Enlaces de accesibilidad

Ministro venezolano: "no puede ser que un caramelo cueste más que un litro de gasolina"


Un par de hombres trabajan en una estación de servicio de gasolina en Caracas.

El ministro de Economía y Finanzas, Rodolfo Marco, dijo que pronto habrá anuncios muy importantes en el tema de la gasolina por que no puede ser que un caramelo cueste más que un litro de combustible.

Venezuela se prepara para anunciar en los próximos días cambios a su política de precios de la gasolina, dijo el ministro de Economía y Finanzas, Rodolfo Marco, en una entrevista emitida el viernes por el canal estatal de noticias Telesur.

La medida que evalúa el Gobierno socialista de Nicolás Maduro busca un "precio justo" por la venta del combustible, en momentos en que la nación petrolera se enfrenta a una baja de 60 por ciento en sus ingresos por la venta de petróleo y está en una recesión económica.

"Pronto habrá anuncios muy importantes en el tema de la gasolina (...) La población está clara, no puede ser que un caramelo cueste más que un litro de gasolina", dijo Marco en una entrevista que se grabó el 12 de febrero.

El funcionario agregó que el Gobierno está revisando la estructura de costos, pero no ofreció detalles.

"Te puedo poner cualquier cantidad de ejemplos. Una botellita de agua pequeña cuesta 100, 200 veces más que un litro de gasolina. Bueno vamos a pagar el precio justo y parte de eso es la estructura de costos que estamos revisando", apuntó el funcionario.

En su informe anual ante la Asamblea legislativa a comienzos de año, el presidente Nicolás Maduro, que en el pasado rechazó un ajuste del precio del combustible, dijo que "llegó el momento" de subir el precio de la gasolina más barata del mundo.

Los subsidios al precio del combustible, que venden estaciones de servicio estatales en todo el país, le cuestan a Venezuela 12.500 millones de dólares anuales.

En la nación petrolera se puede llenar el tanque de 60 litros de un automóvil sedán por menos de un dólar, cuando en países como Uruguay puede costar hasta 114 dólares.

La inflación más alta del continente

Venezuela permitió el jueves una depreciación del 69 por ciento cuando el dólar se disparó a 170 bolívares en promedio en el debut de operaciones del sistema marginal de divisas (Simadi), el primer mecanismo cambiario con una tasa establecida por el mercado desde que fue instaurado un férreo control de cambios hace más de una década.

La medida tomada por el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, llega en momentos en que el flujo de divisas que recibe el Estado se ha reducido un 60 por ciento, la economía cayó en contracción y la inflación es la más alta del continente.

El nuevo mecanismo cambiario convivirá con otros dos sistemas. En uno, el Gobierno asigna dólares a una tasa fija de 6,3 bolívares para importar alimentos y medicinas, que en su mayoría tienen precios regulados; en el otro vende dólares a un precio inicial de 12 bolívares para otras importaciones.

XS
SM
MD
LG