Enlaces de accesibilidad

Túnez, tras el ataque terrorista que dejó 39 muertos en un balneario


Un policía examina el cadáver de un turista muerto por un terrorista solitario en el balneario de Sousse, Tunez

Programan 15 vuelos adicionales para facilitar la huída de los asustados turistas

El viernes, coincidiendo con el primer aniversario de la organización terrorista Estado Islámico, hubo ataques contra civiles en Francia, Kuwait y Túnez. En este último país norafricano fueron muertas a tiros 38 personas en un balneario.incluidos ocho británicos, un belga y un alemán.

Estos son los acontecimientos que han seguido al ataque en Túnez (todas las horas son locales):

9.10 a.m.

A la mañana siguiente de que un pistolero solitario matara a al menos 39 personas en un complejo turístico en una playa de Túnez el viernes, autobuses cargados de turistas se dirigían al cercano aeropuerto de Enfidha-Hammamet con la esperanza de poder regresar a sus países de origen.

El atentado en el centro vacacional de Sousse fue el peor de la historia del país y se produjo solo meses después de la masacre del 18 de marzo en el museo nacional del Bardo, en la capital, con saldo de 22 muertos. En ese caso, la mayoría también eran turistas.

Se espera que esto suponga un fuerte revés a la industria turística del país, que supone casi el 15% del Producto Interior Bruto de Túnez.

El ministro de Exteriores de Gran Bretaña, Philip Hammond, dijo que es probable que una alta proporción de los fallecidos sean ciudadanos británicos, y el operador de viajes británico Thomas Cook era uno de los agentes que el sábado empezó a evacuar a sus clientes del país norteafricano.

En su cuenta de Twitter Thomas Cook informó que había dispuesto un avión adicional para que cualquiera que quisiera pueda regresar a casa desde Túnez.

10.00 a.m.

Reía mientras mataba: Seifeddine Rezgui, presunto autor de un ataque terrorista en un balneario tunecino que dejó 39 muertos
Reía mientras mataba: Seifeddine Rezgui, presunto autor de un ataque terrorista en un balneario tunecino que dejó 39 muertos

El primer ministro de Túnez dijo que una investigación inicial muestra que el pistolero que mató a al menos 39 personas en un complejo vacacional de una región pobre del centro del país nunca había viajado al extranjero.

Habib Essid dijo que Seifeddine Rezgui, que fue abatido por la policía tras el atentado el viernes en Sousse, no era conocido de las autoridades. Era natural de la localidad de Gafur, en Siliana, y estudió en la Universidad Kairuan, agregó.

Sobrevivientes refieren que Rezgui se reía mientras seleccionaba a sus víctimas, a quienes disparaba con un AK-47 que desenfundó tras soltar un quitasol.

El grupo extremista Estado Islámico reivindicó el ataque, identificando al autor por su seudónimo yihadí Abu Yahya al-Qayrawani, según informó el Grupo de Inteligencia SITE.

El ataque fue uno de los tres que el viernes sacudieron Europa, el norte de África y Oriente Medio tras la llamada a la violencia realizada por la milicia radical.

10.40 a.m.

Desde la cama de su hospital, el turista belga Clause Besser describió cómo escuchó disparos en la playa de una localidad turística tunecina e intentó huir de un hombre armado que mató a al menos 38 personas.

Besser contó en la madrugada del sábado cómo recibió un disparo mientras corría para alejarse del tirador en la playa en Sousse.

"Para mí, de algún modo, un disparo en la pierna no es una catástrofe. Para los que murieron o quedaron mutilados de por vida, es otra cosa", dijo.

El primer ministro de Túnez, Habib Essid identificó al tirador, que fue asesinado por la policía después del ataque, como Seifeddine Rezgui. De acuerdo con el grupo de inteligencia SITE, el grupo Estado Islámico se atribuyó la responsabilidad por el ataque.

11.15 a.m.

El director del hotel Imperial Marhaba dijo que todos los huéspedes estaban siendo desalojados del hotel donde el jueves tuvo lugar un ataque terrorista que dejó 39 muertos, incluido el atacante.

Mohammed Becheur dijo el sábado que, antes del ataque, el 75% de las 370 habitaciones del hotel estaban ocupadas, una de las tasas de ocupación más altas en la ciudad turística de Sousse.

"Aunque hoy no tengamos ningún cliente mantendremos al personal trabajando", dijo en el exterior del edificio, un día después de la agresión por parte de un pistolero solitario. "Este verano será muy difícil, pero tenemos confianza a largo plazo".

La zona de playa que está detrás del hotel está bloqueada y controlada por hombres vestidos de civil con armas de fuego. Las sillas y sombrillas de paja siguen en su lugar. Tres alemanes depositaron flores en una silla de playa volcada.

Los empleados en el cercano hotel Muradia Palacio expresaron su temor a quedarse sin trabajo, ya que el atentado se produjo justo al inicio de la temporada alta.

11.25 a.m.

El gobierno de Irlanda confirmó que una enfermera irlandesa falleció en el ataque terrorista a turistas en Túnez.

Familiares y amigos dijeron que Lorna Carty fue baleada mientras tomaba el sol. Las vacaciones eran un regalo para ella y su esposo, Declan, tras una operación reciente de corazón a la que se había sometido él. Amigos de la familia que hablaron con sus dos hijos, dijeron que Lorna bajó antes que su marido a la playa, donde recibió heridas mortales por las que falleció luego en un hospital.

La pareja, ambos de unos 50 años, vivía en Robinstown, al noroeste de Dublin, donde tenían una granja. Ella trabajaba como enfermera en una clínica privada del pueblo. En el momento del ataque del viernes, su hija de 18 años estaba de vacaciones con amigos en Turquía mientras que su hijo de 21 años estaba al frente del negocio familiar.

El ministro irlandés de Exteriores, Charlie Flanagan, dijo que el diplomático irlandés que se ocupa de los temas relacionados con Túnez, el embajador en España, David Cooney, llegó el sábado al país del norte de África para ayudar a identificar a otros posibles ciudadanos irlandeses heridos o muertos en el ataque.

Los vuelos comerciales entre Irlanda y Túnez continuaron tras el ataque, pero agentes de viajes ofrecían la devolución completa a quienes quisieran cancelar su paquete. Un vuelo a la ciudad de Monastir, otro centro turístico costero al sur del atacado el viernes, salió de Dublin el viernes por la noche con tres horas de retraso y 110 de los 170 pasajeros que tenían reservado billete a bordo.

11.35 a.m.

Turistas hacen cola en el aeropuerto de Enfidha-Hammamet, en Sousse, Túnez, tras el atentado terrorista que dejó 39 muertos en un balneario local
Turistas hacen cola en el aeropuerto de Enfidha-Hammamet, en Sousse, Túnez, tras el atentado terrorista que dejó 39 muertos en un balneario local

En el aeropuerto tunecino de Hammamet, los turistas hacían cola para salir del país tras el ataque terrorista ocurrido en un centro vacacional de la localidad de Sousse.

Kathrin Schneider, una turista alemana dijo que pasaba unos días a unos 40-50 kilómetros del lugar del asalto, y que se había sentido segura durante toda su estancia.

"Pero tan pronto como nos enteramos, quisimos irnos porque cuando pasa algo así ya no te sientes seguro", dijo. "Pueden venir también a la playa en la que estábamos así que estamos contentos por irnos".

"Mucha gente de nuestro hotel partió hoy", agregó. Dijo que muchos eran familias y "si tienes niños, probablemente lo mejor sea marcharse".

11.50 a.m.

Operadores de viajes de toda Europa están evacuando a sus clientes de Túnez y cancelando los viajes al país tras el ataque terrorista en un centro turístico costero en el que murieron 39 personas.

Las empresas británicas Thomson y First Choice dijeron que miles de turistas volaban de regreso al país desde Túnez el sábado y que cancelaron todos sus vuelos a la nación del norte de África la próxima semana. La mayor asociación británica de agencias viajes, ABTA, dijo que se estima que unos 20.000 británicos estarían actualmente de vacaciones en Túnez.

Importantes turoperadores de Dinamarca, Suecia y Noruega dijeron que han paralizado sus viajes a Túnez para lo que resta de temporada, a pesar de que los ministerios de Exteriores escandinavos advirtieron a sus ciudadanos que estén vigilantes pero no desaconsejaron viajar a la zona.

Un portavoz de la Cancillería de Eslovaquia, Peter Stano, dijo que el país estaba enviando un avión de pasajeros a Túnez para repatriar a unos 150 de los 600 turistas eslovacos que están en la zona y a quienes quieran regresar a casa.

12.00 a.m.

El Ministerio de Sanidad de Túnez confirmó las nacionalidades de 10 de las 39 víctimas mortales del ataque terrorista del viernes al centro vacacional de la localidad costera de Sousse.

Entre ellas hay ocho británicos, un belga y un alemán.

El gobierno irlandés confirmó también que uno de sus ciudadanos murió en el atentado

El ministerio tunecino dijo que autorizó el traslado de los cadáveres de los fallecidos al hospital Charles Nicolle de la capital, para acelerar su repatriación.

12.40 a.m.

El ministro de Exteriores de Francia dijo que no había franceses entre las víctimas del letal ataque terrorista en Túnez en el que murieron muchos turistas, contradiciendo así una información del primer ministro tunecino.

Laurent Fabius dijo que se convocó a turoperadores a su ministerio el sábado y se les pidió que repatrien a cualquier ciudadano francés que quiera regresar, al día siguientedel ataque en el balneario de Sousse.

Antes, el primer ministro tunecino Habib Essid dijo que entre los muertos había también un francés. Sin embargo, citando conversaciones con funcionarios tunecinos, Fabius dijo: "Hasta este momento - y enfatizo hasta este momento- no se ha identificado a víctimas francesas, pero seguimos muy pendientes".

1:40 p.m.

Un portavoz del Ministerio de Salud informó que 39 personas resultaron heridas tras el atentado en una playa de Túnez, incluyendo 21 que ya fueron dadas de alta.

Chokri Nafi señaló a The Associated Press que 18 de los lesionados se mantienen bajo observación, incluyendo dos en condición crítica.

Las nacionalidades de los lesionados incluyen siete tunecinos, 25 británicos, tres belgas, un alemán, un ucraniano, un ruso, y una persona a la que siguen sin identificar.

También confirmó que, en total, fallecieron 39 personas en el balneario de Susa, incluyendo el perpetrador.

2:00 p.m.

El director del aeropuerto Enfidha-Hammamet de Túnez señaló que se ha montado una operación especial para acomodar el flujo de pasajeros que busca dejar el país tras el atentado terrorista en el que murieron 39 personas, incluido el atacante.

Mohamed Walid Ben Ghachem señaló que se han programado unos 15 vuelos adicionales en el aeropuerto, de los cuales ya partieron nueve con 1.400 pasajeros a bordo. Recalcó que cuatro de las aeronaves salieron vacías, lo que indica que al menos 1.000 personas decidieron quedarse tras el ataque.

El turista británico Matthew Price dijo que iba a recortar tres días a sus vacaciones de una semana, y que aun cuando realizaba su tercera visita a Túnez, no esperaba volver.

"Es la primera vez que temo por mi vida estando de vacaciones", dijo.

2:15 p.m.

Algunos turistas siguen tomando el sol en la playa frente al hotel de Túnez en el que un atacante asesinó a 38 personas antes de que la policía lo matara.

El sábado, embarcaciones de la policía patrullaban las aguas, mientras que autoridades a caballo recorrían la playa.

Una turista alemana dejó, entre lágrimas, flores en la escena de los ataques del viernes.

2.25 p.m.

Una gran agencia de viajes alemana informó que más de 300 clientes que tenían planeado vacacionar en Túnez han realizado solicitudes para alterar sus itinerarios y la mayoría de ellas buscan un nuevo destino.

TUI señaló el sábado que otros turistas quieren apegarse a su plan original, pero no reveló las cifras. La agencia también dio a conocer el retorno de los primeros 80 clientes procedentes el viernes de Túnez, y 120 más volverán el fin de semana.

El viernes, la agencia ofreció cancelaciones gratuitas o cambio de reservaciones para quienes habían programado viajes a Túnez hasta el 15 de septiembre. También canceló todas las excursiones planeadas a esa nación durante los próximos tres días, como medida de precaución.

XS
SM
MD
LG