Enlaces de accesibilidad

España refuerza avales a negocios con Cuba


Cuba y España acordaron en febrero pasado una nueva condonación de deuda para impuslar relaciones económicas.

Reanudará la cobertura de operaciones de seguro de crédito a exportaciones a la isla, cancelada en 2000 debido a los impagos cubanos.

España ha previsto reanudar la cobertura de operaciones de seguro de crédito a la exportación a mediano y largo plazo a Cuba, como parte de una estrategia que buscaría mantener su lugar como socio clave.

La idea es impulsar la colaboración bilateral y potenciar la presencia de empresas españolas en Cuba, según informaron medios locales.

El mecanismo había sido interrumpido en el año 2000 como consecuencia de los abultados impagos que acumuló el Estado cubano, cuantificados en $650 millones, explicó el sitio Cinco Días.

"Sería el primer paso de una nueva estrategia que empezó a tomar cuerpo a finales de 2014, tras cerrarse un acuerdo para la devolución de ese pasivo", explicó el medio.

Reuters informó en febrero pasado que el Ministerio de Economía español puso en marcha los acuerdos de refinanciación alcanzados el año pasado, abriendo la puerta a nuevas condonaciones.

Estas servirían para crear un Fondo de Contravalor dedicado a financiar en la isla proyectos acordados por ambas partes.

La Compañía de Seguros de Crédito a la Exportación (Cesce), en la que el Estado español tiene un 50% y el resto está participado por los grandes bancos y aseguradores, retomó la comercialización de seguros de crédito a corto plazo, con un importe de 25 millones de euros para operaciones que fueran desde los 250.000 hasta el millón de euros.

Las empresas de bienes de equipo, como fabricantes de maquinaria o material eléctrico, han sido las más beneficiadas, ya que copan una tercera parte de las ventas de bienes, mientras que las importaciones están ligadas a alimentos y bebidas, donde las grandes compañías españolas también están preparando su desembarco.

"El nuevo contexto económico, cada vez más cercano a la liberalización y con fuertes expectativas de entrada de capital estadounidense, es uno de los motivos que ha llevado al Ejecutivo a desbloquear los avales para proyectos a medio y largo plazo, que abarcarían importes mucho más elevados, aún sin decidir, y de las que se beneficiarían tanto inversores y exportadores", explicó el medio local.

Las más favorecidas serían las grandes empresas turísticas, en especial las hoteleras, que copan el 90% del mercado cubano y que se podrían aprovechar del aluvión de viajeros norteamericanos para abordar nuevos proyectos.

Meliá, que desembarcó hace 26 años en la isla, es la cadena que mantiene mayor presencia en Cuba, con 27 establecimientos y 13.000 habitaciones, y tiene planes de expansión para implantar en la isla algunas de sus marcas inéditas como Gran Meliá, ME o Innside.

Iberostar, BlauHotels, Roc Hotels, BeLive, la división hotelera de Globalia, H10, BlueBay y Barceló también tienen hoteles en la isla.

Los nuevos avales se suman a la "Línea de financiación Cuba", dotada con 40 millones de euros y ampliable en función de la demanda de las empresas.

La línea de crédito, en vigor desde abril, tiene dos objetivos: proyectos desarrollados en cualquier provincia del país y operaciones en la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM).

XS
SM
MD
LG