Enlaces de accesibilidad

Serpiente de dos cabezas


Todo está en diferenciar el engaño de la realidad...

La presidenta del Comité Nacional del Partido Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, se preguntó en una entrevista con la publicación digital The Daily Signal si la política actual del presidente Barack Obama permite a Estados Unidos presionar en la mesa de negociaciones a favor de las prioridades norteamericanas, entendiéndose estas por "elecciones libres y justas, que la gente tenga el derecho de elegir a quien prefiera, que deben poder hablar libremente, incluso contra el accionar de su gobierno y no ser por eso detenidos, que deben poder moverse libremente por todo el país".

Todo un portafolio de demandas justas y válidas y de hecho, una poderosa arma en cualquier tipo de negociación con regímenes como el cubano, que se caracterizan por practicar el doble discurso, uno para el interior y otro para el exterior del país. Si algo es constante en Cuba es la dualidad de acción y pensamiento. La doble moral que permea al cubano común y corriente no es más que un reflejo del discurso hipócrita de un gobierno que prefiere entenderse con el imperialismo yanqui antes que con sus propios ciudadanos.

Esto sucede a todos los niveles, cuando de lidiar con el régimen se trata. El Programa Mundial de Alimentos crea un proyecto para alimentar a casi un millón de personas en la isla, calificados como población vulnerable, poco después que la FAO felicitara al régimen por su seguridad alimentaria.

La ONU se asemeja cada vez más al teatro del absurdo de Ionesco, censurado en Cuba por la adaptación de Juan Carlos Cremata de la puesta en escena de El Rey se muere, que casualmente pierde un poco de su absurdo ante una realidad que no muestra a un tirano, sino a dos con el mismo apellido, gobernando no por 100 sino por 55 años.

El régimen se acomoda, se metamorfosea, pero dentro de unos marcos bien definidos y rígidos, mostrando una falsa cara al mundo y otra verdadera hacia el interior, como la famosa anfisbena, la serpiente de dos cabezas. Mientras se firman acuerdos de cooperación universitaria, el diario Granma, órgano oficial del Partido Comunista, afirma que aunque se abra a internet sigue cerrado a la censura y los dictados del Partido Comunista, y se continúa con la represión violenta y el asesinato del carácter, como en el video creado por el oficialismo para difamar a las Damas de Blanco.

Ojo con este video, porque todo apunta a que puede ser el preludio de un asalto final contra el espacio de las Damas de Blanco, tanto en la iglesia de Santa Rita como en el parque Gandhi.

La dictadura funciona con una mentalidad estratégica, y este bombardeo mediático contra la cabeza de playa no violenta de las Damas en el espacio político nacional busca establecer un pretexto para acciones más contundentes, como una agresión de "ciudadanos revolucionarios indignados", con las fuerzas policiales interviniendo para garantizar la "seguridad y el orden". Las dos cabezas de la serpiente en función de un mismo objetivo.

Lo curioso de esto es que se ha descubierto que las anfisbenas realmente existen, no son puramente mitológicas como en las leyendas europeas y sudamericanas. Son serpientes muy primitivas, de las más venenosas que existen, con una falsa cabeza en la cola, la cual usan para hacer creer a sus adversarios que la falsa cabeza lo está observando, lo que les da tiempo para bien huir si el adversario es más fuerte, o atacar por sorpresa con la cabeza verdadera a su víctima más débil. Todo está en diferenciar el engaño de la realidad, como bien previene la Presidenta del Comité Nacional del Partido Demócrata.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG