Enlaces de accesibilidad

Avanzan fuerzas de Ucrania pero pierden un avión


Tropas ucranianas.

Militares ucranianos admitieron que otro de sus aviones fue derribado por los separatistas, que se jactaron de haber recibido apoyo de Rusia.

Las fuerzas del ejército penetraron profundamente en la ciudad de Luhansk, controlada por los rebeldes, informó el gobierno ucraniano el domingo, en lo que podría ser un paso decisivo en el conflicto bélico de cuatro meses.

Sin embargo, los militares admitieron que otro de sus aviones fue derribado por los separatistas, que se jactaron de haber recibido apoyo de Rusia.

Un periodista de The Associated Press divisó una columna de varias docenas de vehículos pesados, incluso tanques y por lo menos un lanzacohetes, avanzar por territorio rebelde el domingo.

El consejo nacional de seguridad de Ucrania dijo que las fuerzas del gobierno capturaron una estación policial en Luhansk el sábado después de intensos enfrentamientos en el vecindario de Velika Vergunka.

Varias semanas de lucha han dejado su huella en Luhansk, cuyas autoridades dicen que está al borde de una catástrofe humanitaria. El cerco montado por las fuerzas del gobierno ha impedido el suministro de provisiones básicas y ha cortado la energía eléctrica y el agua corriente.

Aunque los rebeldes han cedido terreno en las últimas semanas, siguen demostrando una formidable capacidad de lucha.

El vocero militar ucraniano Oleksiy Dmitrashkovsky dijo el domingo que los separatistas derribaron un avión de guerra ucraniano sobre la región de Luhansk. Agregó que el piloto saltó y estaba a salvo. Otro portavoz militar, Andriy Lysenko, admitió más tarde que todavía se estaba aclarando la situación del piloto.

La columna de vehículos blindados fue divisada al sudeste de Luhansk, en las afueras de un pueblo muy cercano a la frontera rusa, y se dirigía al oeste, por territorio rebelde. No estaba en claro si la columna provino de Rusia. Entre los vehículos blindados había un Strela-10, un sistema de misiles de tierra-aire capaz de hacer impacto en blancos hasta a 3.500 metros (11.500 pies).

El área está del lado ucraniano de la frontera. Del otro lado hay un numeroso convoy ruso de camiones supuestamente con suministros para Luhansk y otras zonas afectadas.

Parte del convoy de ayuda se dirigió al cruce fronterizo el domingo, pero los 16 camiones blancos se detuvieron sin cruzar. El convoy con un total de casi 270 vehículos ha estado varado durante días en una ciudad cerca de la frontera debido a objeciones de Ucrania, que se quejó de que la misión no hubiese sido autorizada por el Comité Internacional de la Cruz Roja.

La Cruz Roja, que sería la responsable de distribuir la ayuda, dijo el sábado que el obstáculo principal era la falta de garantía de seguridad de todos los bandos en el conflicto.

Una enorme máquina de rayos X fue llevada al cruce fronterizo ruso, y Paul Picard, a cargo de una misión de la Organización para Seguridad y Cooperación en Europa, dijo que sería utilizada para inspeccionar la carga.

XS
SM
MD
LG