Enlaces de accesibilidad

Tras ataques a iglesias, Chile garantiza la seguridad del Papa Francisco


El Papa Francisco durante la misa de Año Nuevo, en la basílica de San Pedro.

El Santo Padre comienza el 15 de enero su primer viaje internacional del 2018: su primer destino es Chile.

SANTIAGO - El gobierno chileno descartó el sábado que el Papa Francisco corra algún riesgo durante su visita a Chile la próxima semana, luego de los ataques incendiarios que afectaron en la víspera a un grupo de iglesias católicas en la capital.

El ministro del Interior de Chile, Mario Fernández, dijo a la radioemisora local BioBío que detrás de estos actos estarían grupos pequeños y con una capacidad de acción limitada, por lo que se trata de hechos que “son desde luego graves y repudiables, pero también hay que ver en su medida las cosas”.

Cinco iglesias católicas fueron atacadas por desconocidos durante la madrugada del viernes en Santiago, con la quema parcial de recintos y la detonación de artefactos explosivos “caseros”, justo antes de la visita de Francisco que comienza el próximo lunes y se extiende hasta el 18 de enero.

Fernández afirmó que el líder de la Iglesia Católica “no debiera correr riesgo” en el país.

Los ataques, que no dejaron heridos y tampoco fueron reivindicados por alguna agrupación o movimiento, ocurrieron en diferentes municipios de Santiago. En algunas de las iglesias se encontraron volantes con amenazas al Sumo Pontífice, lo que fue condenado por el gobierno.

El ministro del Interior afirmó que “se hace seguimiento de grupos que aparecen, desaparecen pero no podemos estar hablando acá de grupos importantes de articulación realmente peligrosos”.

Miles de chilenos y feligreses de naciones vecinas se preparan para acompañar a Francisco durante su próxima visita, aunque grupos de laicos, minorías y comunidades mapuche planean movilizaciones contra la máxima autoridad eclesiástica.

[Agencia Reuters]

XS
SM
MD
LG