Enlaces de accesibilidad

La mayoría de los asesinados en asalto Talibán en Pakistán eran niños


Varios alumnos acompañan a sus madres tras ser rescatados por las Fuerzas de Seguridad durante el ataque talibán contra un colegio gestionado por el Ejército en Peshawar (Pakistán).

El ataque comenzó temprano cuando una media docena de hombres armados entró en la escuela. Comandos militares llegaron pronto al lugar e intercambiaron fuego con los asaltantes.

Talibanes armados irrumpieron este martes en una escuela militar en la ciudad de Peshawar, en el noroeste de Pakistán, dando muerte a 141 personas --la mayoría niños--, en el peor atentado que sufre el país en años, indicaron las autoridades.

El portavoz militar, Asim Bajwa, precisó que 132 de las víctimas eran niños, y los otros nueve personal de la escuela. Añadió que el ataque fue perpetrado por siete individuos con chalecos forrados de explosivos, con la intención de no tomar rehenes. Irrumpieron al lugar y abrieron fuego a mansalva.

El primer ministro paquistaní, Nawaz Sharif, condenó el asalto y se dirigió a Peshawar para mostrar su apoyo a las víctimas. La masacre ocurrió horas después que concluyera un operativo policial preventivo en la escuela.

Varias personas asisten al funeral de uno de los estudiantes asesinados en el ataque talibán contra un colegio gestionado por el Ejército en Peshawar, Pakistán, el 16 de diciembre del 2014.
Varias personas asisten al funeral de uno de los estudiantes asesinados en el ataque talibán contra un colegio gestionado por el Ejército en Peshawar, Pakistán, el 16 de diciembre del 2014.

El espantoso episodio fue obra de milicianos del grupo armado talibán Tehreek-e, que trata de derrocar al gobierno. Decenas de heridos fueron llevaros a hospitales locales mientras padres aterrados buscaban a sus hijos. El ataque comenzó temprano cuando una media docena de hombres armados entró en la escuela. Comandos militares llegaron pronto al lugar e intercambiaron fuego con los asaltantes.

Reacciones internacionales al ataque

Varias personalidades reaccionaron indignadas tras la masacre cometida en una escuela militar pakistaní en Peshawar, por un grupo radical talibán que dejó un saldo de 141 muertos, la mayoría de ellos niños.

"Estoy desconsolada por este acto terrorista sin sentido y a sangre fría. No hay lugar en una escuela con niños inocentes para un horror así. Condeno esos actos atroces y cobardes", afirmó la Premio Nobel de la Paz, Malala Yousafzai.

El primer ministro de la India, Narandra Modi, expresó que "nuestros pensamientos están con todos aquellos que perdieron a seres queridos. Sentimos su dolor y ofrecemos nuestras profundas condolencias."

Y el presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, afirmó que "el asesinato de niños inocentes es contrario al islam", y ofreció sus condolencias a las familias de las víctimas.

El ministro alemán de Asuntos Exteriores, Frank-Walter Steinmeier, señaló que tomar niños como rehenes y asesinarlos sobrepasa todo lo que Pakistán ha conocido hasta ahora.

David Griffiths, de Amnistía Internacional para Asia y el Pacífico, dijo que "no puede haber ninguna justificación para atacar a niños de esa manera."

XS
SM
MD
LG