Enlaces de accesibilidad

Preparativos en El Cobre para esperar al Papa


Un grupo de turistas visita el santuario donde se encuentra la Virgen de la Caridad del Cobre, la patrona de Cuba.

"Esperamos que una vez más nos bendiga a nuestro pueblo (...), que nos bendiga con salud para todos los cubanos", expresa el vendedor callejero Alexis Pomares.

Los artesanos esperan que la visita del papa Francisco al santuario de la patrona de Cuba impulse las ventas, pero los obispos anhelan que ayude a la reconciliación entre los cubanos. Francisco será el tercer Papa que visite Cuba, luego de Juan Pablo II en 1998 y Benedicto XVI en 2012.

"Con el advenimiento del Papa al poblado de El Cobre, esperamos resultados positivos", declara a AFP Alexander Maya, que tiene un puesto de venta cerca de la escalinata del Santuario de Nuestra Señora de la Caridad del Cobre, en las proximidades de Santiago de Cuba, en el oriente de la isla.

"El primer resultado que mejore esto, cosas positivas para nuestro poblado, que bastante nos hace falta", agrega Maya, que vende estampas y tallados en madera de esta Virgen mulata, así como rosarios y pequeñas piedras de El Cobre, un cotizado amuleto entre los cubanos.

El pregón de los vendedores quiebra por momentos la quietud de ese pequeño poblado agrícola de 18.000 habitantes, en uno de cuyos cerros fue inaugurado en 1927 este santuario, el más venerado y visitado de la isla.

"Esperamos que una vez más nos bendiga a nuestro pueblo (...), que nos bendiga con salud para todos los cubanos", expresa el vendedor callejero Alexis Pomares.

El Santuario del Cobre, remodelado para la visita papal en 2012, y la Catedral de Santiago de Cuba, la primera de la isla y reparada tras los daños causados por el huracán Sandy que devastó la ciudad hace tres años, lucen esplendorosas para recibir al pontífice argentino.

Un enorme cartel colgado en la pared de uno de los edificios del santuario proclama la próxima visita del "Misionero de la misericordia", quien oficiará en el templo el 22 de septiembre la última de sus tres misas en Cuba. Oficiará también misas campales en la Plaza de la Revolución de La Habana el 20 de septiembre y en Holguín el 21.

Raúl Castro ha confirmado su asistencia a todas las misas y ha destacado que Cuba recibirá a al Papa "con afecto, respeto y hospitalidad, como merece".

Los obispos cubanos han expresado que Francisco, que facilitó las conversaciones secretas que condujeron a Estados Unidos y Cuba a poner fin a medio siglo de enemistad, visitará la isla para promover "la reconciliación y la paz" entre los cubanos, así como entre estos dos países.

De visita en el Santuario del Cobre, la feligresa Briseida Mancebo agradece la "brillante" gestión mediadora de Francisco. "Nos sentimos orgullosos y agradecidos por eso", declara a AFP la mujer, que vive fuera de Cuba, mientras pide a la Virgen "fuerzas y salud para poder seguir viniendo" a su tierra natal y "prosperidad para todos los cubanos".

Según la tradición, una imagen de madera de la Virgen fue encontrada en 1612 en el mar por dos pescadores indígenas y un esclavo negro, y luego llevada a la mina de El Cobre.

El papa Benedicto XV consagró en 1916 a esta Virgen como Patrona de Cuba, donde los fieles la llaman cariñosamente "Cachita", mientras que los santeros la adoran como "Oshún", la deidad del amor. Juan Pablo II la coronó y proclamó como "Madre de la Reconciliación" entre los cubanos en una misa que ofició en Santiago de Cuba en 1998, pero no visitó el Santuario.

Su sucesor, Benedicto XVI, visitó el templo en 2012 y pernoctó en sus instalaciones, y a la mañana siguiente puso ante los pies de la Virgen una Rosa de Oro, una de las más altas condecoraciones católicas. Francisco la venerará con una misa en su templo, antes de continuar viaje a Estados Unidos, siguiente etapa de su gira.

XS
SM
MD
LG