Enlaces de accesibilidad

Censuran filme por considerar que hace del socialismo cubano "un monstruo”


El cine Yara.

"Santa y Andrés", del director Carlos Lechuga fue excluida de la selección oficial del Festival del Nuevo Cine Latinoamericano que cada diciembre tiene lugar en La Habana.

La censura a la película "Santa y Andrés" en Cuba taponea cualquier orificio para el arte independiente. La polémica se desató tras la respuesta del director del filme, Carlos Lechuga luego que al periodista Arthur González y trajo las críticas de los más altos cargos de la cultura en el país, críticos de cine y creadores.

"Santa y Andrés" fue excluida de la selección oficial del Festival del Nuevo Cine Latinoamericano que cada diciembre tiene lugar en La Habana.

"Santa y Andrés" habla de la unión que se establece entre un escritor homosexual represaliado y la campesina del partido que debe vigilarlo. La cinta rinde homenaje a todos los escritores y artistas castigados por el gobierno castrista como Reinaldo Arenas o René Ariza.

Arthur González, periodista oficialista del sitio Cubainformación.tv, acusó a la obra de falsear los mecanismos represivos dentro del régimen cubano. A su vez calificó así la película de Lechuga: “Su nuevo largometraje evidencia el propósito de contar la historia a su manera, haciendo del proceso socialista cubano un monstruo”.

La respuesta de Lechuga la hizo desde Facebook, “No solo atacan a Santa y Andrés, esta es una crítica y un ataque contra todo el cine independiente. Esta película se hizo con el apoyo del programa IBERMEDIA, que es un programa intergubernamental del cual Cuba como país forma parte”, ripostó el creador.

La polémica echó a rodar y ha contado con las diatribas de Fernando Rojas, viceministro de Cultura; Roberto Smith de Castro, presidente del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC) y los comentarios favorables de los cineastas Kiki Álvarez, Eduardo del Llano y el periodista y crítico de cine Dean Luis Reyes.

Rojas, un peso pesado en los últimos veinte años de las reprimendas culturales en Cuba atacó directamente un escrito de Reyes en la revista OnCuba. Expuso lo que considera logros de la política cultural cubana para decir que éste las desconocía.

En su postura oficialista Rojas plantó la carta oficialista: “En una decisión transparente no hay debilidad. Debilidad sería ceder ante intentos de chantaje”, y concluyó y defendió a los funcionarios que le rodean: “A ellos y a mí nos anima una vocación de servicio, inspirada en un claro compromiso con la Revolución y sus valores”.

Por su parte el director del ICAIC dijo que el estatal instituto de cine "continuará cuidando la imagen de los símbolos patrios, de la propia Revolución y de nuestros héroes y mártires, tanto en el cine que apoyemos en su producción, como en la selección de las películas que se exhiban en nuestras pantallas”.

El filme se estrenó en septiembre pasado en el Festival Internacional de Cine de Toronto, Canadá, así como en el Festival Internacional de San Sebastián, España.

Lechuga obtuvo el XI Premio SGAE de Guion Julio Alejandro, dotado con 25 mil euros por el libreto, también el premio del fondo holandés Hubert Bals consistente en 5 mil dólares a través de Cinergia, un fondo que anualmente impulsa proyectos cinematográficos de Centroamérica y Cuba y 10 mil dólares del Programa IBERMEDIA para desarrollo.

A raíz del estreno del fime en San Sebastián, Lechuga comentó que las autoridades cubanas estaban asustadas y cerradas en "todo lo que tiene que ver con la cultura".

"La apertura en estos momentos es hacia los americanos (estadounidenses) y lo que venga de fuera", dijo.

"'Fast&Furious' se rodó en la isla y estoy encantado pero luego no hay ningún buen fondo público para películas propias. Es raro, porque es más fácil que pongan 'Batman contra Superman' en el cine que 'Melaza'", su primer largometraje estrenado en 2012, declaró.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG