Enlaces de accesibilidad

Obama centra atención en homenaje a Martir Luther King


Imagen de la tumba de Martin Luther King y su mujer Coretta Scott King en Atlanta, Estados Unidos.

Obama estará acompañado por los ex presidentes Jimmy Carter y Bill Clinton en la escalinata del monumento.

El presidente Barack Obama no necesitará mencionar la raza -un tema del que no habla mucho en público- cuando acuda el miércoles más tarde al monumento a Lincoln al cumplirse 50 años de la Marcha sobre Washington.

Su sola presencia en el festejo conmemorativo del miércoles aglutinará la realización de los sueños de centenares de miles de personas que se congregaron en ese lugar hace 50 años en defensa de la igualdad racial, pero también personificará que sigue la lucha por ese objetivo elusivo.

Cuando llegó a la presidencia, Obama saltó una barrera pesada que muchos otros antes que él empujaron, pero su presidencia ha sido salpicada por repercusiones racistas y su gobierno se ha visto obligado a librar batallas que ya eran dadas por ganadas, como garantizar el acceso por igual a los comicios.

Obama seguramente hablará tras un programado repique generalizado de campanas de las iglesias y otras instituciones a las 3 de la tarde, el momento en el que hace exactamente cinco décadas el reverendo Martin Luther King Jr. pronunció su vibrante discurso "Tengo un sueño".

Obama estará acompañado por los ex presidentes Jimmy Carter y Bill Clinton en la escalinata del monumento. Otras luminarias presentes serán Lynda Bird Johnson Robb, hija del presidente Lyndon Johnson, que en 1964 firmó la Ley de los Derechos Civiles y en 1965 la Ley del Derecho al Voto.

Para el miércoles por la mañana se planeó que haya una marcha, encabezada por una réplica de un autobús que la líder de los derechos civiles Rosa Parks usó cuando se negó a ceder su asiento a un hombre blanco en 1955. Una marcha efectuada el sábado atrajo a decenas de miles de personas al monumento a Lincoln.
XS
SM
MD
LG