Enlaces de accesibilidad

WSJ: Remesas a Cuba crecieron más de 10% en 2015, podrían duplicarse


Oficina de Western Union en La Habana. Archivo.

Western Union, con más de 400 oficinas en la isla, revela un crecimiento "de dos dígitos" en los envíos de dinero tras la eliminación de las restricciones por el presidente Obama.

Las remesas a Cuba experimentaron en 2015 un "fuerte crecimiento de dos dígitos" dijo al diario The Wall Street Journal un directivo de la firma Western Union, que canaliza una parte importante de esa corriente de ayudas familiares y tiene más de 400 oficinas en la isla.

Según indicó al Journal Odilon Almeida, vicepresidente ejecutivo de la firma para América y la Unión Europea, ese incremento se debió al levantamiento de restricciones por parte de Estados Unidos. Almeida no reveló la cifra exacta de crecimiento registrada por la empresa.

El año pasado, el presidente Barack Obama modificó en enero y luego, en septiembre, eliminó por completo los límites en los envíos o entregas personales de dinero a ciudadanos cubanos, salvo a funcionarios del Gobierno y miembros del Partido Comunista.

El diario dedica un reportaje al papel que están desempeñando las remesas en el despegue de pequeños negocios privados en la isla, una de las metas de la Administración Obama con el relajamiento de las regulaciones sobre activos cubanos.

El matutino pone como ejemplo a Rafaela Suárez, docente jubilada de 68 años, quien con el dinero que le envía un cuñado de Miami ha construido una cafetería en su pequeño apartamento en el primer piso de un edificio en El Vedado habanero.

"Eso es lo que me ayudó a empezar", dijo Suárez del efectivo que recibió por concepto de remesas (US$40 en la última transferencia, talvez US$100 la próxima). "Fue crucial para mí", dice.

La mujer revela que ahora está ganando unos $8 netos por día, en un país donde el salario medio mensual es el equivalente a unos $23.

Pero la fracción de las remesas que va a los negocios privados todavía es relativamente pequeña.

Aunque Almeida dijo a The Miami Herald en junio que los envíos de dinero vía Western Union a Cuba se dedican ahora principalmente a comenzar o ampliar pequeñas empresas, Manuel Orozco, que estudia este tema en Diálogo Interamericano, prevé que en los próximos tres a cinco años, unos $250 millones de las remesas podrían ayudar a financiar hasta 35.000 micronegocios.

Orozco calcula que alrededor de 550.000 personas envían anualmente a Cuba un promedio de $1.250 cada una; alrededor de $770 millones al año.

Sobre la base de encuestas a quienes envían y reciben dinero, y teniendo en cuenta las decenas de miles de cubanos que continúan emigrando anualmente a Estados Unidos, el experto cree que en los próximos años el monto total de las remesas podría duplicarse o más, aumentando hasta $1.000 millones.

Para otros estudiosos, sin embargo, el monto de las remesas es mucho más elevado y superó hace tiempo los $1.000 millones.

La Comisión Económica para América Latina de las Naciones Unidas, CEPAL, estima que la cifra fue de alrededor de US$1.800 millones en 2015.

Por su parte The Havana Consulting Group (THCG), una entidad con sede en Miami encabezada por el economista cubano Emilio Morales, calculó en $2.770 millones las remesas a Cuba desde el extranjero en 2013.

El cálculo de THCG, que tiene en cuenta cada año datos oficiales, la facturación del comercio minorista en divisas, el estimado de las entradas informales de dinero, los gastos de visitantes en la isla, y una encuesta entre residentes de origen cubano de los condados floridanos Miami-Dade, Broward y Palm Beach, situaba entre 1.062.000 y 1.181.000 los residentes de Estados Unidos que enviaron dinero ese año a personas en la isla, para un total aproximado de $2.497 millones. Esa cifra no incluía contribuciones no monetarias.

Morales destacaba, por otra parte, la abrumadora diferencia con respecto a la distribución de los envíos de remesas por provincias: los residentes de La Habana reciben el 41.7% del total, y el resto se reparte entre las demás provincias.

El desbalance se manifiesta también por regiones: el occidente del país recibe el 56.8% del total; el centro, el 29.2%; y las cinco provincias orientales el 14%.

The Wall Street Journal advierte que la mayoría de las empresas por cuenta propia en Cuba sólo generan ingresos de subsistencia y destaca, citando a observadores, que muchas fracasan debido a la burocracia, los altos impuestos, el capital insuficiente o la falta de conocimiento del negocio.

Pero aun así se espera que el acelerado crecimiento del turismo (3.1 millones de visitantes en los primeros 11 meses de 2015, para un incremento del 18%) conduzca a la apertura de más restaurantes, hostales y comercios privados en La Habana y otras ciudades cubanas.

Para los más afortunados, con una pequeña ayuda de sus amigos (y familiares) en el exterior.

  • 16x9 Image

    Rolando Cartaya

    Rolando Cartaya (La Habana, 1952) Graduado de Periodismo, Universidad de La Habana 1976. Ha trabajado en la página cultural de Juventud Rebelde, la agencia UPI, el servicio Worldnet y como editor de las revistas “Newsweek”, “Discover” y “Motor Trend” en español. Ha traducido más de 20 libros para la editorial cristiana Thomas Nelson, Inc. Con Radio Martí desde 1989, ha sido editor, redactor, reportero, y director y guionista del programa “Sin Censores ni Censura”. Actualmente trabaja en martinoticias.com. Fue vicepresidente en la isla del Comité Cubano Pro Derechos Humanos.

XS
SM
MD
LG