Enlaces de accesibilidad

El precio de viajar a Cuba complica el contacto pueblo a pueblo


Exhibición de autos clásicos en La Habana. EFE

El interés por visitar la isla crece entre los residentes de una pequeña comunidad de Florida, pero las limitaciones de viajar un país sin internet y uso limitado a tarjetas de crédito frena el impulso de muchos.

El interés por visitar Cuba crece entre los turistas estadounidenses, pero el precio del paquete de viaje, el uso limitado de tarjetas de crédito y la escasa conexión a internet complican los planes de ver con sus propios ojos la isla prohibida por tantos años.

"Vi que había un gran interés en viajar a Cuba", dijo en inglés Denise Goins, propietaria de la agencia de viajes Discovery Travel, con oficinas en Daytona Beach, una pequeña comunidad de la Florida, donde este martes se realizó un seminario sobre viajes a Cuba, con bailarinas y galleticas cubanas incluidas.

Goins dijo en entrevista con Martí Noticias que el cambio de política de Estados Unidos hacia Cuba y los publicitados viajes de contacto pueblo a pueblo han despertado el interés por la isla en su comunidad, pero una de las principales preocupaciones radica en el precio de viajar a Cuba, superior a los $5.000.

"Muchas personas lo encontraron muy interesante y quieren ir a Cuba, pero el precio parece ser más caro que otros tours, pero eso es porque todo debe ser incluido", explicó.

El turista goza de poca libertad para aventurarse por las calles cubanas, solamente unas cuantas horas en la tarde. El resto del tiempo debe ir con el grupo a cada una de las excursiones y desayunar, almorzar y comer juntos.

En el seminario, impartido por el representante de Globus & Cosmos Tours, Patrick Ludvigsen, se discutieron los requisitos legales para viajar a la isla y, si bien se mostraron curiosos sobre el proceso, no tienen el menor temor a complicaciones de este tipo.

"Eso no es algo que ni siquiera pasa por su mente", dijo Goins. Sin embargo, una pregunta frecuente es: "¿Cuándo se abrirá Cuba?".

"Todo el mundo gruñó cuando (el agente de viajes) dijo que no hay servicio de telefonía móvil y que la Wi-Fi casi no existe, pero estaban muy felices de que el embargo haya sido levantado un poco y de que pueden traer a casa un par de puros", contó Goins del intercambio.

"Los americanos piensan que es ridículo que hayamos tenido este embargo. Están listos para viajar allá y tal parece que todos quieren ir a ver los carros viejos", continuó.

Gestionar la documentación necesaria para obtener la visa cubana constituye un reto para las agencias de viaje. "Pero lo hice porque es excitante… y tengo la oportunidad de ofrecerles esta experiencia cultural", dijo Goins.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG