Enlaces de accesibilidad

Demandan en New Jersey extradición de otro fugitivo que escapó a Cuba


Fraunces Tavern, donde ocurrió el atentado en el que murieron cuatro personas.

Familiares de una de las víctimas se resisten a olvidar y ven en el restablecimiento de relaciones entre Cuba y EEUU la posibilidad de que el culpable, William Morales, sea extraditado y enfrente la justicia.

Un fugitivo de la justicia estadounidenses refugiado en Cuba atrae titulares después de 36 años de escapar de una cárcel en Estados Unidos hacia México para, finalmente, establecerse en la isla.

William Morales, miembro del grupo paramilitar nacionalista puertorriqueño Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN) presuntamente armó la bomba que mató a cuatro personas en el restaurante Fraunces Tavern, en el bajo Manhattan, informa la publicación noticiosa North Jersey.

Después de 40 años de la tragedia, la viuda y los hijos de uno de ellos, Frank Connor (de 33 años), quien trabajaba como asistente del vicepresidente de Morgan Guaranty Trust, se resisten a olvidar y ven en el restablecimiento de relaciones entre Cuba y Estados Unidos la posibilidad de que Morales sea extraditado y enfrente la justicia.

Morales vive libremente en Cuba bajo una subvención de asilo político otorgada por el ex gobernante Fidel Castro y ha sido grabado en video junto a la también fugitiva de la justicia estadounidense, Joanne Chesimard, en una entrevista donde cuentan sobre su vida en la isla.

Página del FBI pidiendo información sobre Joanne Chesimard, una de los 10 terroristas más buscados.
Página del FBI pidiendo información sobre Joanne Chesimard, una de los 10 terroristas más buscados.

El caso de Chesimard, por cuya captura ofrecen $2 millones, ha opacado durante mucho tiempo el caso de Morales. La recompensa por la captura y devolución de Morales asciende a $100.000.

Morales fue capturado en un apartamento en Queens, Nueva York, tras una explosión accidental mientras construía uno de estos dispositivos. Allí la policía encontró cartas de la FALN que conectaban a Morales con el ataque en Fraunces Tavern.

No obstante, Morales fue enjuiciado por posesión ilegal de explosivos y se le sentenció a 89 años en prisión. Los fiscales no encontraron necesario juzgarlo por las muertes de la Fraunces Tavern, ya que pasaría su vida en prisión.

Pero Morales, quien perdió un ojo y todos los dedos, excepto un pulgar, en la explosión, escapó en 1979 de una sala destinada a reos en el Hospital Bellevue, en Manhattan. Informes apuntan que la huida de Morales fue orquestada por operarios de las FALN compañeros y, posiblemente, por miembros del Ejército de Liberación Negro, afiliados a Chesimard.

Años después, las autoridades mexicanas arrestaron a Morales. A pesar de las solicitudes de Estados Unidos para su extradición, México lo entregó a las autoridades cubanas que le prometían asilo político.

La FALN, reconocido como uno de los grupos paramilitares más violentos y peligrosos, es presuntamente responsable por la detonación de más de 100 bombas en emblemáticos edificios en varias ciudades de Estados Unidos, a finales de los 1970.

Recientemente, los congresistas republicanos Scott Garrett de Wantage, Leonard Lance de Flemington y Tom MacArthur de Toms River, pidieron a un comité de la Cámara de Representantes retener el dinero para restablecer relaciones diplomáticas con Cuba hasta que el Gobierno de Castro devuelva a los fugitivos.

"Estados Unidos debería estar en una posición de superioridad aquí. Deberíamos ser capaces de poner las reglas. Si quieren tener diálogo con Estados Unidos, devuelvan los fugitivos. Si quiere relaciones económicas con América, entreguen a los criminales condenados", dijo el hijo de una de las víctimas de Morales, Tom Connor.

XS
SM
MD
LG