Enlaces de accesibilidad

"Es momento de que la Iglesia convoque a Raúl Castro a una mesa redonda", afirma cura de Placetas


Juan Yvo Urvoy

La Iglesia Católica “tiene que alzar la voz y ser un instrumento de esta transición muy necesaria para el pueblo de Cuba”, afirmó el sacerdote francés, Juan Yvo Urvoy, párroco de la iglesia San Atanasio, de Placetas.

“La Iglesia está lista para facilitar algo así: una verdadera transición, para pasar a otro sistema político que involucre en verdad a todos los cubanos. La Iglesia tiene el papel de ver y hablar bien claro en este momento”, aseguró Yvo en un entrevista publicada este martes en 14yMedio bajo la firma del periodista Jorge Guillén.

El sacerdote, quien realiza su labor pastoral en Placetas desde hace más de una década, dijo que el anuncio de mayores dificultades económicas, hecho por Raúl Castro durante la pasada sesión de la Asamblea Nacional ha causado una gran inquietud entre la población porque “piensan que la generación de hoy en día no está preparada para sufrir como en los años noventa”.

“El domingo pasado dije en una misa que es el momento para que la Iglesia convoque a Raúl Castro a una mesa redonda para decirle que si estamos entrando en otro Periodo Especial es porque el socialismo no es sostenible y hay que pasar a otra cosa”, subrayó.

El padre Yvo considera que existe una indiferencia generalizada entre la población sobre el tema político porque el pueblo cubano “está harto de la política después de más de 50 años de esta dictadura”.

“Es muy común escuchar aquí que la gente dice: "la política es una m....". Los cristianos aseguran que quieren tener las manos limpias y no meterse en política, lo que es un error fundamental. Como dice Aristóteles, la política es el arte de vivir y convivir en la sociedad. La política es algo noble, que debe animar a los hombres buenos para constituir una sociedad y un ámbito favorable para que el hombre encuentre la felicidad. Los cristianos no pueden desentenderse de la política sino cambiarla desde sus raíces”, explicó.

Recordando la visita del Papa Francisco a Cuba, el sacerdote dijo que sus feligreses en Placetas y el mismo esperaban otro tipo de discurso, “otra libertad de tono” en su mensaje.

“Vimos al Papa hablar muy libremente en todos los países que visitó y fue muy extraño ver que en Cuba estaba así como frenado. Fue un poquito decepcionante”, indicó.

Como parte de su quehacer pastoral con sus fieles y la población parroquial el sacerdote ha impulsado varios proyectos entre los que se destacan un club de ciclismo, en el que participan jóvenes de la ciudad con quienes ha hecho varios recorridos por la isla.

Además, la parroquia desarrolla otros programas sociales enfocados en la comunidad:

“Tenemos un internado para varones, un hogar de ancianos con acogida de día y, sobre todo, el repaso escolar, que es muy importante en la parroquia, además de otros tantos proyectos sobre orientación a la familia y talleres de costura para mujeres”, explicó.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG