Enlaces de accesibilidad

Obama no lanzará la primera bola en el Latinoamericano


Juego de pelota al que asistirá Obama trae aires de cambio al deporte cubano
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:19 0:00

Juego de pelota al que asistirá Obama trae aires de cambio para el deporte cubano

"Si ocurre un cambio de planes, lo comunicaremos oficialmente", dijo Ben Rhodes, asesor presidencial para la Seguridad Nacional.

Hasta el momento, no está programado que el presidente de Estados Unidos Barack Obama lance la primera bola en el estadio Latinoamericano de La Habana en el juego entre los Rays de Tampa Bay y una selección cubana de béisbol el próximo martes, afirmó Ben Rhodes, asesor presidencial.

Rhodes prometió informar si ocurre un cambio de planes.

En lo que respecta al béisbol, el objetivo es que MLB continúe las conversaciones con el Gobierno cubano con vistas a firmar directamente a los peloteros cubanos, explicó el asesor de Seguidad Nacional de la Casa Blanca.

Rhodes se refirió al cambio anunciado esta semana por el Gobierno estadounidense que permitirá que no sólo los atletas, sino cualquier cubano gane salarios en Estados Unidos:

"Eso, sin dudas, permitirá a los peloteros cubanos ganar salarios en Estados Unidos".

Obama se sentará en las gradas como otro amante del béisbol más, aunque estará haciendo historia porque será la primera visita de un presidente estadounidense en los últimos 88 años.

El Presidente estará rodeado de militantes del Partido Comunista (PCC) de Cuba y de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), porque las entradas para el evento están siendo repartidas en los centros de trabajo y universidades entre las personas integradas a la Revolución castrista y pocos cubanos de a pie tendrán acceso al estadio.

Omar Linares, recordado como uno de los mejores bateadores cubanos de todos los tiempos (conectó para .368 en las Series Nacionales), declaró a la agencia AFP que aunque el encuentro tiene carácter amistoso dejará huella.

"Va a venir el Presidente de Estados Unidos, pero aún si no viniera será de tensión igual porque decir Grandes Ligas es decir el mejor béisbol del mundo (…) que se acaben de abrir las relaciones, para que el cubano pueda jugar en Grandes Ligas sin tener que irse de su país por balsa. Esto ya le pondría un punto final a estas salidas ilegales que tanto nos están haciendo daño".

El jonronero cubano Orestes Kindelán (487 cuadrangulares en 17 Series Nacionales) declaró a la agencia que "este es el momento de dar el paso para que puedan los peloteros ir y venir y que se juegue la pelota sin ningún problema y apartando toda la parte política".

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG