Enlaces de accesibilidad

Cuba no paga: la queja de pequeñas y medianas empresas españolas


Embajador cubano en España, Gustavo Machín, encara crisis por impagos a inversores españoles.

El presidente del Comité Hispano-Cubano, Jaime García-Legaz y el nuevo embajador de Cuba, Gustavo Machín, se han comprometido a colaborar para apoyar a las empresas españolas y salir de la crisis por impagos en la isla caribeña.

Los retrasos de Cuba en los pagos a decenas de pequeñas y medianas empresas españolas que tienen negocios en la isla han vuelto a empañar el panorama bilateral, en momentos en que el gobierno comunista estrena a Gustavo Machín como embajador en España.

Ahora Machín, -que fue el flamante número dos en la Dirección de EEUU de la Cancillería de la isla durante el acercamiento propiciado por Barack Obama-, tendrá que encarar la queja de que Cuba no paga.

"El embajador de Cuba se ha comprometido a buscar soluciones", dijo el diario La Vanguardia, en referencia a una reunión en la que participaron representantes de 58 empresas españoles que tienen negocios o están interesados en invertir en la isla.

La crisis actual no es aislada. A partir del 2008 Cuba inclumplió sus compromisos de pago y luego reestructuró sus deudas con varios gobiernos y empresas extranjeras debido a la falta de liquidez.

También postergaron en esa época los pagos de dividendos a muchos de sus socios extranjeros en emprendimientos mixtos.

La reunión se produjo pocos días después de la visita a la isla del Ministro de Justicia español, Rafael Catalá Polo, que buscó fortalecer las relaciones entre las dos naciones.

Desde su llegada a Madrid, Machín ha participado en eventos que buscan atraer inversores extranjeros, un tema clave para las autoridades de la isla.

España quiere soluciones

El retraso actual en los pagos es especialmente crítico para las pequeñas y medianas empresas españolas (pymes).

"Todos (los empresarios españoles con negocios en la isla) han tenido oportunidad de exponer sus experiencias en el desarrollo de su actividad exportadora a aquel país, siendo el más importante el retraso acumulado en los pagos de un buen número de operaciones", explicó La Vanguardia.

Está previsto que el presidente del Comité Empresarial Hispano Cubano, Jaime García-Legaz, viaje esta semana a Cuba para reunirse y "analizar de forma pormenorizada esos problemas y estudiar qué actuaciones pueden llevarse a cabo", según indicó el diario.

El funcionario español enumeró durante la reunión "las tareas principales que se ha fijado para esta nueva etapa", entre ellas la reactivación de las visitas institucionales bilaterales y al más alto nivel y la búsqueda de un marco estable en la relación desde el punto de vista financiero.

También espera dar un impulso a la utilización del Fondo de Contravalor en moneda local, dotado con 450 millones de dólares (362 millones de euros), activado actualmente con tres proyectos.

A su vez pretende "buscar nuevas inversiones en el ámbito turístico, tanto en construcción como en desarrollo inmobiliario; e identificar nuevos proyectos de inversión, como los ya aprobados para empresas españolas en la Zona Especial Mariel, para los que Cofides cuenta con una línea especial de financiación".

Lo que quiere Cuba

En momentos en que tocó fondo otra vez la relación con Estados Unidos, el embajador cubano dijo a los españoles que su gobierno quiere que España participe en "la apertura" de la economía de la isla en los sectores del comercio, la inversión y la cooperación.

Según La Vanguardia, Machín explicó que "su país tiene mucho interés por aprender cómo otros países hicieron las transformaciones que ellos están llevando a cabo ahora y España es un buen modelo".

(Escrito con reporte de La Vanguardia y Archivo de Martí Noticias)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG