Enlaces de accesibilidad

¿Triunfó la diplomacia del béisbol en el Latinoamericano?


Joe Torre, jefe de operaciones de las Grandes Ligas dijo en el estadio habanero que "el idioma del béisbol es la religión de Cuba y también de Estados Unidos", pero las negociaciones siguen estancadas.

Las personas que dirigen el béisbol en Cuba y en EEUU consideran que tras el juego amistoso disputado este martes entre el equipo de Grandes Ligas, Rays de Tampa Bay y la selección nacional cubana en el estadio Latinoamericano, las negociaciones entre MLB y las autoridades cubanas adquirirán un ritmo más rápido.

"Nuestra Federación está lista para que nuestros jugadores estén en las Grandes Ligas. Queremos que salgan por el aeropuerto con la frente en alto", señaló Higinio Vélez, presidente de la Federación Cubana de Béisbol (FCB).

El objetivo de Cuba es que los peloteros cubanos no se vean obligados a desertar para conseguir un contrato con un equipo de las Mayores, porque cuando un jugador cubano abandona la isla para jugar en Grandes Ligas (el año pasado lo hicieron alrededor de 150) no sólo debilita la calidad de la Serie Nacional de Béisbol, sino que envía un mensaje negativo al mundo sobre el sistema político que impera en la isla.

En este momento, el acuerdo entre MLB y Cuba está estancado principalmente por el embargo económico que EEUU mantiene sobre Cuba y que sólo el Congreso podría levantar. El presidente Barack Obama carece de autoridad para hacerlo, a pesar de todas las medidas que ha adoptado para suavizarlo.

Para llegar a un acuerdo, Cuba exigiría una compensación por los derechos de sus jugadores, pero los pagos están bloqueados por el embargo estadounidense, señaló la agencia de noticias Reuters. Agregó que "la MLB busca una autorización especial para compensar a Cuba y el Departamento del Tesoro aún debe adoptar una decisión".

Dan Halem.
Dan Halem.

El jefe de asuntos jurídicos de MLB, Dan Halem, declaró a Reuters que hasta ahora se han discutido "conceptos de alto nivel", en referencia a un futuro acuerdo entre Cuba y la organización a la que representa.

"Acordamos programar reuniones en los próximos meses para al menos identificar cuáles son los respectivos temas y ver si podemos trabajar juntos en ellos", señaló.

Joe Torre, jefe de operaciones de las Grandes Ligas dijo en el estadio Latinoamericano que "el idioma del béisbol es la religión de Cuba y también de Estados Unidos".

¿Crees que triunfó la diplomacia del béisbol en el estadio Latinoamericano? Déjanos saber tu opinión en los comentarios.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG