estado cubano, en especial en el sector del turismo.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG