Enlaces de accesibilidad

Tres consejos importantes para si, a pesar de todo, decide viajar a Cuba


Colas Habana Reporta CUba Habana rebaja precios cel

La mayoría de las cosas que quiere o necesita hacer en Cuba requieren esperar en largas colas, especialmente si involucra al Gobierno. Sepa además que viajar a Cuba no es tan barato como algunos suponen.

El sitio digital Bussines Insider, especializado en negocios y finanzas y con ediciones para China, Reino Unido, Australia, Italia, Indonesia, Polonia, Holanda y otros países, publica una reseña con tres consejos para los turistas que deseen visitar Cuba, con la firma de Harrison Jacobs.

La publicación afirma que "viajar a Cuba no es como viajar a otros países"; destaca que "cada país es único" donde hay "una cultura idiosincrásica influenciada por décadas de embargo estadounidense (conocido localmente como El Bloqueo) y el gobierno del Partido Comunista".

Jacobs visitó Cuba recientemente y allí estuvo por 10 días, y por ello ofrece lo que considera "algunos consejos que recogí antes de irme y mientras estaba en el país fueron la diferencia entre unas vacaciones excelentes y un desastre de viajes".

Los tres consejos para los turistas son:

1. Preparase para las largas colas.

Si hay algo por lo que la cultura cubana es mejor conocida, posterior a 1959, aparte de la música de salsa y los cigarros, son las largas colas, publica el sitio.

Y continúa la publicación dedicada a los negocios: en la isla hay líneas para todo: una línea para la aduana, una línea para el banco, una línea para Internet, una línea para usar el baño, una línea para el autobús. La mayoría de las cosas que quiere o necesita hacer en Cuba requieren esperar, especialmente si involucra al Gobierno.

Afirma que los cubanos están tan acostumbrados a esperar en colas que incluso han ideado un sistema inteligente para hacerlo más soportable. Explique que "cuando llegue al banco, a la panadería o a cualquier otro lugar donde necesite esperar, primero pregunte: ¿Quién es el último en el último? Quienquiera que sea el último, se lo dirá al instante. Vas detrás de ellos, llamas al último y ahora eres el último en la fila".

Relata también que "cuando llega una nueva persona y se convierte en el último, ahora puede vagar libremente. Mientras estés de vuelta antes de que sea tu turno en la fila, todos te permitirán tomar tu lugar. No intente cortar; todos saben exactamente dónde están en la cola".

2. Traiga efectivo, mucho, preferiblemente en euros.

Recomiendo Jacobs que "a menos que quieras terminar mendigando en las calles de La Habana" debe llevar efectivo en las vacaciones a Cuba y en "mucha cantidad". Y "si puede, traiga el efectivo en euros".

Recuerda a los turistas que "las tarjetas de crédito y débito emitidas por bancos estadounidenses no son aceptadas en ningún lugar de la isla". Y destaca que los "cajeros automáticos en Cuba tienen tarifas tremendas".

Y marca diferencia entre "algunos hoteles, agencias de alquiler de automóviles e instituciones administradas por el gobierno aceptan tarjetas de crédito (de nuevo, no estadounidenses)" y "ninguno de los paladares (pequeños restaurantes familiares), casas particulares (casas-estancias) o pequeños negocios de turismo aceptan tarjetas de crédito".

3. Sepa que viajar a Cuba no es tan barato como algunos suponen

En Cuba no hay vacaciones baratas, dice el autor. "La mayoría de los viajeros que se dirigen a Cuba podrían estar esperando unas vacaciones baratas, dada la larga y problemática economía de la nación isleña. Pero, que lo piensen otra vez".

Y recuerda a los que viajen que en Cuba hay "un sistema monetario de dos niveles: el moneda libremente convertible (CUC) y la moneda nacional (MN o CUP)". Marcando la diferencia destaca que "el CUC está vinculado al dólar estadounidense, y se usa para comprar artículos de lujo. Para los turistas, eso significa casi todo, desde Internet hasta hoteles y comidas en restaurantes". Mientras que el CUP, tiene un "equivalente al CUC en alrededor de 25: 1, y es utilizado principalmente por los cubanos para productos básicos como arroz, frijoles y harina".

El dictador Raúl Castro ha prometido dejar la doble moneda, "pero el cambio aún no ha tenido lugar" por lo que "los turistas se ven obligados a pagar todo en dólares esencialmente estadounidenses". Y para evitar la estafa señala las diferencias entre el CUC y CUP: "CUP tiene caras de patriotas en el diseño, CUC tiene monumentos".

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG