Enlaces de accesibilidad

Piden cese inmediato de la represión para callar a la disidencia en Cuba


Miembros de la Policía y de la seguridad cubanas disuelven por la fuerza una protesta de las Damas de Blanco en La Habana, donde reclamaban la libertad de los presos políticos. EFE/Alejandro Ernesto

"La detención, golpiza y amenaza de disidentes en vísperas de la visita del Papa sugiere que el gobierno cubano hará todo aquello que esté a su alcance para acallar cualquier expresión de disenso" dijo el director de Human Rights Watch.

La organización Human Rights Watch instó al Gobierno de Cuba el cese inmediato de la represión dirigida a silenciar la disidencia antes y durante la visita del papa Benedicto 16 a la isla.

En un comunicado, la entidad pro derechos humanos con sede en Nueva York, citó una lluvia de denuncias recibidas de activistas y disidentes cubanos maltratados en Holguín, La Habana, Guantánamo, Palma Soriano, Matanzas, Pinar del Río, Sancti Spíritus y Santiago de Cuba.

El director de Human Rights Watch para las Américas, José Miguel Vivanco, subraya que las golpizas, arrestos y amenazas a disidentes previo a la visita del Papa, sugiere que el régimen de La Habana hará todo lo que esté en su poder para sofocar toda disidencia, mientras la atención del mundo esté en la isla.

"La detención, golpiza y amenaza de disidentes en vísperas de la visita del Papa sugiere que el gobierno cubano hará todo aquello que esté a su alcance para acallar cualquier expresión de disenso" anotó Vivanco.

"Estos actos de represión ponen en evidencia el escaso margen que existe en Cuba para la manifestación de opiniones que no estén alineadas con el gobierno de Castro", agregó.

Entre los testimonios recibidos, Human Rights Watch cita el caso de una Dama de Blanco retenida 45 días junto a otras 21 mujeres, en celdas tan hacinadas que debían permanecer todas de pie, tras ser arrestadas por participar en una marcha pacífica.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG