Enlaces de accesibilidad

Millones a quien invente el mejor robot autónomo


Robot militar

En la competencia pueden participar no sólo centros de robótica, sino ingenieros informáticos, desarrolladores de videojuegos y cualquier experto.

"Robots adaptables con la habilidad de utilizar herramientas humanas", es el último deseo manifestado por el Darpa, el brazo tecnológico del Pentágono en Estados Unidos.

Para hacerlo realidad, el organismo ha convocado una especie de concurso que promete un premio de 2 millones de dólares a quien consiga desarrollar un robot capaz de salvar vidas en zonas de desastre. Aquellos que participen, dijeron, tendrán que enfrentar toda un serie de retos físicos.

En la competencia pueden participar no sólo centros de robótica, sino ingenieros informáticos, desarrolladores de videojuegos y en definitiva cualquier experto dispuesto a "incrementar la diversidad de soluciones innovadoras".

El ejército estadounidense también ha usado robots en Irak y Afganistán para registrar edificios y detectar posibles explosivos. Sin embargo, el Darpa dice que todavía hay mucho trabajo que hacer para que estas máquinas interactúen con los humanos de forma más natural.

"Se va a poner a prueba la autonomía en la toma de decisiones, movilidad, destreza, fortaleza y resistencia en un ambiente diseñado para uso humano pero degradado debido al desastre", dijo Gill Pratt, director de programas del Darpa.

Jeremy Wyatt, profesor de robótica en la Universidad de Birmingham sugirió que los esfuerzos podrían enfocarse en hacer que las máquinas sean menos dependientes de operadores humanos. "Se han utilizado robots operados por humanos desde el desastre del World Trade Center, pero ningún robot autónomo ha sido empleado en un desastre a día de hoy", dijo.

La autonomía de los robots está mejorando progresivamente, pero a menudo es más fácil y confiable tener a un humano manejando al robot remotamente. La autonomía también despierta preocupaciones de seguridad y confiabilidad.

La última iniciativa similar del Darpa; una carrera de autos sin conductor a lo largo de 241km en el desierto, resultó en nuevos desarrollos en este campo, dice Noel Sharkey, profesor de inteligencia artificial y robótica en la Universidad de Sheffield. Añadió que aunque pueda tener aplicaciones civiles positivas, estas máquinas nos dirigen claramente hacia la automatización de la industria de la guerra.
XS
SM
MD
LG