Enlaces de accesibilidad

Afirma que es el momento de traer a Estados Unidos los empleos enviados al extranjero

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, promovió el sábado la idea de aumentar la eficiencia del Gobierno y buscó convencer a las compañías estadounidenses de que ha llegado el momento de traer de vuelta los empleos que mandaron al extranjero.

Obama dedicó su mensaje por radio e Internet a exhortar al Congreso y al sector privado a unirse al esfuerzo y prometió nuevos incentivos fiscales a las empresas que traigan empleos a Estados Unidos en lugar de enviarlos al extranjero.

El mandatario desea que el Congreso le garantice que someterá a votación en un plazo máximo de 90 días cualquier idea que él proponga para consolidar agencias federales, siempre y cuando su plan ahorre dinero y disminuya el tamaño del Gobierno.

La agencia Prensa Asociada (AP) dijo que la primera orden del mandatario en este sentido sería fusionar seis importantes agencias de comercio en una sola, lo cual eliminaría al Departamento de Comercio, entre otras.

"En la actualidad tenemos una economía del siglo XXI, pero aún tenemos un Gobierno organizado para el siglo XX", afirmó Obama. "A través de los años las necesidades de los estadounidenses han cambiado, pero nuestro Gobierno no. De hecho se ha vuelto aún más complejo. Y eso tiene que cambiar".

"Ustedes han oído hablar del 'outsourcing' (subcontratación). Bueno, esto es 'insourcing' (traer los empleos de regreso)", afirmó Obama. "Y en este momento decisivo para la clase media y los que buscan ingresar a ella, ése es exactamente el tipo de compromiso con el país que necesitamos".

Por su parte, los republicanos utilizaron su mensaje semanal para promover el proyecto Keystone XL que trasladaría petróleo desde Canadá a las refinerías texanas en la costa del Golfo de México.

XS
SM
MD
LG