Enlaces de accesibilidad

Caso Nisman: Nuevas pruebas fortalecen hipótesis de suicidio


Manifestación del 21 de enero exigiendo justicia tras la muerte del fiscal argentino Alberto Nisman, en Buenos Aires.

"En la pistola, cargador, cartuchos y vainas se halló un mismo perfil genético que coincide con el perfil genético de la muestra referida como indubitable del occiso", indicó un comunicado de la fiscal Viviana Fein, quien investiga el caso.

Los resultados de laboratorio realizados sobre el arma de la que salió el disparo que mató a Alberto Nisman solo tenían muestras de ADN del Fiscal argentino, lo que fortalece la hipótesis del suicidio, informó la justicia este viernes.

"En la pistola, cargador, cartuchos y vainas se halló un mismo perfil genético que coincide con el perfil genético de la muestra referida como indubitable del occiso", indicó un comunicado de la fiscal Viviana Fein, quien investiga el caso.

Fein había solicitado una pericia de ADN sobre material recogido el 19 de enero, al día siguiente de aparecer muerto Nisman, lo que incluye además de la pistola, el cargador, los cartuchos y las vainas, una camiseta y el pantalón corto que tenía puestos la víctima.

El Fiscal, de 51 años, que investigaba el atentado a la mutual judía AMIA perpetrado en Buenos Aires en 1994 con un saldo de 85 muertos, fue encontrado muerto de un balazo en la sien en el baño de su departamento del barrio de Puerto Madero, en un lujoso edificio rigurosamente vigilado.

Tanto es así, que los peritos de la policía se enfrentan a la ardua tarea de relevar y cotejar las imágenes de todas las cámaras de seguridad con que cuenta, tanto en su interior como en el exterior, el complejo de tres torres donde vivía Nisman.

El cotejo de ADN fortalece la hipótesis del suicidio del alto funcionario judicial, después de que los peritos que hicieron la autopsia, el 19 de enero, habían concluído que "no hubo intervención de terceras personas" en la muerte del Fiscal.

La muerte de Nisman, aún sin esclarecer, se encuentra rodeada de conjeturas y suspicacias, ya que el Fiscal murió el domingo 18, en vísperas de explicar en el Congreso una denuncia contra la presidenta Cristina Kirchner por confabular para encubrir a imputados iraníes en la causa por el atentado a la AMIA.

La causa que investiga Fein está caratulada como "muerte dudosa" y el abanico de posibilidades incluye el suicidio, el suicidio inducido o el asesinato.

La presidenta Kirchner habló primero de suicidio en una carta publicada en las redes sociales, pero poco después en una segunda misiva se mostró convencida de que había sido un asesinato.

Nisman fue sepultado el jueves en un cementerio israelita en la periferia oeste de la capital argentina, donde fue aplaudido como héroe entre quienes lo consideran una víctima del Gobierno.

Kirchner vinculó su muerte con la remoción en diciembre pasado de la cúpula del Servicio de Inteligencia (SI) y denunció un complot desestabilizador de los espías desplazados.

El Ejecutivo redobló la apuesta y anunció la disolución del SI y su reemplazo por otro organismo en el marco de una profunda reforma del sistema de Inteligencia. El proyecto comenzará a debatirse el lunes en sesiones extraordinarias del Congreso, según se publicó este viernes en el Boletín Oficial.

El eje de la denuncia del Fiscal, hecha pública cuatro días antes de su muerte, era un acuerdo firmado por el Gobierno argentino con Irán que, según Nisman, pretendía encubrir a acusados iraníes por el ataque a la AMIA a cambio de contratos comerciales con Teherán, entre otros puntos.

XS
SM
MD
LG