Enlaces de accesibilidad

El uniforme escolar en Cuba “está superapretado”


Dos niñas son llevadas por su madre hacia la escuela.
La venta de uniformes escolares para las distintas enseñanzas, comenzó este lunes en toda Cuba, con vistas al próximo curso 2012-2013, pero diversas fuentes informan a Radio Martí desde la isla, que, a pesar de la apariencia de orden, esta promete ser una nueva lucha de los padres ante las carencias.

Erik, residente en el municipio de Habana del Este, padre de un niño que comienza este año el primer grado, indicó que se están dando problemas con las tallas de los uniformes escolares. “Las personas piden una talla y no la hay.”

Ante el déficit de las tallas necesarias, los empleados de los comercios a cargo de la distribución de las camisas, blusas, sayas y pantalones, recomiendan a los padres que esperen el nuevo surtido de estos productos. No obstante, la mayoría intenta adquirir los uniformes el primer día, aunque sean algunas tallas más grandes, porque como dice Erik: “mañana no se sabe”.

please wait

No media source currently available

0:00 0:00:39 0:00

La escuela se encarga de dar a los padres o a los alumnos mayores una boleta, especie de permiso, para la compra del uniforme escolar obligatorio, pero no cada año.
La guantanamera Damaris, madre de una niña de 11 años explica que “a preescolar le dan, después no le dan más hasta segundo o tercer grado, y ahí no le dan más hasta quinto grado.”

Precisamente, su hija necesita este curso de un uniforme nuevo, debido al deterioro de los anteriores y a los cambios propios de la edad. Pero “fui a pedir uno a la escuela y me dijeron que no le tocaba el papel de uniforme, porque va a hacer el sexto grado, y al sexto grado no le dan uniforme. Ha engordado demasiado; ese uniforme está superapretado,” se lamenta.

La opción que queda entonces - asegura Damaris - “es comprarlo en la bolsa negra en la calle, porque no hay papel de uniforme nunca para darle a los niños que lo necesitan de verdad.” Esta madre asegura que los precios de la camisa y la saya de uniforme oscilan entre 20 y 25 pesos cubanos.

A pesar de las mencionadas carencias, Damaris apunta que “te exigen en la escuela que vayan bien uniformados, con medias blancas, zapatos colegiales, que no dan tampoco, y tienes que comprarlos en la tienda a 130 y a 150 pesos.”

please wait

No media source currently available

0:00 0:01:18 0:00

Carmen, una adolescente de 13 años, estudiante de secundaria básica en la provincia de Santiago de Cuba, insiste en que “muchos nos quejamos porque es un solo uniforme, y se ensucian porque es una semana entera dando clases.” Por eso no faltan los padres que apenas sus hijos llegan de la escuela, corren a lavar el uniforme para que esté listo para el día siguiente a las 6 de la mañana.

La adolescente santiaguera enumeró las carencias con las que lidian cada año los estudiantes cubanos: “los libros, las sillas, las mesas nos las dan en mal estado”, y agregó que a finales del curso pasado debieron incluso conseguir las hojas de papel para sus propios exámenes.

please wait

No media source currently available

0:00 0:00:47 0:00

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG