Enlaces de accesibilidad

Expresidentes denuncian en Panamá "alteración democrática" en Venezuela


Preocupados exmandatarios de Iberoamérica por la situación en Venezuela
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:20 0:00

Exmandatarios de Iberoamérica preocupados por la situación en Venezuela.

Los ex Jefes de Estado y de Gobierno de América Latina y España afirman en el documento que la Cumbre de las Américas no puede obviar "la urgente e inaplazable necesidad de apoyar al pueblo de Venezuela".

La grave situación en Venezuela, la "alteración democrática" por la que pasa la nación sudamericana, fue denunciada en el documento "Declaración de Panamá", presentado este jueves en Panamá, en una rueda de prensa en la víspera de la VII Cumbre de las Américas, con la presencia de algunos de los firmantes.

Democracia y libertad fueron las dos palabras que más se escucharon en el Hotel W, donde en la mañana del jueves cinco expresidentes iberoamericanos presentaron el documento sobre Venezuela.

En nombre de unos 26 expresidentes y Jefes de Estado firmantes hicieron la presentación José María Aznar, expresidente del Gobierno español, y los exmandatarios de Ecuador, Osvaldo Hurtado; Jorge Quiroga, de Bolivia; Andrés Pastrana, de Colombia; y Felipe Calderón, de México.

Los firmantes, dice el documento, están "preocupados por el curso que toma la grave alteración institucional, política, económica y social que afecta sin distinciones a nuestros hermanos venezolanos". Andrés Pastrana, exgobernante de Colombia, leyó el documento y la lista de los firmantes a la prensa.

Ellos son los ex Jefes de Estado Jorge Quiroga (Bolivia); Sebastián Piñera (Chile); Andrés Pastrana, Álvaro Uribe y Belisario Betancur (Colombia); Miguel Ángel Rodríguez, Rafael Ángel Calderón, Laura Chinchilla, Óscar Arias, Luis Alberto Monge y Miguel Ángel Rodríguez (Costa Rica), José María Aznar (España), Ernesto Duhalde (Argentina), Nicolás Ardito Barletta (Panamá), Armando Calderón Sol y Alfredo Cristiani (El Salvador), Felipe Calderón y Vicente Fox (México), Lucio Guitiérrez y Osvaldo Hurtado (Ecuador), Luis Alberto Lacalle (Uruguay), Ricardo Martinelli y Mireya Moscoso (Panamá), Alejandro Toledo (Perú), Juan Carlos Wasmosy (Paraguay) y Felipe González (España).

En el texto de la declaración se expresa que la crisis en Venezuela "no admite sino soluciones negociadas y sería irresponsable y hasta criminal reducirla o desfigurarla, en su origen y efectos, a una confrontación entre el gobierno de Maduro y el llamado imperialismo norteamericano".

Y como posibilidad para el restablecimiento de la democracia en la nación suramericana el texto de los exmandatarios afirma que se necesitan garantías de los derechos políticos, económicos y sociales de los venezolanos y el rescate de la separación de poderes.

Felipe Calderón dijo que la inacción o el silencio no son opciones ante la crisis de Venezuela por lo que pidió acciones inmediatas. Y su colega de Bolivia, Jorge Quiroga, denunció la campaña de las autoridades de Venezuela tras las sanciones a siete funcionarios involucrados en las violaciones a los Derechos Humanos. Hurtado lamentó que fueran organizaciones regionales europeas las que se preocuparan por los Derechos Humanos en América Latina y no las del Continente.

La fundación Faes, presidida por el ex Jefe del Gobierno español José María Aznar, indicó que los firmantes del texto pidieron a los participantes en la reunión sumar esfuerzos para construir una "alternativa" a la crisis venezolana, informó la agencia EFE.

"La única posibilidad de restablecimiento de la democracia en Venezuela y de una efectiva garantía de los derechos políticos, económicos y sociales de los venezolanos, pasa por el rescate del principio y sistema de separación de poderes (...) a fin de que pueda asegurarse, con imparcialidad, el desarrollo de elecciones libres y justas", señaló el documento.

Fuentes bien informadas han confirmado que se espera que a la lista de firmantes se sumen otros exmandatarios en las próximas horas.

En la "Declaración de Panamá", los exmandatarios iberoamericanos pidieron también la puesta en libertad de los presos políticos y restablecer las condiciones para el ejercicio de los derechos fundamentales, según la fuente, citada por la agencia EFE.

Los 26 ex Jefes de Estado y de Gobierno afirmaron que la Cumbre de las Américas no puede obviar "la urgente e inaplazable necesidad de apoyar al pueblo de Venezuela".

Los ex Jefes de Estado y de Gobierno dirigieron su mensaje a los participantes en la cita, la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Organización de Naciones Unidas (ONU), para alertar de que "la alteración democrática que sufre el país se profundiza en lo social y lo económico" y pidieron "esfuerzos para construir una alternativa de solución" que respete los principios constitucionales y las normas internacionales.

Mitzy de Ledezma, esposa del alcalde de Caracas Antonio Ledezma, y Lilian Tintori, cónyuge de Leopoldo López, recibieron el documento tras ser rubricado por los cinco gobernantes asistentes al evento. Ellas, con palabras emocionadas, agradecieron la atención y solidaridad provenientes de tantas naciones para sus esposos y el apoyo que necesita Venezuela para rescatar la democracia, dijeron.

Por su parte, el periódico español El País destaca en un artículo este jueves que el hecho de que entre los firmantes del documento se encuentren José María Aznar y Felipe González confirma "una innegable cualidad de la República Bolivariana: el rechazo a sus acciones une hasta a los más fieros adversarios".

"El documento, una iniciativa de la Fundación Idea, ofrece un aguafuerte de la situación venezolana, donde se denuncian abusos de poder, torturas, presiones y censuras a los medios, así como la falta de independencia del poder judicial o el derrumbe económico".

El artículo señala que la intervención de Aznar en Panamá fue fiel a su estilo, es decir, "corta y severa". El expresidente español enfatizó que su misión es "la de un luchador de la libertad que sabe que en determinadas circunstancias el silencio o la inacción son cómplices, por ejemplo ante la situación absolutamente insostenible en Venezuela. Queda dicho que ni mi voz ni mi voluntad faltarán nunca para aquellos que luchan por la libertad".

Sin embargo, Felipe González, que ha anunciado su intención de asumir la asistencia legal de los dos opositores presos más destacados (Leopoldo López, líder de Voluntad Popular, y Antonio Ledezma, alcalde de Caracas) no estuvo presente en el acto.

En este reportaje se utilizaron materiales de agencias de prensa y periódicos.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG