Enlaces de accesibilidad

Sentencian a hasta 175 años de cárcel a exmédico de equipo gimnástico de EEUU


Larry Nassar (c), exmédico del equipo nacional de gimnasia de Estados Unidos.

"Es mi honor y privilegio sentenciarle porque no merece salir de la cárcel nunca jamás", señaló la jueza federal Rosemarie Alquilina, al proclamar la sentencia de Larry Nassar, exmédico del equipo nacional de gimnasia de Estados Unidos.

Un ex médico del equipo de gimnasia de EEUU, Larry Nassar, fue sentenciado hoy a un mínimo de 40 años y un máximo de 175 años de cárcel por abusar de más de un centenar de jóvenes gimnastas.

El fallo llegó después de varios días de testimonios de cerca de 160 de sus víctimas, incluyendo medallistas de oro olímpico, que acusaran a Nassar, de 54 años, en un tribunal de Michigan.

Larry Nassar escucha la declaración de una de las víctimas durante una sesión de su juicio por abusos sexuales, en Lansing, Michigan, EEUU.
Larry Nassar escucha la declaración de una de las víctimas durante una sesión de su juicio por abusos sexuales, en Lansing, Michigan, EEUU.

"Es mi honor y privilegio sentenciarle porque no merece salir de la cárcel nunca jamás", señaló la jueza federal Rosemarie Alquilina, al proclamar su sentencia.

Entre las que ofrecerán declaraciones está Rachael Denhollander, una de las primeras mujeres que públicamente se identificó como una de las víctimas de Nassar.

Denhollander contactó a la policía de la Universidad Estatal de Michigan en el 2016 al leer artículos sobre cómo USA Gymnastics, la entidad a cargo de entrenar a las gimnastas, manejó erróneamente las denuncias de abuso sexual. Nassar trabajaba en la universidad y era el médico del equipo de gimnasia.

Nassar, de 54 años, se ha declarado culpable de abusar de siete personas en la zona de Lansing, entre ellas Denhollander.

Las mujeres narraron que el médico, sin guantes, las penetraba con las manos sin justificación cuando estaban en la camilla de examen.

Las mujeres acusadores, que en el momento de los hechos eran menores de edad, relataron que confiaban en Nassar, se negaban a creer lo que les acababa de ocurrir, o tenían miedo de hacer una denuncia.

En ocasiones Nassar usaba una sábana o su propio cuerpo para evitar que los padres de la niña, que estaban ahí mismo en el consultorio, pudieran ver lo que estaba haciendo.

Entre las mujeres acusadoras están las gimnastas olímpicas Aly Raisman, Jordyn Wieber y McKayla Maroney.

Nassar ya había sido sentenciado a 60 años de prisión por delitos de pornografía infantil. La próxima semana recibirá sentencia por otros delitos en Eaton County, Michigan.

(Con información de AP y EFE)

XS
SM
MD
LG