Enlaces de accesibilidad

Empresas españolas buscan su filón en el acuerdo Cuba-EEUU


Uno de los hoteles que la cadena Meliá posee en Varadero.

Una serie de artículos detallan hoy los principales sectores en los que España se podría ver beneficiada en el futuro con el restablecimiento de las relaciones entre EEUU y Cuba.

La prensa española recoge con entusiasmo la noticia del restablecimiento de las relaciones diplomáticas y comerciales entre Estados Unidos y Cuba, lo que supondría para ese país un importante empujón económico.

La portada del diario económico Cinco Días, el más importante del país, titulaba así su edición del día posterior al anuncio: "Oportunidad para España", ilustrándola con una foto del presidente Obama y una serie de artículos abarcando los principales sectores en los que España se podría ver beneficiada en el futuro.

El turismo y las infraestructuras, dos de las esferas más pujantes en una economía aún dañada por la crisis que azota el país desde 2008, pueden ser los que más negocio aporten a medio plazo, según refleja este diario, que además señala en otro de sus artículos que la distribución, alimentación o banca serían otros ámbitos en lo que se abrirían caminos.

Portada del diario Cinco Días tras el anuncio de la nueva era diplomática entre Estados Unidos y Cuba.
Portada del diario Cinco Días tras el anuncio de la nueva era diplomática entre Estados Unidos y Cuba.

España sigue siendo en la actualidad el primer socio comercial europeo de Cuba y el tercero a nivel mundial después de Venezuela y China, con una balanza comercial que recoge un superávit de más de 610 millones de euros en 2013, según datos del Instituto de Comercio Exterior de España (Icex). Este mismo organismo cifra en un centenar el número de empresas españolas que hay instaladas en la isla.

En lo que respecta a la balanza comercial, realizó exportaciones a Cuba el año pasado por valor de casi 800 millones de euros, mientras que los bienes que importó desde allí supusieron un coste de 190 millones. Este es el tercer mercado latinoamericano para España, después de México y Brasil.

Por su parte, el medio económico Expansión también califica la noticia como una "Nueva etapa para los intereses españoles". Como ejemplo cita el hecho de que actualmente Cuba cuenta con un buen número de empresas turísticas españolas, esencialmente cadenas hoteleras.

Una de ellas, Meliá, subió hoy en Bolsa más del 3% tras el anuncio de Obama y Castro. Este medio señala que "la presencia empresarial española se concentra actualmente en el turismo, el transporte y, hasta hace un par de años, la energía". Las inversiones rondan los 1.800 millones de euros en estos momentos.

Hoteles y energéticas españolas en Cuba

Sin duda, una de las empresas españolas que siguen con mayor interés los acontecimientos es precisamente la cadena hotelera Meliá, que cuenta con 27 establecimientos en Cuba, nueve de ellos en Varadero. Esta compañía lleva 25 en el país y posee 13.000 habitaciones, un 15% de toda la oferta mundial de esta empresa.

Parte de la información que aporta Cinco Días sobre la balanza comercial entre España y Cuba.
Parte de la información que aporta Cinco Días sobre la balanza comercial entre España y Cuba.

Con una decena de hoteles, Iberostar dispone de 3.838 habitaciones en la isla, seguido de RIU que posee un cinco estrellas y 1.110 habitaciones en Varadero como otras empresas del sector turístico destacadas en el país. Hay que recordar –como indica Expansión– que también NH regresó después de tres años de ausencia gestionando un hotel de 220 habitaciones en La Habana.

En cambio, otras cadenas como Occidental abandonaron Cuba por desacuerdos con los contratos exigidos por el Gobierno de Raúl Castro para seguir funcionando.

Tampoco las líneas aéreas han descartado el país como destino para sus vuelos. A pesar de que Iberia dejó de operar la ruta Madrid-La Habana en 2013 por baja productividad dentro de la reestructuración de la compañía, Air Europa sigue ofreciendo un vuelo diario entre ambas capitales.

No obstante, en una hipotética liberalización de los vuelos desde Estados Unidos, Iberia sigue contando con sus operaciones en Miami hacia Madrid y Barcelona. Esta aerolínea es, además, la principal compañía europea con conexiones en Latinoamérica, lo que también le supondría una ventaja para gestionar el tráfico de turistas.

En el sector energético, Repsol ha sido la más interesada en la isla con las prospecciones de gas y petróleo que comenzaron en 2012 con la plataforma Scarabeo 9, mediante la que esperaba obtener 20.000 millones de barriles de crudo. La oposición de Estados Unidos por cuestiones económicas le hizo abandonar el proyecto pocos meses después.

En otros sectores como el del tabaco, la prensa española también apunta que Imperial Tobacco, dueña de la tabaquera Altadis, subía un 1.65% en bolsa en el mercado londinense tras el acuerdo entre Cuba y Estados Unidos.

Según indicó a Efe el profesor de Economía de la escuela de negocios Esade Agustí Ulied, será fundamental para las empresas españolas ya establecidas en Cuba que "aprovechen los primeros meses para afianzarse en el país" una vez ocurran los cambios esperados. También señala que la "lucha será difícil" en el sector de la construcción, puesto que las compañías españolas tendrían que competir con las estadounidenses, que poseen unos lazos geográficos y familiares muy importantes con la isla.

Según datos de 2012, los principales proveedores de Cuba son Venezuela con un 44% del total, China (9%), España (7%), Brasil (5%), EEUU (4%) y México (4%).

XS
SM
MD
LG