Enlaces de accesibilidad

Gurriel, decisivo en la victoria de los Astros, se disculpa con pitcher de los Dodgers


Houston Astros batter Yuli Gurriel hits a solo home run against the Los Angeles Dodgers

El cubano Yuli Gurriel se disculpa por gesto de mofa hacia Yu Darvish. Con el jonrón en el partido del viernes por la noche el oriundo de Sanctí Spíritus se convirtió en el primer novato de la franquicia de Houston que se vuela la cerca en un partido de Serie Mundial.

Houston - El primera base cubano Yuli Gurriel, de los Astros de Houston, que fue decisivo en el triunfo de su equipo por 5-3 en el Tercer Partido de la Serie Mundial, al pegar jonrón solitario, se disculpó por haber hecho un gesto despectivo hacia el lanzador de los Dodgers de Los Angeles, el japonés Yu Darvish.

Luego de su cuadrangular en la segunda entrada ante Darvish, Gurriel se vio en cámara agarrándose los ojos para hacerlos parecer más rasgados y riéndose como mofándose de Darvish y llamándolo "chinito".

Un portavoz de Grandes Ligas dijo que MLB está consciente del gesto de Gurriel y que tiene planes de hablar con él, e inclusive podría recibir algún tipo de castigo, aunque nunca que deje de competir con los Astros.

Gurriel, hablando con los medios, dijo que hizo el gesto porque nunca había tenido éxito ante lanzadores japoneses en el pasado.

El primera base de los Astros jugó una temporada para el Yokohama DeNA Baystars de la liga japonesa en 2014 para luego regresar a Cuba y posteriormente desertar.

"Yo no quería ofenderlo a él o a nadie en Japón porque le tengo mucho respeto, yo jugué en Japón", recordó Gurriel. "Japón me abrió las puertas al mundo del béisbol y yo no quería ofenderlos".

Darvish, hablando con los medios a través de un traductor quien tiene ascendencia japonesa e iraní, catalogó el gesto como "irrespetuoso".

"Trato de que no me importe mucho, pero él jugó en Japón y le tengo mucho respeto, así que intento no pensar mucho sobre eso contra él", comentó Darvish. "Nadie es perfecto".

"Todo el mundo es diferente. Uno tiene que aprender de esto. Él cometió un error y tenemos que aprender de eso. Todos somos seres humanos, eso es lo que estoy diciendo. Así que aprendamos de esto y sigamos adelante".

Por su parte, el padre de Gurriel, expelotero cubano Lourdes Gurriel, también se disculpó en nombre de su hijo y de toda la familia al destacar que siempre han sido una familia respetuosa y que siempre han sido tratados de manera maravillosa en Japón.

En el primer juego del Clásico de Otoño en su campo del "Minute Maid Park", Gurriel mandó la señal de que los toletes latinoamericanos mantienen su protagonismo y con jonrón solitario coronó racimo de cuatro carreras en el segundo episodio en el triunfo de los Astros por 5-3 sobre los Dodgers de Los Ángeles.

Los Astros dejaron los números 2-1 en la serie de Clásico de Otoño que se juega al mejor de siete luego de ir perdiendo 0-1.

Con su cuadrangular, Gurriel además mantiene a los Astros perfectos en su campo en lo que va de la postemporada y mejoraron su marca a 7-0 en casa.

El jugador cubano puso su sello personal en el primer triunfo de los Astros en el primer triunfo del equipo en partido de Serie Mundial en su campo.

El cubano conectó de vuelta entera contra el abridor Yu Darvish por todo lo alto del jardín izquierdo, con batazo que hizo volar la bola 379 pies (115 metros).

Gurriel pegó dos veces en cinco viajes a la caja de bateo, remolcó una carrera y anotó una vez para la novena de Houston. E

El pelotero cubano se convirtió en el bateador número 13 que pega cuadrangular en la presente Serie Mundial y dejó en .308 su promedio
con el madero.

En ese mismo racimo lució otro bate latinoamericano, el del guardabosques venezolano Marwin González, que pegó sencillo por el jardín central y mandó al jardinero Josh Reddick a la timbradora con la segunda carrera del juego.

González se encargó de cerrar la cuenta de ese racimo pisando la registradora al ser empujado por el antesalista Alex Bregman con volado de sacrificio.

"Creo que hoy los grandes protagonistas fueron los lanzadores que hicieron un gran trabajo porque no necesitamos el "bullpen" y fue una noche perfecta para nosotros porque logramos una importante victoria", destacó González.

"Pero estamos en la Serie Mundial y cada juego será igual de reñido por lo que no hay nada definido".

Su compatriota el segunda base José Altuve pegó un imparable en cinco viajes que hizo a la caja de bateo y también se mostró feliz por todo lo vivido, la manera como responde al final el equipo ante el apoyo de los seguidores y estar por delante en la serie que disputan al mejor de siete.

"Hemos demostrado que somos un equipo que no dependemos de un jugador sino que todos durante la temporada han hecho el trabajo que han permitido las victorias", destacó Altuve. "Ahora nos quedan dos triunfos más que conseguir y serán por los que vamos a lucha en los próximos partidos porque para los dos equipos serán muy importantes".

Mientras que el parador en corto puertorriqueño Carlos Correa también conectó una vez en cinco enfrentamientos con el lanzador.

"Hemos logrado una victoria importante gracias al pitcheo que tuvimos y ahora debemos estar listos para darles más apoyo de cara a que puedan volver a conseguir el triunfo que nos acerque al título de la Serie Mundial", destacó Correa.

Por los Dodgers la batería latinoamericana estuvo a cargo del guardabosques cubano Yasiel Puig, que mandó rodado a la segunda base
en el sexto episodio y remolcó una carrera de la novena de Los Ángeles.

[Agencia EFE]

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG