Enlaces de accesibilidad

Canadá envió médico a Cuba para examinar a diplomáticos por ataques acústicos: Huffington Post


Embajada de Canadá en La Habana

Medios canadienses han revelado nuevos detalles sobre los ataques sónicos contra diplomáticos canadienses y sus familiares basados en Cuba, en virtud de documentos recientemente desclasificados. Entre las víctimas hay niños canadienses.

El gobierno de Canadá envió en junio pasado un médico a Cuba para examinar a diplomáticos canadienses víctimas de "misteriosos ataques acústicos", según que reportó Huffington Post citando memorandos desclasificados recientemente.

El medio dijo que la visita del doctor canadiense Jeffrey Chernin de Health Canadá se produjo el 18 de junio y "reveló síntomas similares a los experimentados por el personal diplomático de Estados Unidos en Cuba".

Chernin se reunió de manera individual con cada uno de los afectados, según la publicación.

"El médico descubrió que los síntomas, la experiencia y la recuperación variaban, pero parecía descartar causas virales como la gripe o la pérdida de audición debido a la edad", dijo el medio.

El reporte indicó también que las autoridades canadienses pidieron a sus homólogos cubanos una "colaboración más cercana" en la búsqueda de hechos y explorar la posibilidad de una mayor seguridad en áreas donde los diplomáticos canadienses vivían "para desalentar más ataques".

Los afectados han sido sometidos a pruebas en Canadá y Estados Unidos, pero hasta ahora no ha sido revelada la cifra exacta de diplomáticos canadienses y familiares dañados.

Síntomas similares a sus homólogos estadounidenses

Ottawa había reconocido en agosto que un número no especificado de canadienses basados en la isla habían sido afectados, pero otros detalles no fueron informados hasta ahora.

Los registros recientemente divulgados, obtenidos por The Canadian Press en virtud de la Ley de Acceso a la Información, muestran que ya en mayo, la misión de Canadá en La Habana estaba buscando ayuda para elaborar "próximos pasos" para el personal canadiense con problemas de salud.

"Muchos de los síntomas son similares a los signos de estrés extremo, y existe la posibilidad de que haya efectos de salud mental causados por el temor a ser atacados", escribió la diplomática Karen Foss.

"De cualquier forma, las pruebas deberían ayudar a descartar casos y asegurar al personal que tenemos los medios para poder brindar el deber de cuidado", agrega la nota.

Los síntomas, -dijo el medio-, incluyen dolores de cabeza, mareos, náuseas, pérdida de audición, hemorragias nasales y problemas cognitivos, incluida la pérdida de la memoria a corto plazo.

El informe señala que los diplomáticos canadienses "estaban desconcertado sobre quién o quiénes podrían haber estado detrás de los supuestos ataques".

"No hay respuestas", escribió Foss en un correo electrónico del 28 de mayo.

"Nos queda (examinar) lo que sabemos sobre (...) los objetivos y posibles sospechosos", agregó.

Aproximadamente una semana más tarde, Foss informó que el jefe de la misión de Canadá en Cuba había convocado una reunión de personal para asesorar sobre el "aumento del nivel de amenaza".

Una descripción de la situación de seguridad señaló la necesidad de revisar quién en la misión "es más vulnerable debido a cualquier condición preexistente u otra consideración que significa que están en mayor riesgo si son atacados".

Los funcionarios canadienses, -detalló el reporte-, silenciosamente comenzaron a redactar declaraciones en caso de que la "situación se filtre a la prensa", señalando que había indicios de que el tema se estaba discutiendo en una escuela de Virginia.

Niños canadienses también afectados

Varios niños canadienses se encuentran entre las víctimas de los "ataques acústicos" que tuvieron lugar en La Habana entre 2016 y 2017 y que afectaron a las misiones diplomáticas de Ottawa y Washington en la Isla, según informó este jueves el diario National Post.

Un reportaje firmado por la periodista, Marie-Danielle Smith, que citó documentos oficiales, explica que bajo la ley de acceso a la información el National Post obtuvo la correspondencia de los diplomáticos de Ottawa en La Habana en la que se puede constatar que "los funcionarios de Global Affairs Canada descubrieron ya en abril que el personal de la embajada canadiense y sus familias en Cuba reportaban misteriosos problemas de salud".

"En mayo se apresuraron a determinar si los síntomas graves que estaban informando incluidos, -según los documentos, la pérdida de memoria, audición e incluso conciencia— podían ser psicosomáticos", asegura el artículo

La prensa canadiense detalla el contenido de algunos mensajes electrónicos enviados desde la Embajada en La Habana, solicitando asistencia de médicos canadienses para tratar al personal afectado, pero no añade nada más de la correspondencia de los diplomáticos ni cifra la cantidad de niños supuestamente afectados por los "ataques acústicos".

En septiembre, la agencia AP informó que alrededor de diez familias canadienses habían sido afectadas y que tanto Ottawa como Washington habían desplegado investigadores criminales.

Washington y sus agencias de Inteligencia que están investigando los incidentes no han ofrecido conclusiones de su investigación.

Como consecuencia de estos ataques, Estados Unidos, he retirado a su personal diplomático en La Habana, expulsado a dos tercios de funcionaros de la embajada cubana en Washington y recomendado a sus ciudadanos no viajar a Cuba.

Canadá no ha tomado hasta ahora ninguna medida similar.

(Con información del diario canadiense National Post y Huffington Post)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG