Enlaces de accesibilidad

Técnica fluorescente ayuda a detectar huellas ocultas en escenas de crimen


La "nueva" técnica se basa en "etiquetas" químicas fluorescentes y funciona en superficies metálicas.

A pesar de que ya se utilizan varias técnicas mejoradas, sólo el 10% de las huellas dactilares en la escena del crimen tienen la calidad suficiente para poder ser utilizadas en tribunales.

La "nueva" técnica se basa en "etiquetas" químicas fluorescentes y funciona en superficies metálicas, lo que significa que podría ser utilizada en cuchillos, pistolas o casquillos de balas.

"No obstante el ADN, las huellas digitales siguen siendo la principal fuente de identificación en las investigaciones criminales", explicó a la BBC el profesor Robert Hillman, de la Universidad de Leicester.

"Cuando alguien pregunta: '¿para qué necesitamos otro método si hemos estado haciendo esto desde hace un siglo?', nuestra respuesta es: 'para ver el 90% que no obtenemos actualmente'".

Aunque la técnica actualmente sólo funciona con objetos metálicos, Hillman dijo que era "muy significativa" para la investigación forense -especialmente en crímenes violentos.

El enfoque clásico para mejorar la visibilidad de las huellas ocultas, o -para usar la correcta terminología forense- latentes, es aplicar un polvo de color que se adhiere al residuo aceitoso que deja la superficie del dedo.

Esto proporciona entonces un contraste visual con la superficie subyacente. La nueva técnica para visualizar las huellas dactilares explota el hecho de que sus pliegues no conducen la electricidad.

Así el material de la huella digital actúa como una plantilla, bloqueando una corriente eléctrica que se utiliza para depositar una película de color.

La película es dirigida a las regiones de la superficie plana que queda entre los pliegues de una huella digital, creando de ese modo una imagen negativa de la impresión.

Las sustancias que se utilizan son "electrocrómicas", lo que significa que cambian de un color a otro cuando se someten a una tensión eléctrica.

Los investigadores dicen que la técnica es altamente sensible, ya que incluso pequeñas cantidades de residuos de aislamiento (sólo unas pocas millonésimas de un metro), pueden evitar que la capa de color se adhiera al metal por debajo.
XS
SM
MD
LG