Enlaces de accesibilidad

Enfermera española ya está curada del ébola


Personal sanitario se concentra en la madrileña calle Génova en apoyo a Teresa Romero, infectada con el virus del ébola.

Teresa Romero fue diagnosticada con ébola hace dos semanas, convirtiéndose en la primera persona en contraer la enfermedad fuera de África en el brote actual.

La enfermera española infectada por ébola en Madrid después de cuidar a dos pacientes con el virus dio negativo en un segundo examen, lo que significa que está curada de la enfermedad, dijeron el martes médicos del hospital donde está internada.

Teresa Romero, de 44 años, fue diagnosticada con ébola hace dos semanas, convirtiéndose en la primera persona en contraer la enfermedad fuera de África en el brote actual.

La enfermera, que trató a dos religiosos españoles repatriados de Liberia y Sierra Leona, ha dado negativo en cuatro tests consecutivos en los últimos cuatro días para detectar la enfermedad, dijeron sus médicos.

"Consideramos que se cumplen los criterios de curación del virus ébola establecidos por la OMS (Organización Mundial de la Salud)", dijo el doctor José Ramón Arribas, jefe de la unidad de Enfermedades Infecciosas y Medicina Tropical del Hospital Carlos III.

El comité que gestiona la crisis de la enfermedad en España estima que para considerar curado de ébola a un paciente deben producirse dos resultados negativos con un intervalo de 48 horas y sin que el afectado reciba tratamientos que puedan enmascarar un falso negativo.

La enfermera, internada el 6 de octubre tras presentar fiebre durante una semana, dejó de recibir esos tratamientos el viernes, cuando ya apuntaba a una mejoría en su estado, y se le efectuó un test el sábado que dio negativo, dijo el comité.

"Que alguien sobreviva es algo para ser celebrado y algo extraordinario (...) Lo cierto es que se ha curado de ébola y esto siempre es esperanzador", dijo la doctora Marta Arsuaga, del hospital Carlos III.

Romero, que en el transcurso de la enfermedad tuvo un problema respiratorio, no recibirá el alta por el momento hasta que se recupere de los daños que haya causado en su organismo la enfermedad, que provoca hemorragias y ataca órganos vitales como el hígado o los riñones.

Expertos consultados por Reuters dijeron que una vez que un paciente con ébola da negativo en las pruebas significa que sus anticuerpos han sido capaces de reaccionar contra el virus.

Pero dijeron que todavía podrían quedar restos de ADN del virus y expresaron cautela ante las pocas evidencias clínicas que hay en torno a los sobrevivientes de la enfermedad.

Los médicos dijeron que seguirían vigilando el estado de la paciente para que no quedara ninguna secuela y que en una enfermedad como el ébola hay que esperar varios días hasta que el paciente vuelva a la situación previa a la infección.

"En cualquier enfermo de ébola puede no quedar ninguna secuela una vez superada la infección", dijo el doctor Fernando de la Calle.

En el hospital siguen ingresadas 15 personas que tuvieron contactos de alto riesgo con la enfermera, incluido su marido. Ninguno presenta síntomas.

Los médicos dijeron que para considerar que España esté libre de ébola, es necesario que pasen 42 días desde la curación o la muerte del último caso confirmado.

El actual brote de ébola, el peor de la historia, ha dejado unas 4.500 personas muertas, sobre todo en Liberia, Guinea y Sierra Leona.

Tu opinión

Mostrar los comentarios

XS
SM
MD
LG