Enlaces de accesibilidad

Mano de la censura cae sobre otro periodista cubano, activista LGBT

  • Martinoticias.com

Fotografía de Maikel González Vivero tomada de su perfil de Facebook.

El periodista Maykel González Vivero fue expulsado de su puesto de trabajo en la emisora local Radio Sagua por trabajar simultáneamente para medios independientes dentro y fuera de Cuba.

Otro periodista cubano fue expulsado de su trabajo en una emisora local, en medio de la creciente censura desatada contra los que no aceptan la línea oficial dictada desde el Departamento Ideológico del Partido Comunista.

Maykel González Vivero trabajó hasta la pasada semana en Radio Sagua, pero fue sacado de su puesto por colaborar con medios independientes como Diario de Cuba y OnCuba Magazine.

Otra vez las redes sociales han hecho su parte para que casos como este no sean silenciados.

"Más represalias. Esta vez contra mí. Me quitaron esta mañana lo único que me quedaba en los medios oficiales: un comentario ¡de crítica literaria!, en Radio Sagua", escribió en Facebook.

“Hablaron clarito: ‘por colaborar con la prensa privada’”, agregó.

En el mismo sitio explicó que sus problemas con la oficialidad comenzaron en el 2012, cuando fue sancionado por denunciar con pruebas gráficas la homofobia en el censo de población realizado ese año.

También fue sancionado, -dijo-, por criticar en su blog medidas económicas anunciadas por el vicepresidente Marino Murillo.

González contó que los censores de entonces le dijeron: “No importa donde publiques, aunque sea tu blog. Siempre te vamos a revisar”.

“Koniec (fin) para mí. Se tardaron bastante”, escribió.

Activismo

González es activista LGTB. Ha sido invitado al menos a dos eventos en Suiza. En uno de estos viajes, -según contó-, fue citado a la oficina del Partido Municipal donde le advirtieron que podía ser declarado como "contrarrevolucionario".

Luego participó en un encuentro con el canciller de Noruega y la secretaria de Estado sueca, interesados, dijo, en conocer acerca del activismo LGTB cubano.

Más tarde viajó a Estocolmo, para asistir a un evento sobre internet. A su regreso decidió dejar el periodismo oficial. "Todo era insostenible en la emisora", explicó.

Mantuvo, no obstante, un comentario radial sobre literatura, mientras publicaba en medios independientes.

Pero los censores decidieron recientemente cerrar su contrato que le permitía publicar un comentario radial sobre temas literarios.

Martí Noticias envió mensajes a través de Facebook pero no ha podido hasta ahora contactar con González.

Su caso no es aislado. Recientemente fue despedido el periodista holguinero José Ramírez Pantoja, sancionado por divulgar en su blog el contenido de una reunión del gremio donde la subdirectora de Granma hizo fuertes críticas a la política informativa y a la dirección del país.

Los representantes de la línea dura en el periodismo cubano arremetieron también contra el periodista extranjero Fernando Ravsberg, quien ha trabajado por más de 20 años en la isla. La vicepresidenta de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), Aixa Hevia, sugirió incluso que fuera expulsado de la isla.

A pocas horas de conocido el incidente comienza a crecer el malestar en las redes.

"Él no estudió en escuela militar para recibir órdenes. Pero vive en un país regido por militares. Y no obedeció. No obedeció en un país donde la obediencia es ley", escribió la periodista Leydi Torres Arias en su blog Botellas al mar.

Ignacio Estrada, activista cubano LGTB que ahora reside en Estados Unidos, dijo a González en Facebook:

"Eso es lo que sucede cuando muchos pasan el perímetro de la censura impuesta por unos octogenarios que no saben nada de libertades (...) Mi Solidaridad contigo como siempre y solo te digo no estás solo".

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG