Enlaces de accesibilidad

México busca desplazar a Venezuela como exportador de petróleo a Cuba


El canciller cubano, Bruno Rodríguez (d), saluda a su homólogo de México, Luis Videgaray, el pasado junio en La Habana.

La empresa de análisis e inteligencia, Stratfor, destaca que la decisión de México supone que el país azteca considera asumir un papel más protagónico en la región en materia de energía.

México está considerando un plan para reemplazar los envíos subsidiados de petróleo y combustible venezolano a las naciones de América Central, el Caribe y en especial a Cuba asegura un análisis publicado el martes en el sitio digital Worldview Stratfor, de la empresa privada estadounidense Strategic Forecasting Inc., especializada en servicios de inteligencia.

El análisis de Stratfor afirma que las Secretarías de Hacienda y Relaciones Exteriores de México estarían involucradas en el plan, según un reporte del 23 de agosto que no identifica.

Un despacho exclusivo de Reuters titulado "México analiza remplazar petróleo de Petrocaribe si cae gobierno en Venezuela: fuentes", asegura que tuvo acceso al reporte, elaborado por el PMI, el brazo comercial de la estatal mexicana Pemex.

Reuters dijo que el plan, “todavía en pañales” está siendo considerado por las Secretarías de Hacienda, Relaciones Exteriores y Energía.

“La secretaría de Relaciones Exteriores negó el plan. Las otras dos secretarías no respondieron a peticiones de comentarios, ni tampoco la petrolera estatal venezolana PDVSA ni el Ministerio de Petróleo de Venezuela”, afirmó la agencia.

Stratfor destaca que la decisión de México supone que el país azteca considera asumir un papel más protagónico en la región en materia de energía.

En primer lugar, apoya claramente el objetivo de los Estados Unidos de aumentar la presión política en Venezuela.

“Si México desplaza a Venezuela como proveedor de petróleo a Cuba, disminuirá la relación de inteligencia y seguridad cubana con Venezuela”, afirma Stratfor.

En segundo lugar, la decisión demuestra que México está tomando un papel más activo en los asuntos exteriores de América Latina.

En tercer lugar, México puede ganar influencia en su relación con Estados Unidos si su plan es capaz de desplazar con éxito a Petrocaribe, empresa auspiciada por Venezuela que desde 2005, exporta petróleo crudo, gasolina y diésel a Cuba y 13 otros beneficiarios de la región a precios preferenciales.

Estados Unidos, señala Stratfor, desea amortiguar el efecto que tendría un colapso venezolano en los Estados miembros de Petrocaribe, al tiempo que introduce una cuña política entre Cuba y Venezuela.

Por otra parte, el análisis destaca que el plan de México le serviría de apoyo adicional con Estados Unidos en momentos en que renegocia el Tratado de Libre Comercio de América del norte (TLCAN).

“No está claro bajo qué mecanismo de pago se venderían dichos envíos, que actualmente cuentan con un descuento a través del programa de Petrocaribe de Venezuela”, afirma.

Stratfor dice que desde principios del año pasado, el gobierno cubano ha estado preparando condiciones para profundizar sus lazos políticos con México.

Los reportes de que México estaría buscando suministrar crudo a Cuba y los clientes de Petrocaribe se incrementaron tras la visita a La Habana, el pasado 17 de agosto, del canciller mexicano Luis Videgaray, afirma la publicación.

El análisis de Stratfor señala que la sostenida caída de la producción de crudo de Venezuela en los últimos años ha obligado al país suramericano a disminuir sus entregas de petróleo a los socios de Petrocaribe.

Envios de petróleo entre Petrocaribe y Cuba, 2012-2016. (Captura de imagen/Worldview Stratfor)
Envios de petróleo entre Petrocaribe y Cuba, 2012-2016. (Captura de imagen/Worldview Stratfor)

“En su apogeo en 2012, los miembros de Petrocaribe recibieron 121,000 barriles por día (bpd) de crudo y productos refinados, según cifras oficiales. Pero el año pasado, ante la disminución de la producción y los ingresos de la estatal PDVSA, Venezuela envió solo 28,100 bpd bajo el programa”, destacó Reuters.

“Para desplazar los compromisos actuales de Petrocaribe, México tendría que suministrar 39,000 barriles diarios al Caribe y Centroamérica, además de los 55,000 barriles diarios que envía a Cuba”, indicó Stratfor.

Por su parte, los dos funcionarios citados en el despacho de Reuters señalaron que era demasiado pronto para decir cuánto abastecimiento consideraría México: “Una de las fuentes estimó que las naciones del Caribe y Centroamérica en conjunto reciben cerca de 275,000 bpd”.

Una de las fuentes citadas por esa agencia de noticias afirmó que el plan petrolero mexicano se cocinó en junio en Miami, donde altos funcionarios estadounidenses, incluyendo el entonces secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, y el vicepresidente, Mike Pence, se reunieron con líderes de México y Centroamérica.

(Redactado por Pablo Alfonso, con información de Worldview Stratfor y Reuters)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG