Enlaces de accesibilidad

CIA advirtió hace 2 meses de actos terroristas en Cataluña; cubanoamericano alertó desde 2007


Efectivos de Emergencias en las inmediaciones del lugar en el que una furgoneta ha atropellado esta tarde a varios peatones que paseaban por las Ramblas de Barcelona.

Estado Islámico había publicado imágenes de la basílica de La Sagrada Familia entre posibles blancos. Desde 2007 el entonces embajador de EEUU en España, el cubanoamericano Eduardo Aguirre, había reportado que Cataluña era "una base principal de operaciones para actividades terroristas".

Barcelona estaba en el punto de mira de los terroristas y así se lo había advertido hace dos meses la CIA a la policía autonómica catalana Mossos d'Esquadra, reporta hoy el diario español El Periódico.

La agencia central de inteligencia estadounidense alertó incluso del riesgo en las concurridas Ramblas, donde este jueves tuvo lugar un atentado con una furgoneta que dejó 13 muertos y unos 130 heridos.

La publicación resalta que “aunque la amenaza terrorista siempre ha estado presente, hace un año aumentó la preocupación sobre su posible inminencia después de que una de las productoras del Estado Islámico (EI) difundiera una imagen con emblemáticos monumentos mundiales señalados como futuros escenarios de atentados, entre los cuales figuraba la iglesia de La Sagrada Familia en Barcelona".

El hallazgo de la fotografía dio lugar a una reunión de los Mossos con los responsables de la seguridad del templo diseñado por el arquitecto catalán Antoni Gaudí, y a partir de ahí las fuerzas de seguridad aplicaron nuevas medidas para mejorar la protección de la basílica.

Además, agrega El Periódico que el pasado 30 de julio una cuenta de Twitter asociada al Estado Islámico anunciaba un atentado inminente en Al Ándalus,( el nombre islamista del territorio de la península ibérica ocupado por los moros en varios períodos entre 711 y 1492, cuando cayó su último reducto, el emirato de Granada). “Vamos a implantar el califato en España y vamos a recuperar nuestra tierra. Ataque inminente en Al Andalus. Si Alá quiere”, escribieron en una serie de mensajes en esa cuenta.

Este viernes, cuentas vinculadas a Estado Islámico en Twitter celebraron los atentados publicando anteriores comunicados de amenaza contra España y escribiendo mensajes como “a todos los españoles: ahora es tiempo de pagar por todo lo que vuestros Gobiernos han hecho a nuestros países”.

Imán de terroristas

El diario madrileño apunta que la relevancia de Cataluña para la lucha antiterrorista puede notarse en el hecho de que en 2009 el Gobierno de EE.UU. decidiera instalar en su consulado en Barcelona una antena de espionaje operada por varias agencias, con la misión de servir de base de inteligencia antiyihadista en el Mediterráneo Occidental.

En un informe del 2007 reproducido en 2010 por el diario El País, el entonces embajador de EE.UU. en España, el cubanoamericano Eduardo Aguirre, reportó que "autoridades españolas y norteamericanas han identificado a Cataluña como un importante centro mediterráneo de actividad de radicales islamistas".

El cubanoamericano Eduardo Aguirre, ex Embajador de EE.UU. en España (2005-2009)
El cubanoamericano Eduardo Aguirre, ex Embajador de EE.UU. en España (2005-2009)

Según el diplomático, nacido en Cuba y llegado a Estados Unidos a través de la operación Pedro Pan, "la alta inmigración, legal como ilegal, desde el norte de África (Marruecos, Túnez, Argelia), así como de Pakistán y Bangladesh hace de esta región un imán para reclutar terroristas".

Aguirre puntualizaba que la inmensa mayoría de los islamistas en la región "son hombres solteros o sin compañía, y sin documentación legal (...) viven al margen de la sociedad española, no hablan el idioma, (y) suelen estar desempleados (...) estas circunstancias proveerían terreno fértil para el reclutamiento de terroristas (...) A la luz de actividades sospechosas recientes quedan pocas dudas de que la región autónoma de Cataluña se ha convertido en una base principal de operaciones para actividades terroristas".

Una apreciación de aquel momento que no perdió validez en los últimos diez años, como indica el diario barcelonés La Vanguardia: "En núcleos urbanos del entorno de Barcelona se desactivaron células que servían de puente para llevar a combatientes a zonas ya calientes entonces como Afganistán o Irak, a mediados de la primera década de este siglo".

"Mecanismos parecidos se reprodujeron en otros centros de población catalanes con el auge del Estado Islámico en el 2014. De nuevo, mecanismos de captación de soldados del califato para enviar a Irak o Siria, que fueron objeto de especial seguimiento, tanto o más como el monitorización de las llamadas “radicalizaciones exprés” protagonizadas por personas a través de internet. Las operaciones para detener a captadores o miembros ya radicalizados de estos grupos se han sucedido en Catalunya con gran intensidad en estos últimos años".

(Redactado por Rolando Cartaya con información de El Periódico, El País y La Vanguardia)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG