Enlaces de accesibilidad

Evo Morales al quirófano el viernes en Cuba por nódulo en la garganta


Raúl Castro visita a Evo Morales en el hospital donde se recupera

El mandatario boliviano viajó el jueves a Cuba, donde será operado tras ser diagnosticado con un nódulo benigno en la cuerda vocal del lado izquierdo, que le produce dolor y ronquera. Su regreso dependerá, -dijo-, de lo que estimen los médicos.

El mandatario Evo Morales dijo el jueves a los bolivianos que le “duele abandonar” el país para someterse a una cirugía en Cuba, donde esperan extirpale un nódulo de la garganta que le provoca dolor "insoportable" y ronquera, según un video difundido por el diario local Los Tiempos.

Este mes viajó a La Habana donde fue diagnosticado. Los síntomas de ronquera fueron evidentes desde enero pasado, pero inicialmente dijo que se trataba de un virus. Morales ya fue operado dos veces en Cuba de una rodilla y otra vez en la nariz para corregir sus fosas nasales.

De la enfermedad actual explicó que “no tiene ningún dolor en la garganta”, solo "ronquera", pero advirtió: “no puedo decir cuándo volvemos, eso dependerá de los médicos”, según medios bolivianos.

La cirugía abarcará la cuerda vocal del lado izquierdo, donde está el nódulo.

Al ser diagnosticado en La Habana en marzo del nódulo benigno, admitió que tenía un dolor "insoportable" que no lo dejaba dormir.

"Como los médicos explicaban, en 10, 15, 20 minutos máximo van a extraer ese nódulo, lo que conviene más bien es hacer reposo", dijo en voz baja y ronca antes de partir, según el video.

Fuentes médicas consultadas en Internet indican que los nódulos benignos de laringe son de tamaño variable y suelen obstruir las vías respiratorias comprometidas con la lesión. A su vez, producen inflamación y disfonía. El cigarro, el alcohol, la alergia en las vías respiratorias, infecciones y factores hormonales como la tiroides pueden agravar el padecimiento.

Líderes de izquierda buscan curarse en Cuba

El mandatario que gobierna Bolivia desde el 2006, se suma a otros líderes izquierdistas de la región que han viajado a la isla para tratar problemas de salud.

En Cuba fue asistido y varias veces sometido a cirugías el fallecido presidente venezolano Hugo Chávez, que perdió en La Habana su lucha contra el cáncer.

La foto de Chávez y sus hijas Rosa Virgina y María Gabriella.
La foto de Chávez y sus hijas Rosa Virgina y María Gabriella.

Otro líder izquierdista que recibió recientemente servicios médicos en Cuba, por lo que se describe como un incidente cardiovascular, fue el jefe de las FARC Rodrigo Londoño, Alias Timochenko.

Todos van a parar al Centro de Investigaciones Clínico Quirúrgicas de La Habana (CIMEQ), un hospital fuertemente custodiado por militares que como mínimo les garantiza estricta privacidad a sus pacientes VIP.

Es además un centro médico al que no puede acceder la prensa ni la mayoría de los cubanos. Son asistidos sobre todo miembros del Ministerio del Interior y sus familiares. Cuenta con los mejores médicos, -muchos de ellos militarmente formados-, y con modernos equipos especializados.

Evo Morales traspasa el mando y se lamenta

Al despedirse desde Cochabamba poco antes de tomar el avión hacia La Habana, Morales delegó su puesto en el vicepresidente, Alvaro García.

“(La operación quirúrgica) es una obligación para mejorar el tema de salud", dijo. "Según los médicos (el mal) no es una cuestión grave", aclaró.

La pasada semana había adelantado con “urgencia” un viaje previsto para abril. En esa ocasión expresó: “siento que cada vez (el mal) va empeorando, y mejor rápidamente someterse a una pequeña cirugía".

Está previsto que vaya al quirófano el viernes, según informó la ministra de Salud, Ariana Campero, quien además anunció que tras la operación, Morales tendrá un "reposo de voz total" de "más o menos dos semanas".

Esta es una mala noticia para Morales, quien como sus homólogos de la izquierda suele pronunciar extensos discursos.

Peor aún porque todo esto ocurre en momentos en que el gobernante busca un mecanismo que le permita habilitarse para postular a un cuarto mandato. Consideró que en la fase postoperatoria, "el problema es el reposo".

"Duele abandonar el país por motivos por demás conocidos", dijo antes de partir hacia La Habana.

Tuvo incluso palabras para los que según él desean la muerte.

"(Los opositores) quisieran eso, pero tenemos mucha confianza en nosotros mismos y en los médicos para recuperar rápidamente el tema de salud", sentenció.

  • 16x9 Image

    Rosa Tania Valdés

    Rosa Tania Valdés. Periodista, Universidad de La Habana (1997). En Cuba trabajó en Radio Ciudad de La Habana y el telecentro CHTV. Fue corresponsal en La Habana para el servicio en Español de la Agencia Reuters, entre 2005 y 2015. Colabora regularmente con Diario Las Américas.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG