Enlaces de accesibilidad

Transportistas de Venezuela rechazan última idea de Maduro: racionar la gasolina


Un empleado y un cliente bombean combustible en una gasolinera de Caracas, en julio de 2018. El presidente Nicolás Maduro quiere regular el precio del combustible para la gasolina más barata del mundo, a través del "Carnet de la Patria" -un documento electrónico para disribuir subsidios a sus simpatizantes.

La oposición venezolana ha criticado con dureza esta medida y asegura que en realidad busca ocultar el hecho de que en Venezuela no hay gasolina y que facilitaría discriminación política.

Venezuela comenzó el miércoles un polémico censo de vehículos que rechaza la oposición y la mayoría del gremio de transportistas, pero que el gobierno asegura acabará con el "derroche" y el "contrabando" de gasolina.

Con este mecanismo los vehículos quedarán sujetos al llamado "carné de la patria" (un registro paralelo que ideó el chavismo con fines políticos y que entrega millones de bolívares en subsidios cada mes) poder acceder a "precios de gasolina subsidiada".

Delcy Rodríguez, la vicepresidenta ejecutiva, dijo que el "principal" objetivo es "atacar a las mafias del contrabando que se llevan el combustible del pueblo venezolano para sostener regímenes antidemocráticos".

"No más una política de derroche de la ciudadanía en cuanto al uso de los combustibles", añadió la funcionaria.

El precio de la gasolina en Venezuela es tan barato que solo un dólar alcanza para pagar 28.795 litros, o llenar casi 720 tanques de vehículos medianos.

La oposición venezolana ha criticado con dureza este censo, al señalar que pretende "ocultar el hecho de que no hay gasolina" y que la petrolera estatal PDVSA "está quebrada", según declaraciones del diputado José Guerra, citadas por la agencia EFE.

"No censes tu vehículo (...), no al racionamiento de la gasolina", agregó el parlamentario.

En tanto que su compañero de bancada y presidente de la Comisión de Finanzas del Parlamento, Rafael Guzmán, señaló que la "intención" del censo es "controlar y dominar".

"Quieren someter la voluntad del pueblo y que dependan de ellos hasta para movilizarse. Destruyeron Pdvsa y este miércoles comienzan con esta farsa para ocultar que ya ni gasolina hay en Venezuela", dijo a EFE.

La vicepresidenta Rodríguez aseguró que estas críticas parten de "sectores antidemocráticos que buscan el perjuicio del pueblo venezolano a través de la guerra económica" y participan "de las mafias de extracción del combustible".

El diario caraqueño El Nacional señala que todos los funcionarios involucrados en el registro ­ desde Maduro, pasando por su vice Delcy Rodríguez, hasta el ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez- han repetido que el propósito es hacer un "uso racional" de la gasolina en el país, entregar subsidios a los que tengan “carnet de la patria” y "atacar las mafias de contrabando de combustible".

Un conductor, que prefirió no identificarse y trabaja en una línea en Las Mercedes, dijo al periódico que el censo es otro control más y hará que continúe la escasez y el bachaqueo (mercado negro) de gasolina. "Eso fue aplicado en Táchira y cuando uno va para allá compra la gasolina bachaqueada". Aseguró que no tiene el carné de la patria ni piensa tenerlo. Un compañero de él, que escuchaba la conversión, expresó: "El gobierno no sabe ni lo que está haciendo, ya no saben qué hacer. Yo tengo tres carros y una moto, entonces cuál registro. ¿Cómo hago yo?", se preguntó.

Al consultárseles si se inscribirán en el censo, la respuesta fue unánime: "No nos registraremos".

En otra línea de taxis, en Antímano, el encargado afirmó que el registro vinculado al carné de la patria es una discriminación política. "Todos somos venezolanos y todos tenemos derecho, no solo los que tienen ese carné".

El Comando Intergremial del Transporte, que representa a 85% de los transportistas públicos (sindicatos nacionales, cooperativas, cámaras y bloques), acordaron en una reunión que no participarán en el censo.

En la plataforma digital patria.org.ve los conductores deben aportar en la sección de "vehículos” detalles como la matrícula de sus autos, el año, la marca, el tipo de carro y el uso que generalmente le dan. Además, el gobierno quiere saber si los carros son propiedad exclusiva o compartida, si están o no operativos, el número del motor, el serial del chasis, el tipo de combustible que consume y la capacidad del tanque de gasolina.

El censo es una de las medidas anunciadas la semana pasada por Maduro en su intento por reflotar la economía venezolana, la de peor desempeño en la región pese a la cantidad de recursos naturales de que dispone el país.

Por estas razones, se registran a diario manifestaciones de ciudadanos que reclaman agua, luz, transporte, medicinas, alimentos y mejores salarios, entre otras exigencias.

[Con información de agencia EFE y El Nacional]

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG