Enlaces de accesibilidad

Meliá anuncia que este año tendrá ya 34 hoteles en Cuba


El hotel Meliá Cayo Guillermo.

Actualmente la cadena española gestiona hoteles en ocho destinos de Cuba, tanto urbanos como costeros, que suman más de 14.000 habitaciones.

La compañía hotelera española Meliá Hotels International anunció este jueves un crecimiento de sus operaciones en Cuba con la construcción de nuevos hoteles y la remodelación capital de establecimientos y espera cerrar este año con 34 hoteles y 14.661 habitaciones bajo su administración en la isla.

Actualmente la cadena española gestiona hoteles en ocho destinos de Cuba, tanto urbanos como costeros, que suman más de 14.000 habitaciones.

Según datos oficiales, en el sector turístico cubano operan 25 empresas mixtas en 14 hoteles y 19 gerencias extranjeras que administran 41.000 habitaciones en 82 contratos, lo que representa el 62 % de los alojamientos hoteleros.

Cuba cuenta en este momento con 366 hoteles que albergan 69.000
habitaciones, pero proyecta la apertura de 15 nuevas instalaciones y
espera tener unas 100.000 habitaciones para 2030 con el objetivo de
responder al futuro incremento de visitantes extranjeros.

El turismo representa la segunda fuente de ingresos de Cuba detrás de la venta de servicios profesionales al exterior, lo que supone una contribución del 10 % al producto interior bruto (PIB) y la generación de medio millón de empleos.

Meliá Internacional indica que firmó un acuerdo recientemente con el Grupo Cubanacán y la empresa británica Ceiba Investments para remodelar tres instalaciones hoteleras de su firma en el balneario de Varadero, y otra en La Habana con una inversión de 150 millones de dólares.

Entre las novedades que proyecta Meliá en Cuba figura la apertura de un lujoso hotel de la marca Paradisus en Cayo Santa María, ubicado al norte de la provincia central Villa Clara, en una de las zonas turísticas más importantes del país.

Esta nueva instalación contará con 802 habitaciones, 4 piscinas, 190 habitaciones Garden Swim Up, 12 restaurantes y 14 bares, además de facilidades para acoger turismo de eventos y bodas, entre otros servicios, detalla un comunicado de prensa de la empresa.

En la occidental playa de Varadero, la cadena española fue pionera en la creación de empresas mixtas en el sector del turismo en Cuba con Sol Palmeras, ahora trabaja en el renacimiento de un hotel clásico en el principal polo de sol y playas de la isla, el Meliá Internacional.

Meliá también avanza que en los dos próximos años tiene en plan
ampliar su presencia en ciudades patrimoniales de Cuba como las centrales Cienfuegos, donde en 2019 operará los hoteles Jagua y La Unión, y en Camagüey tendrá bajo su marca al Gran Hotel y el Colón.

A ellos sumará en 2020 una tríada hotelera en Trinidad, uno de los enclaves coloniales mejor conservados de América y que desde 1988 integra la lista del Patrimonio Mundial de la Humanidad de la Unesco.

En esa ciudad del centro de la isla administrará en 2020 los alojamientos que ha bautizado como Trinidad, Punta Ancón y Sol House Ancón.

El gobierno cubano solo permite a las empresas extranjeras administrar y promover sus instalaciones hoteleras, pero se reserva la propiedad.

(Con información de la agencia EFE)

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG