Enlaces de accesibilidad

Kansas City ganó la Serie Mundial, 7x2 ante los Mets


Citi Field Stadium.

La decisión del clásico de octubre llegó en el capítulo doce. El puertorriqueño Christian Colón impulsó la carrera decisiva.

El emergente Christian Colón remolcó la carrera decisiva, en el preámbulo de una explosión ofensiva, y los Reales de Kansas City conquistaron en el quinto juego --un extrainnings-- la Serie Mundial 2015 de las Grandes Ligas, 7x2 sobre Mets de Nueva York.

La decisión del clásico de octubre llegó en el capítulo doce, en el estadio de la Gran Manzana, cuando el marcador era 2x2 en la pizarra. Addison Reed, cuarto hombre en la lomita de los derrotados, permitió un hit del receptor Salvador Pérez --sustituido en las bases por el corredor Jarrod Dyson -- y después del robo de la intermedia, y del out sobre Alex Gordon, que llevó a Dyson a tercera, Colón disparó el sencillo que hubiera bastado.

Entonces el Citi Field pareció abrirse bajo los pies del equipo home club: Paulo Orlando se embasó con un error del camarero Daniel Murphy, Alcides Escobar remolcó otra carrera con un doble, Ben Zobrist recibió boleto intencional y Lorenzo Caín trajo a tres compañeros a la goma, con biangular sobre el envío de otro relevista, Bartolo Colón.

HARVEY Y VOLQUEZ

Matt Harvey y Edinson Vólquez abrieron el desafío y no defraudaron a sus parciales, a pesar de que el dominicano soportó un cuadrangular de Curtis Granderson que puso al frente a los Mets, 1x0 en el primer capítulo.

Nueva York llenó las bases en el sexto, cuando Granderson entró en circulación por transferencia, David Wright pegó un hit y Murphy quedó quieto por error en fildeo de Eric Hosmer. Entonces Yoenis Céspedes fue dominado en palomón al cuadro --en ese turno se había golpeado así mismo la rodilla izquierda-- y Lucas Duda propulsó a Granderson con fly de sacrificio.

Harvey se encaminaba al triunfo, 2x0 en el noveno acto, pero los Reales consiguieron sensacionalmente el empate. Base a Lorenzo Caín, robo y doble de Hosmer propiciaron una carrera; Jeurys Familia fue convocado a la lomita, y aunque silenció a Mike Moustakas y a Salvador Pérez, en batazos por el infield, Hosmer alcanzó allí el home y la igualdad, impulsado por Pérez.

Ya se había iniciado el desfile de apagafuegos y nuevamente Kansas hizo mejor las cosas, porque el elenco de Nueva York sumó solo cuatro hits en las doce entradas, en tanto los campeones dieron 10 en su trayecto hacia la victoria.

Kelvin Herrera, Luke Hochevar y Wade Davis trabajaron seis capítulos, en sustitución de Vólquez, con dos hits tolerados, una base por bolas, seis ponches y ninguna anotación. Ganó Hochevar y perdió Reed, en tanto Salvador Pérez era proclamado el MVP del Clásico de Octubre, segundo título de la franquicia después de aquel de 1985.

XS
SM
MD
LG